Recomendada

La Semana hace 50 años: el FBI sigue la pista del ''pirata'' que hizo aterrizar un avión en Mérida

A los 77 años de edad fallece en París el Duque de Windsor, quien había renunciado al trono de Gran Bretaña. Coronan a María Eugenia G. Cantón como reina de los festejos del Día de la Marina. Inusitado fallo de un Jurado Popular. La tarifa de autobús costará 40 centavos

Domingo 28 de mayo de 1972: muere el duque de Windsor, que abdicó al trono por amor

DUQUE DE WINDSOR.— LONDRES (UPI).— El Duque de Windsor, que abdicó al trono de Gran Bretaña por la mujer que amaba, murió hoy en su casa de las afueras de París, anunció el Palacio de Buckingham.

“Es con profundo dolor que debemos anunciar que su alteza real el Duque de Windsor ha muerto en su hogar en París a las 2:25 de hoy”, dice el anuncio del Palacio Real.

Los duques de Windsor retratados por Yousuf Karsh en 1971

El exmonarca tenía 77 años. El duque había vivido con su esposa la duquesa Wallis Warfield Simpson en una finca de campo en las afueras de París desde su abdicación como rey de Gran Bretaña para contraer nupcias con la divorciada ciudadana norteamericana. La naturaleza de su enfermedad no fue revelada.

CARDENAL.— GUADALAJARA (AEE).— El cardenal José Mariano Garibi Rivera murió ayer en esta ciudad a las 23:40 horas, víctima de un edema glacopulmonar. El día 24 de este mes había sido internado en el sanatorio de Trinidad por sufrir deshidratación y congestión pulmonar. A las 21 horas, el cardenal Garibi, primer purpurado que tuvo México y nacido en Guadalajara hacía 83 años, recibió los santos óleos del arzobispo coadjutor Francisco Javier Nuno.

BENITO JUÁREZ.— Una población de México que no venera a Juárez está incompleta en su historia, afirmó ayer el secretario de Gobernación, Mario Moya Palencia, en el parque de Santa Lucía de Valladolid, donde descubrió un busto del Benemérito, como parte del programa que cumplió en su segundo día de estada en Yucatán.

El ministro llegó a Valladolid procedente de Chichén Itzá a las 14 horas. Además de descubrir el monumento a Juárez, presidió una guardia ante un monumento al patricio en Temozón, inauguró una plaza cívica al Benemérito en Tizimín y descubrió otro busto de Juárez en Hoctún.

PRIMERA COMUNIÓN.— En la capilla de las Reverendas Madres de la Cruz recibió ayer por primera vez el sacramento de la Eucaristía, de manos de monseñor Juan Arjona Correa, el niño Fernando José, hijo de los esposos Fernando Ponce García y Margarita Díaz Rubio, quienes ofrecieron después, en el comedor de la misma residencia, un desayuno a sus invitados. Son padrinos del neocomulgante sus tíos esposos Rodrigo Díaz Rubio e Ileana Gutiérrez Solís.

TORNEO.— Anoche concluyó en el Club Campestre el Torneo de Tenis del Sureste de México, en el que se coronaron campeones en singles Jorge Mendoza Islas, en la rama varonil, y la campeona nacional Elena Subirats, en la femenil. La entrega de los trofeos correspondientes estuvo a cargo de Carlos Goff Rendón, Oswaldo Millet Rendón y Luis García Morales.

Elena Subirats con el trofeo de singles femeninos en el Campestre

(De “Diario de Yucatán” número 16,899)

Lunes 29 de mayo de 1972: secretario de Gobernación disfruta su visita a Yucatán

VISITA.— Gratos recuerdos de su primera visita a Yucatán en los últimos nueve años acompañaron anoche, en su retorno a la metrópoli, al secretario de Gobernación, Mario Moya Palencia, sobre todo porque su joven esposa, Marcela Ibáñez, con inesperado “golpe” de simpatía derrocó al ministro del primer plano de la gira al subir a las tablas, en pleno programa de inauguración del Teatro de la Danza, y bailar por primera vez en su vida la jarana, con un vaso ileso sobre su pelo negro.

