in ,

Bayern, Hertha y Dortmund, tres gigantes dentro y fuera de las canchas

Nadie duda de que el FC Bayern München es el club más grande y laureado de Alemania. Su grandeza la traslada más allá del campo y se instala en todos los conceptos de sostenibilidad ecológica, de hecho, forma parte de la Alianza Climática de Baviera.

Pero este gigante alemán no está solo en la competencia de la sostenibilidad social y medioambiental, en realidad la competencia es reñida son los otros 17 clubes de la Bundesliga y en esta conversación el Hertha BSC Berlín y el Borussia Dortmund tienen mucho que decir.

Desde la casa de apuestas Bundesliga Betway ponen el foco en todos los equipos de la competición bávara desde el punto de vista medioambiental y sostenible para el medio ambiente.

El FC Bayern München tiene 29 campeonatos alemanes, seis Champions League y un largo palmarés que ameritaría un capítulo aparte. Pero más allá de su rica historia están sus metas de sostenibilidad.

Su estadio, el Allianz Arena es el segundo con mayor capacidad de aficionados de la Bundesliga con 75.024 aficionados, inaugurado en el 2005, en relevo del mítico estadio Olímpico de Múnich.  Cada año se evalúan y verifican las medidas medioambientales y el consumo energético y de recursos. 

En los últimos años se implementó una nueva instalación solar sobre una planta de aparcamiento para cubrir la demanda básica del estadio, para no perderle pisada a otros campos alemanes donde la autogeneración de energía es una constante.

Del lado de Berlín, Hertha BSC Berlín y su Olympiastadion puede presumir de que en 2018 el estadio fue el primero a nivel mundial en recibir la certificación Green Globe de la industria turística, al igual que el premio Meeting Experts Green Award en 2015.

Ya en el 2011, el Olympiastadion de Berlín fue reconocido mediante el programa ambientalista de la FIFA Green Goal con el sello Ökoprofit por los esfuerzos realizados hasta entonces en pro de la reducción de su consumo energético y de las emisiones de CO₂.

La alta tecnología alemana del Olympiastadion contempla un sistema de refrigeración por absorción, mediante el cual se extrae el calor para generar el frío destinado a la refrigeración de la sala de servidores.

Con capacidad para 74.649 espectadores, el estadio de la capital alemana no deja a nadie de pie y es apenas el segundo recinto futbolero de la Bundesliga con asientos para todos sus fanáticos.

Pero el templo de mayor aforo de la Bundesliga alemana es el Signal Iduna Park, la casa del Borussia Dortmund.  El único que puede albergar más de 80 mil fanáticos, exactamente 81.365.

Este fortín, de acuerdo con los datos del club, desde el 2013 su fanaticada ahorró 81.365 toneladas de CO₂, es decir, una tonelada por plaza en el estadio, a través de una tarifa de energía limpia.

En Dortmund hay una palabra mágica: 'fotovoltaico': un sistema que es capaz de convertir la energía solar en electricidad de manera directa gracias al empleo de semiconductores. Todo el estadio (campo, oficinas centrales, zona de entrenamiento…) está movido por energía limpia. Sin duda, la Bundesliga es un modelo de sostenibilidad, pero este club ha ido un paso más allá.

(I.S.)

La directora ejecutiva de ONU Mujeres, Phumzline Mlambo-Ngcuka, organismo que condenó hoy la muerte de la migrante salvadoreña Victoria Esperanza Salazar ocurrido en Tulum, Quintana Roo, a manos de policías mexicanos (Foto de EFE)

Reacción internacional por la muerte de mujer en Tulum