in

''La Ibérica'' será sede regional de ajedrez

El “Centro Cultural Ibérica” será sede del Centro Regional de Ajedrez

Pretenden traer grandes maestros internacionales

El Centro Cultural “La Ibérica” serviría como sede para un Centro Regional de Ajedrez, gracias a las gestiones ante la Federación Nacional de Ajedrez en México (Fenamac), lo que traería competidores de primer nivel, incluyendo grandes maestros y maestros internacionales del extranjero, se informó mediante un comunicado oficial.

La ubicación geográfica de Yucatán resulta privilegiada para el desarrollo de esta disciplina, ya que se encuentra muy cerca de Cancún, de dónde llegarían ajedrecistas de Europa y Cuba, que también son potencias del deporte-ciencia; ahora, se espera la aprobación del lugar para que comience a funcionar, con el apoyo de la Secretaría de la Cultura y las Artes (Sedeculta).

Las autoridades recorrieron este sitio, que recientemente remodeló el Ejecutivo estatal, donde constataron que hay suficiente espacio para que continúe con sus actividades culturales, al tiempo que albergue a las y los ajedrecistas que vayan a tomar las clases que ofrecerá la Fenamac con docentes especialistas.

Yucatán es también sede del Torneo Internacional de Ajedrez “Carlos Torre Repetto”, que cumplió 31 años en 2019 y se realiza a fines de año, en honor al primer gran maestro mexicano; además, de aquí han surgido otros pilares de la disciplina, como Manuel León Hoyos y Luis Ibarra Chami, siendo estos tres de los únicos siete personajes que tienen esta distinción en todo el país.

El director del IDEY Carlos Saénz Castillo aseguró que están avanzando las pláticas con Mario Ramírez, presidente de la Fenamac, por lo que pronto se podrá efectuar una visita conjunta a las instalaciones, para anunciar la localización y operatividad del Centro, cuyos entrenadores aportarán la instancia nacional, en beneficio de la niñez y juventud, tanto yucatecas como de otras entidades participantes.

 

Henry Martín anota en triunfo de México sobre Guatemala

Cartón de Tony: La caja en el ojo ajeno