Moya Palencia, después de recorrer a caballo Chichén Itzá en compañía del gobernador Carlos Loret de Mola e ir de compras a la Plaza Grande, solo, como un visitante más, inauguró ayer por la tarde el teatro, la Sala de Exposiciones de Artes Plásticas y, en el fraccionamiento Jardines de Mérida, el parque dedicado a Margarita Maza de Juárez, ocasión en que el ministro pronunció emotivo discurso sobre la “gran señora de la Patria” que compartió, por los camiones de México, los azares de las luchas que libró el “presidente peregrino”. Horas más tarde, y poco antes de salir al aeropuerto, señaló que lo distinto y especial de su viaje a Yucatán fue el clima familiar de la visita, que le permitió compartir con su esposa e hijos hasta los actos oficiales.

MARINA.— PROGRESO.— Con la coronación de la reina de los festejos, señorita María Eugenia G. Cantón Castillo, durante lucido baile en La Terraza, principió anteanoche el programa de actos conmemorativos del Día de la Marina Nacional. El baile se inició con el desfile de reinas invitadas, que pasaron por entre una valla compuesta por elementos de la Armada, con uniformes de gala.

(De “Diario de Yucatán” número 16,900)

Martes 30 de mayo de 1972: fallece el doctor Pastor B. Molina Castilla

FALLECIMIENTO.— En la frontera de los 80 años y después de prolongada dolencia, ayer por la mañana se desligó de la vida en la capital de la República, donde residía desde hacía tres décadas, el doctor Pastor B. Molina Castilla, ameritado galeno perteneciente a una antigua y estimada familia emeritense.

Penúltimo de los 14 hijos del matrimonio que formaron Audomaro Molina Solís y Vicenta Castilla y Castilla, don Pastor nació el 27 de julio de 1893, aprendió las primeras letras en el Colegio Teresiano, pasó después al Colegio San Ildefonso, inició el estudio de su carrera en esta misma capital y los continuó en el Jefferson College de Filadelfia, donde se graduó de médico en 1918. Después de tomar cursos de especialización en Oftalmología en París y Nueva York, ejerció en el St. Elizabeth Hospital de Filadelfia hasta 1924, año en que trasladó su residencia a Mérida.

Fue autor del primer trasplante de córnea en México y a principios de los años cuarenta tradujo del inglés al español el famoso libro sobre Broncoesofagoscopía del doctor Chevalier Jackson, traducción que la Editorial Porrúa publicó luego en un libro. En 1945 trasladó su residencia a la ciudad de México, donde continuó el ejercicio de su profesión en diversos hospitales.

El sepelio del extinto caballero ha sido dispuesto para hoy a las 12 i.m. en esa misma capital. Su viuda Faustina Zapata Aznar, hermanos presbítero Audomaro, reverenda madre Cecilia de la congregación de Jesús y María, María Teresa viuda de Rivero y Ana viuda de G. Cantón (en Los Ángeles); hermanas políticas Adolfina Zapata Castellanos viuda de Molina, Isela Peón Bolio viuda de Molina, Ángela Aznar viuda de Molina y Gelitzli Carrillo Palma viuda de Molina; hijos María Lucía, Carlos, José Bernardo, María del Rosario de Fernández y Ana María de Sandoval; hijos políticos, sobrinos y demás deudos están recibiendo, con tal motivo, las condolencias de las personas de su amistad, a las que asociamos cordialmente la nuestra.

