in ,

Callaway, fuera de Cleveland

Sería castigado 10 partidos por consumir drogas

Los Cafés se rindieron con Antonio Callaway. La NFL volverá a imponerle una severa sanción.

Callaway, quien fue dado de baja por Cleveland ayer, a unas horas de que el equipo jugará con los Acereros de Pittsburgh, enfrentará una posible suspensión de 10 encuentros por parte de la liga, por una nueva infracción de consumo de drogas.

El receptor, quien cumplió una suspensión de cuatro encuentros por infringir el programa de sustancias a inicios de campaña, resultó positivo en otro análisis.

Los Cafés dieron de baja a Callaway después de que el coach de primer año Freddie Kitchens lo mandó a la banca para el duelo del domingo ante Buffalo, debido a que no llegó a tiempo al FirstEnergy Stadium. Kitchens dijo a inicios de semana que no sabía si Callaway había captado el mensaje disciplinario.

Fue su último inicio con el gerente general de los Cafés John Dorsey, quien corrió el riesgo de seleccionar a Callaway en la cuarta ronda del draft del año pasado, a pesar de una larga lista de problemas personales durante su etapa en la Universidad de Florida.

Callaway, de 22 años, se perdió los primeros cuatro partidos de la campaña debido a la suspensión. Volvió y atrapó ocho pases para 89 yardas en cuatro juegos. Los Cafés mantenían la esperanza de que madurara. No sucedió, así que le dieron vuelta a la página.

El año pasado, Callaway tuvo 43 recepciones para 586 yardas y cinco anotaciones. En la pretemporada habló de mejores números para 2019 y estaba confiado en que había dejado atrás todos sus problemas extradeportivos. Sin embargo, llegó al campo fuera de forma y su comportamiento errático lo llevó a un punto de no retorno con los Cafés.

Por error, en la edición de ayer publicamos las estadísticas de la Semana 9. Aquí la actualización.

República al día

feminicida de tahdziú

Los pensionados