Germán Sánchez se perderá los Panamericanos

Escrito en DEPORTES el

CIUDAD DE MÉXICO (EL UNIVERSAL).- El clavadista olímpico Germán Sánchez sufrió una ruptura en el tendón de Aquiles quedando fuera de los Juegos Panamericanos en Lima y posiblemente de Tokio 2020.

Aunque la recuperación es de entre cuatro a cinco meses, todo depende de cómo reaccione el clavadista. "Todo dependerá de cómo reaccione el cuerpo del atleta y el trabajo mental que realice Germán", explicó Héctor Tlatoa, coordinador de la Especialidad en Medicina de la Actividad Física y el Deporte de la Universidad Autónoma del Estado de México.

"El problema no es la operación y la recuperación a la que se tenga que someter, más bien tiene que ver como reaccione su cuerpo".

Sánchez sufrió la lesión el lunes cuando realizaba un entrenamiento en su natal Guadalajara, con miras a los Mundiales de Natación que se disputarán en Gwanju, Corea del Sur entre el 12 y 28 de julio próximos y los Juegos Panamericanos de Lima, que se realizarán entre el 26 de julio y el 19 de agosto. De ambas competencias quedó descartado tras la lesión.

Dos tipos de ruptura

Tlatoa explica que hay dos tipos de ruptura de tendón de Aquiles. La parcial, en la que el tendón se rompe entre el 50 y 75 por ciento, o la total, en la que todo el tendón resulta afectado.

Si Sánchez presenta el primer caso estará fuera de cualquier actividad física cuatro meses, pero si presenta el segundo caso el proceso aumentará a cinco.

"En cualquiera de los escenarios, los procesos de recuperación pueden acortarse dependiendo de la fuerza que tiene el atleta. Pero no existe la certeza de cómo lo va a resentir su cuerpo una vez que salga de la operación. Si lo reciente de forma negativa podría peligrar su participación en Tokio 2020. Pero también puede que esté recuperado este mismo año", menciona Tlatoa.

Sánchez reveló que tomará, en conjunto con la titular de la Comisión de Cultura Física y Deporte Ana Guevara, la decisión de dónde se operará y la ciudad en la que desarrollará su recuperación.

"Otro factor fundamental para su recuperación es que tanto trabaje su fortaleza mental. Este tipo de lesiones golpean el estado anímico de los atletas y algunos de ellos les cuesta recuperar la confianza. Lo anterior, en ocasiones, hace propensos a que cometan errores y tengan nuevas lesiones".

Sánchez, un doble medallista olímpico en clavados en plataforma de 10 metros, es una de las figuras que tendría la delegación mexicana para los Juegos Olímpicos. Esta presión, prevé Tlatoa, podría forzarlo a apurar su recuperación en caso de que ésta se extienda más de lo planeado.

"Tendrá que tener mucha fortaleza esa presión, en caso que se dé. Lo mejor en estos casos es que el equipo médico que lo atienda lo monitorice muy de cerca y en periodos cortos para permitirle que su carrera deportiva continúe sin riesgo".

Temas