(De “Diario de Yucatán” número 16,901)

Miércoles 31 de mayo de 1972: insólita resolución de un Jurado Popular

JURADO POPULAR.— Inusitado movimiento hubo ayer en el Juzgado de Distrito. Policías, presos, funcionarios judiciales, abogados, parientes de los acusados, compañeros de trabajo y nutrido grupo de estudiantes de Derecho se entremezclaron y confundieron en el curso de la mañana ante la noticia de un Jurado Popular. Naturalmente, sin que el orden sufriera menoscabo, pues el titular del tribunal, Benjamín Olalde Bustos, auxiliado por sus subalternos, tomó las providencias necesarias. Y más inusitado fue, digamos inesperado, el fallo del Jurado: culpables los acusados (en México, por lo común, los Jurados Populares absuelven a los acusados). Los acusados tomaron asiento a un lado, inmediatamente después de sus defensores. El presidente del Tribunal hizo saber que se iba a proceder al juicio contra los acusados como presuntos responsables del delito previsto en el artículo 18 fracción XXVIII de la Ley de Responsabilidades de los Funcionarios y Empleados de la Federación por haber distraído de su objeto la suma de $189,405, importe de estampillas que recibieron por razón de sus cargos como auxiliares postales por la venta al público en la administración de Correos de esta ciudad. Por espacio de casi tres horas, el secretario del Juzgado, jefe de la sección Penal, Ariel Avilés Cuevas, dio lectura al voluminoso expediente en contra de los acusados.

(De “Diario de Yucatán” número 16,902)

Jueves 1 de junio de 1972: Enrique Cárdenas compromete su puesto en una promesa

CONTRABANDO.— MÉXICO (E).— El subsecretario de investigación fiscal de la Secretaría de Hacienda, senador Enrique Cárdenas, comprometió ayer su posición al decir: “O acabo con los contrabandistas que introducen mercancías ilegales al país, lo mismo por avión, por barco o por tierra, por las fronteras de México con Estados Unidos o Guatemala, o renuncio”. El senador dijo que se realizará una campaña nacional de convencimiento para detener el contrabando.

(De “Diario de Yucatán” número 16,903)

Viernes 2 de junio de 1972: el FBI  identifica al secuestrador de un avión que aterrizó en Mérida

AEROPIRATA.— WASHINGTON (UPI).— El FBI cree que el pirata aéreo que el 6 de mayo escapó con 303,000 dólares lanzándose en paracaídas sobre una selvática región de Honduras aún se encontraría escondido en alguna apartada área rural de ese país.

El FBI identificó al ciudadano norteamericano nacido en Honduras Frederick William Hahneman, ingeniero en comunicaciones de 49 años, como sospechoso del asalto a un avión de la Eastern, que le entregó 303,000 dólares como rescate por los pasajeros.

TARIFAS.— Casi seis meses después de que los concesionarios del transporte urbano de pasajeros solicitaron la aprobación de nuevas tarifas, y a cinco meses de que un despacho de contadores públicos emitiera su dictamen al respecto, el Ayuntamiento de Mérida aprobó anoche nuevas tarifas: 20 centavos para niños menores de diez años y estudiantes, y 40 centavos para las demás personas.

El acuerdo se tomó durante una sesión extraordinaria de regidores que se efectuó en el Salón de Cabildos del Palacio Municipal. Las nuevas tarifas entrarán en vigor al día siguiente de su publicación en el Diario Oficial del gobierno del Estado.

(De “Diario de Yucatán” número 16,904)

Sábado 3 de junio de 1972: arzobispo de Yucatán llama a no mermar las vocaciones sacerdotales

CLUB SERRA.— Durante una cena que el Club Serra de Mérida ofreció ayer en su honor, en el Seminario Conciliar, el arzobispo Manuel Castro Ruiz exhortó a la grey católica yucateca a buscar entre ella misma el desequilibrio por el cual han mermado las vocaciones sacerdotales, ya que Dios —señaló— sigue dando vocaciones y ayudándolas con su gracia. A las 9 se inició en el Seminario la sesión cena que tuvo los siguientes motivos: homenajear al Prelado, quien el día anterior celebró su onomástico; escuchar el informe del presidente saliente Fernando Ruiz del Hoyo Abreu, dar posesión a la nueva directiva que encabeza Leandro Silveira Correa, y admitir a dos nuevos socios.

(De “Diario de Yucatán” número 16,905)

Más de