in ,

Fernando Platas, un personaje que vale oro

Fernando Platas Álvarez, en el Centro Acuático “Rómmel Pacheco Marrufo”
Fernando Platas Álvarez, en el Centro Acuático “Rómmel Pacheco Marrufo”

Creo que los que más quieren transparencia son los atletas, los entrenadores, el deporte. Si hay algo bueno y transparente es el deporte
Fernando Platas Álvarez, Medalla de plata en los Juegos Olímpicos de Sidney 2000

"¡Qué onda, Banano!", era el grito de guerra que Fernando Platas y los clavadistas que entrenaron en Mérida de cara a sus actuaciones en las albercas internacionales.

“Imposible olvidar esos momentos. Fue algo grandioso en mi vida que siempre recuerdo con mucho cariño”, dice Platas Álvarez, pegado a las barreras de contención de un escenario que le trae enormes recuerdos.

El “Banano” lo dijo en lo que hoy es Centro Acuático “Rómmel Pacheco Marrufo”. Hace más de 25 años, él entrenó en la fosa de clavados, que tenía lo más elemental para prepararse: alberca, trampolines, plataforma, unas cuantas gradas y vestidores.

Allá también participó en grandes eventos como la Copa Cannamex, que durante años hizo que lleguen a Yucatán los mejores saltadores del momento.

Siempre en primera fila

“Solo de recordarlo me enchina la piel, me van a sacar las lágrimas”, dice Platas Álvarez. Fernando tiene esa y muchas razones para erizarse y erizar a los mexicanos.

Es, sin dudar, uno de los deportistas más representativos de las últimas generaciones.

Medallista de plata en los Juegos Olímpicos de Sidney en 2000, subcampeón en la Copa del Mundo de Natación de Fukuoka en 2001, dos veces abanderado en Olimpíadas y decenas de otras competiciones en las que llegó al podio, unas veces con oro, otras veces con platas o bronces, pero siempre en la primera fila de entre los mejores clavadistas del planeta. Así de sencillo.

El jueves estuvo en Mérida para ser exponente en una reunión de entrenadores que atienden los Centros de Iniciación y Formación Deportiva en el Multigimnasio “Socorro Cerón Herrera”, enviado por la Conade a invitación del IDEY.

Deporte entre turbulencias

Una interesante charla con él arrojó recuerdos de sus vivencias, detalles de su actual vida profesional y personal y su postura sobre lo que vive el deporte actual en el alto rendimiento y en el de élite, sacudido a ratos por las turbulencias que se crean en el centro de operaciones, como la eliminación de Fondo del Deporte de Alto Rendimiento (Fodepar).

Quizá eso pueda darle más valor a la persona que es. No se trata solamente de un clavadista que apiló medallas nacionales e internacionales. En esta charla que presentamos en los “Domingos Especiales de www.yucatan.com.mx”, el “Banano” habló lo mismo de sus logros, de su deporte y los momentos que vivió y vive, y de la complejidad para el manejo de los recursos que deben llegar al deporte.

Orgulloso de sus logros, también lo es de ser una voz a favor de los atletas que, como él, han entregado su vida al deporte y, por tanto, merecen un trato acorde a lo que han dado al país.

Los atletas, el factor principal

La interpretación de sus palabras puede resumirse en que los atletas son el valor especial del deporte, por sobre todas las cosas. Y es en ellos en los que se debe enfocar el apoyo.

“Los problemas en la transparencia en el deporte son las personas, no los procesos y las herramientas”, afirma el medallista de plata en clavados los Juegos del año 2000, durante la charla.

“Debe haber una solución. Con claridad se debe de hacer”.

Son varias aseveraciones que hace en ese tópico Fernando, quien estudió en Mérida en la parte cumbre de su trayectoria.

“Me fui de aquí en 1995, o sea, hace 25 años, y volver a esta que fue mi casa, siempre será algo que me traiga a la mente momentos inolvidables”.

Tan inolvidables, como todo aquello que ha vivido. El 25 de septiembre de 2000 arañó el oro y se quedó con la plata en el trampolín de tres metros en los Juegos de Sidney.

"Creo que eso me dio algo por lo que luché siempre”, señala.

Y afirma, en ese tenor, que su amigo y excompañero de selección, el yucateco Rómmel Pacheco, en este proceso, si clasifica, debe alzarse con una medalla olímpica.

“La revolución debe hacerle justicia”, dice. “Le aprecio y admiro por su dedicación y todo el profesionalismo que pone en todo lo que hace”.

Heredero de las glorias de Joaquín Capilla y Carlos Girón y ejemplo a seguir, Platas Álvarez deja algo bien claro:

“Uno tiene que ponerse metas y luchar por ellas. Sólo así sabrás a qué vas y por qué”.

