in ,

Los Leones, alistando sus armas para la final de la Zona Sur

Foto: Megamedia

A ningún equipo de le da lo mismo el rival que sea, o a todos les puede dar lo mismo. Al menos aparentarlo.

Pero algo es un hecho: cada enemigo es distinto y sobre la marcha tienen que hacer los movimientos necesarios.

“Efectivamente: no sabemos aún quiénes serán nuestros rivales, pero ante el que salga entre Diablos y Tigres, vamos a tener que ir a jugar con todo. Y bien preparados”, dice el coach de pitcheo Octavio “Tavo” Álvarez, al hablar durante el entrenamiento de ayer de los Leones en el Parque Kukulcán.

Los Leones tendrían panoramas totalmente distintos. La charla, antes del sexto partido Tigres-Diablos, llevó a pensar que en Ciudad de México, casa de los Diablos, “los pitcheos no terminan de romper”. Y en Cancún, madriguera de los Tigres, “se está a nivel del mar, algo positivo”. “Coco”, el can de uno de los jugadores, fue parte de la práctica recogiendo pelotas y llevándolas con el hocico a la cubeta.

“Pero indistintamente, los pitchers tienen que ajustarse a la circunstancias que vengan. Esto así es. Y jugar en la capital… Pues ahora con esta pelota, ustedes saben que la Franklin vuela en todos lados, hasta aquí en el Kukulcán se ha ido cuántas veces, nunca se habían bateado tantos jonrones”.

Ayer, durante la práctica, los Leones lo dejaron ver: varias pelotas, conectadas por Alex Liddi, Art Charles y Luis Felipe “Pepón” Juárez, se fueron al otro lado de la cerca. Oswaldo Morejón, coach de primera base de las fieras, les pasó la pelota a los principales cañoneros.

El piloto Gerónimo Gil destacó, fiel a su estilo, que los Leones seguirán pensando en ir “partido a partido. Tenemos que trabajar con todo, bien mentalizados”.

En eso trabajaron ayer. Luego de un día libre que cayó de perlas tras eliminar a Oaxaca el domingo, los Leones se vieron más tranquilos, en un relax que permitió encontrarse con bromas, juegos, sin las tenesiones de días previos.

“Cada quien tiene que enfocarse en lo suyo. Y luego unir todos los esfuerzos”, expresó Gil, y durante la charla previa, tras el mensaje del segundo capellán, padre Jorge San Agustín, les exhortó a seguir trabajando para alcanzar las metas en la organización.— Gaspar Silveira

Fue un golpe de realidad

Cartón de Tony: Y que siga la campaña