in ,

Fallece Salvador Colorado, expitcher de los Leones de Yucatán

En un momento de la temporada de 1990, cuando los Leones pasaban problemas con su pitcheo, a Salvador Colorado lo mandaron al bullpén dada su experiencia, pese a llevar una campaña ganadora como abridor.

Pero sus lanzamientos no eran precisamente los esperados para los bomberos. Lo suyo era la bola lenta, curvas, cambios y algunas más que le daban un toque especial a su repertorio.

“¿Y usted para qué tirara duro? Si pitcheando lento no me bateen, imagínese…”, bromeó, ya en 1994, Salvador Colorado Sánchez, un destacado serpentinero que, tirando moña y engañando a los bateadores, construyó una carrera que llegó al Salón de la Fama del Béisbol Mexicano, y con ese legado fue recordado este miércoles en su fallecimiento. El deceso ocurrió en su natal Veracruz, cuando rondaba los 70 años de edad.

La trayectoria de Salvador Colorado en el béisbol

Colorado jugó 18 años en la Liga Mexicana, entre 1975 y 1994, con Jalisco, Coatzacoalcos, Córdoba, León, Yucatán y Tabasco, donde cerró su carrera, siendo parte del equipo de los Olmecas que conquistó la única corona de su historia, en 1993.

Es el segundo integrante de los Leones de épocas distintas fallecido el mismo día: el martes murió en Mérida don Jesús “Chucho” Rejón, que jugó con las fieras en el año del primer campeonato, en 1957.

Integró la Clase 2009 que fue entronizada en el Salón de la Fama del Béisbol Mexicano, en la que aparecieron igual el yucateco Juan José Pacho Burgos, el “Rey” Arturo González y el cronista José Domingo Setién “El Mulato de Córdoba”.

Reacciones por su fallecimiento

Imágenes del Archivo Megamedia de Salvador Colorado, expitcher de los Leones de Yucatán

A Pacho Burgos, que fue su amigo, la noticia le sacudió: “Triste noticia, no me la esperaba”, escribió Pacho al Diario desde Mazatlán.

“Fue mi compañero con Leones y cuando fue la elección al Salón de la Fama en 2009. ¡Qué triste saber que se fue un gran pítcher! Llegó ya grande al béisbol, pero demostró ser un gran lanzador tanto en verano como en invierno, y uno de los mejores veracruzanos en el béisbol, además de una gran persona. Se nos adelantó en el camino el gran ‘Chava’ Colorado”.

Fue parte de una época en que los Leones llegaron a una final de la Liga Mexicana, en 1989, cuando perdieron ante los Tecolotes de los dos Laredos. El mejor de sus tres años con los melenudos lo vivió en 1990, cuando compiló marca de 14-9 y logró dos salvamentos, y se fue después de que en 1991 tuvo números de 9-8. En esos años, los Leones tuvieron como integrantes de su rotación a Mercedes Esquer, Andrés Cruz Canto y Tom Dozier.

Debutó en 1975 con los Charros de Jalisco y regresó a la Mexicana en 1979, donde tuvo un año grande lanzando para los Azules de Coatzacoalcos, al terminar con récord de 13-4 y efectividad de 2.05 en 53 apariciones, de las que solo siete fue abridor.

Al menos 156 personas están hospitalizadas por Covid en Yucatán

Nueva edición "Eugenia", primera novela de ciencia ficción, en la Filey