Así lo resume, y recuerda, bajando los escalones, el saludo antiguo de “Qué onda, Banano”.

Fernando Platas Álvarez en el Centro Acuático “Rómmel Pacheco Marrufo”. Él entrenó allá 25 años antes, cuando era una simple alberca para clavados
Fernando Platas Álvarez en el Centro Acuático “Rómmel Pacheco Marrufo”. Él entrenó allá 25 años antes, cuando era una simple alberca para clavados

Una de sus virtudes y cualidades de siempre es la sencillez. Fernando Platas, desde sus años de atleta de inicio y en la consolidación, nunca la perdió.

Eso hizo más fácil la adaptación a su nueva era de trabajador, de líder de grupos y asociaciones, y lo que le trajo a Mérida en este 2020 de pandemia: alentar a los entrenadores.

Tiene una trayectoria tan larga como destacada. Y de eso nos cuenta en esta charla que presentamos, en la que, se señala, hay preguntas hechas tanto por el reportero del Diario como de otros medios. Sin desperdicio. Triste hubiera sido dejar en el tintero sus valiosas opiniones.

Platas, vigente 20 años después

“Me invito el IDEY, nuestro amigo Carlos Sáenz, para ofrecer una plática a los entrenadores y acepté con mucho gusto".

"A mí me tocó una generación de atletas que compartió su vida conmigo, aprendimos de entrenadores diversos y ellos tuvieron que aprender también".

"Y acepté. Más todavía que te inviten a tu segunda casa, eso es más bonito. Me tocó entrenar aquí. Lo digo feliz: es un grato recuerdo por lo que es Mérida, por lo que viví”.

¿Qué recuerdos te traen esos momentos, entrenar, participar en competencias aquí, como la Copa Cannamex?

Con esa sensibilidad de la pandemia que vivimos, dice mucho. Me forjé como atleta, como persona.

Se formó una completa generación de clavadistas a través de los torneos Cannamex, de los Grand Prix y que funcionó muy bien, aquí vimos a grandes luminarias como Ken Fergunson, el mismo Dmitri Sautin (su eterno rival continental), que fue el proceso para selección nacional, un proceso importante para mí en lo personal.

El tiempo, la magia que puedes tener, la dinámica de una gran ciudad en la que puedas entrenar, que puedas estudiar, y estar con una gran calidad de vida y formarte también como persona”.

México tiene una gran selección actualmente…

Seré el principal porrista de la nueva generación dorada, que habla por sí sola con sus resultados.

Pero por pandemia va requerir de un esfuerzo importante, una estrategia, no podemos poner en tela de duda la capacidad de todos ellos, de Paola, de Rommel, de Yael.

La capacidad estará en la estrategia, en cómo se afrontara este proceso. Tendrás que prepararte para Copa del Mundo, planear selectivos, estar en el ritmo de selectivos.

Clavados siempre tendrá responsabilidad de medalla y los deportistas siempre han dado la cara por el país, esperemos que así sea en estos Juegos Olímpicos, que serán atípicos”.

Rómmel Pacheco, amigo y ejemplo a seguir

Fernando Platas, llegando a la cúspide de su carrera deportiva, con un juvenil Rómmel Pacheco Marrufo, hoy una de las estrellas de los saltos ornamentales en México
Fernando Platas, llegando a la cúspide de su carrera deportiva, con un juvenil Rómmel Pacheco Marrufo, hoy una de las estrellas de los saltos ornamentales en México

“Primero quiero felicitarlo por estos 25 años de carrera. Hay un aprecio personal con Rómmel, un niño al que vi crecer. Es de los más dedicados, más profesionales, una ética impresionante".

"Con mi admiración amistad personal diré que es un ejemplo para nueva generaciones. Es un atleta con disciplina".

A pesar de que tengas todas las cualidades físicas, se requiere trabajar con disciplina, con entrega y sacrificio, para que puedas llegar a los lugares a los que él llegó y se logren los resultados”.

¿Lo ves con posibilidad en los Juegos de Tokio?

“Rommel ha estado entre los mejores del mundo durante mucho tiempo, esperemos que la revolución le haga justicia".

"Pero hoy hay que determinar una buena estrategia para él, al final del día tiene la experiencia, la capacidad. Va a ser una operación de cirujano, al detalle, que pueda ser la diferencia para los Juegos Olímpicos”.

Pregunta obligada: ¿Qué recuerda de los Juegos de Sidney y su medalla de plata?

