in

La serie melenuda: juego de 3 toques de sacrificio y 3 cuadrangulares

Alejandro Robles

Apunte lo vivido la noche de ayer en el Parque “Beto Ávila”: los Leones tuvieron ganaron en una jornada de tres jonrones y tres toques de sacrificio.

Yadir Drake, en la segunda entrada, y Alex Liddi y Luis Felipe Juárez, los dos últimos en la novena, se llevaron la cerca en un encuentro maratónico que ganaron los melenudos 6-3 para llevarse la serie ante los Tigres.

Maratón de béisbol, con una falla de energía eléctrica en una torre de alumbrado, que permitió ver rarezas como es tocar la bola en estos tiempos en que los jonrones predominan. Porque a los tres ejecutados por los Leones, se suman tres de los Tigres. No sabemos cuánto pasará para volver a ver tocar seis veces la bola para avanzar corredores, y que se hayan realizado bien.

Yucatán vino de atrás dos veces para obtener su segunda victoria en la serie. De esas que se logran con un poco de todo.

El dominicano Radhamés Liz, en su retorno a róster de los Leones tras un viaje al Preolímpico de Florida, lanzó cinco entradas sólidas, con tres carreras, cinco bases y siete chocolates. Dejó el partido perdido, pero todo el orden al bate salió al rescate.

En la quinta, Yucatán se puso 2-1 arriba cuando Jorge Flores recibió pasaporte, avanzó con toque de José Juan Aguilar y timbró con sencillo de “Pepón” Juárez. En el cierre, los Tigres voltearon el score 3-2.

Pero en la séptima los visitantes igualaron. Un error del torpedero Yasmani Guerra permitió a Wálter Ibarra embasarse, Flores bateó sencillo y “JJ” elevó al derecho para remolcar a Ibarra. En la octava, tras base a Drake, Marco Jaime tocó la bola y rola de Flores produjo.

Y en la novena, Liddi y “Pepón” se ensañaron con Wender Floranus con descomunales jonrones.

David Gutiérrez, que está teniendo un temporadón como relevista intermedio, obtuvo la victoria.— Gaspar Silveira Malaver

A la venta 2,500 casas

El PRI, el gran perdedor