Fernando Platas en la premiación de los Juegos Olímpicos de 2000 en Sidney
Fernando Platas en la premiación de los Juegos Olímpicos de 2000 en Sidney

“Primero, no contar las canas, son veinte años. Y recordarlas (las hazañas). Fue un momento especial, refiere muchas cosas de las que pasan en la vida, con mis entrenadores, Salvador Sobrino, Gustavo Osorio, Jorge Rueda, con quien pude llegar a la medalla. Mi familia, los amigos, y lo que es hoy, con la responsabilidad".

"Ahora me toca apoyar a que otros atletas mexicanos puedan llegar a la medalla, que lleguen a los Juegos y apoyarlos desde la trinchera en que estés”.

Clavados es una disciplina triunfadora para México, con Joaquín Capilla, Carlos Girón, tú, y la generación de ahora…

“Es el deporte con más medallas olímpicas, es un honor ser parte de esta tradición, parte de la generación como la que tenemos hoy".

"Los entrenadores, Jorge Rueda, antes estuvo don Joaquín Capilla, antes Mario Tovar, hoy tenemos a Iván Bautista, tenemos a los chinos, a Ma Jin, a los mexicanos".

"Es una fusión del esfuerzo de los entrenadores y el talento de los atletas, y es fundamental el apoyo de los institutos del deporte".

Se ha criticado los sistemas de calificación…

“Tienen que ser claros, no hay que inventar el hilo negro, tienen que ser claros por respeto al trabajo que hacen los clavadistas, que sea claro para los entrenadores".

"La estrategia es para armar a la mejor selección, un selectivo no debe ser planificado para una persona, tiene que planificarse para llevar al mejor equipo".

"Y puedo decir que cualquier equipo quisiera tener tres o cuatro clavadistas como los que tenemos. O cuatro o cinco de las mejores en mujeres que tenemos para cualquier selección en cualquier país".

"Se requiere profesionalismo, claridad de cómo debe ser el proceso selectivo, para armar el mejor equipo”.

Soluciones, ante la desaparición del Fodepar


“Me parece que al final el objetivo siempre será apoyar a los atletas. Lo que preocupa es la temporalidad de los apoyos".

"Los tiempos de la preparación, los campamentos, las competencias de un atleta no son los mismos que los de la administración pública".

"Al final, la preocupación de los atletas es que estén listos (los apoyos, becas), en su momento. El atleta que se dedique a entrenar. No puede estar viendo si comprueba o no comprueba sus gastos".

"Imagínate: un entrenador nacional lleva cinco o seis atletas y luego está viendo si comprueba o no el viaje o los gastos, la alimentación, el hospedaje. Eso no debe ser parte del proceso".

Piden transparencia

“Al final del día, la preocupación, las herramientas, no tienen la culpa de la transparencia, son las personas (las culpables)".

"Yo creo que los que más quieren transparencia son los atletas, los entrenadores, el deporte. Si hay algo bueno y transparente es el deporte".

"Si desparece el Fodepar hay que levantar la mano para decir cuál es la solución, cómo se va a hacer, y que lleguen en tiempo y forma a los atletas, que no estén pensando si hay o no hay".

"Los retirados no tenemos problemas, tenemos que ponernos a chambear. Ellos su chamba es entrenar y preparse”.

Pero quitar becas a los deportistas que se dedicaron toda la vida…

“Hay muchos compañeros que ya no están en productiva. Los medallistas nos lo hemos ganado a pulso. Pero tenemos una posición, somos más comprensibles, y ahora debemos ser voceros de lo que debe de suceder.

“La preocupación del gran paquete en cuanto a lo que manejaba el Fodepar son los activos, los entrenadores".

"No podemos estar hablando de que a un entrenador, a un atleta, le pidas resultados y le pagues… tres pesos".

"Le exiges como un profesional, págale como un profesional. Porque tienen que pagar escuelas, tienen gastos, son seres humanos. Y debe haber una solución

¿Deben pedir opinión a medallistas?

“Hubo un foro con atletas. Hay comunicación con atletas, con federaciones, pero la comunicación debe ser proactiva, proponer soluciones, de cómo sí".

"Si el fideicomiso no funciona, debe haber un proceso administrativo más eficiente. Ha faltado que se proponga una solución. Si no funciona, que se permita uno de la iniciativa privada, que tenga dinámica. Hay que hablarlo claro, no estar escondiéndonos”.

Fernando Platas Álvarez, subcampeón de los Juegos Olímpicos, con Gaspar Silveira, en el Complejo Deportivo Kukulcán
Fernando Platas Álvarez, subcampeón de los Juegos Olímpicos, con Gaspar Silveira, en el Complejo Deportivo Kukulcán

A pesar de los llamados de las autoridades a evitar las salidas a la calle por el riesgo de contagiarse de Covid-19 se registra una gran afluencia de personas al Centro Histórico de Ciudad de México (Foto de El Universal)

Admiten que en México no hay personal suficiente para la vacunación