in

Se cumplen los sueños

Foto: Megamedia

Raymundo de Jesús Burgos, a la Selección Nacional

A no rendirse, a seguir adelante por lo que quieren para alcanzar sus sueños y metas, exhortó el joven yucateco Raymundo de Jesús Burgos, quien es integrante de la Selección Nacional de Fútbol Talla Baja.

Raymundo señaló que las personas de talla baja como él se enfrentan a mucha burlas y discriminación, pero esto no debe desanimarlos, sino que deben seguir adelante y luchar por sus sueños, tal como lo hace cada día.

Ayer, en conmemoración del Día Mundial de las Personas con Talla Baja, el futbolista yucateco, relató que es parte de la Selección Nacional desde febrero pasado, luego de acudir a las visorías que se realizaron en Ciudad de México.

Recordó que fueron tres días de mucho ejercicio y cansancio, pero valió la pena cuando al concluir las actividades escuchó su nombre como uno de los seleccionados.

Para acudir a la visoría contó el apoyo de muchas personas que le ayudaron haciendo rifas y otras actividades para poder costear los gastos del viaje.

Señaló que desde niño tenía el sueño de ser futbolista profesional y ser parte de la Selección Nacional.

Comenzó a jugar fútbol a los cinco años con sus primos, y a los seis ya tenía la meta de hacer cosas importantes en este deporte. Sin embargo, por su estatura, al ser una persona de talla baja, le dijeron que no era posible.

Cuando se enteró que se formaría una Selección Nacional de Talla Baja, supo que era la oportunidad de cumplir su sueño.

Por desgracia la situación por la pandemia frenó el impulso que tenía la Selección, porque no es posible el entrenar juntos, aunque los jugadores estuvieron con entrenamientos vía virtual durante algún tiempo, y ahora se les pidió que cada quien prosiga entrenando y ejercitándose en casa, mientras las condiciones de la contingencia sanitaria mejoran y pueden reanudar actividades presenciales.

Raymundo cuenta que así lo ha hecho, sigue entrenando en casa, y apoyado por amigos que viven por su rumbo y del trabajo, con quienes practica el balompié.

Será hasta 2021 cuando se retome en forma el proyecto de este selectivo, pero los entrenamientos que cada uno realiza desde casa les ayudan para no perder condición física.

El seleccionado yucateco, contó que este mes de octubre se efectuaría el Mundial de Fútbol de Talla Baja en Perú, pero por la misma situación de la pandemia se pospuso para 2021, por lo que espera que las cosas mejoren, para poder acudir a ese evento.

Sus familiares y amigos le han manifestado apoyo y confianza para alcanzar este logro, y lo han impulsado a seguir adelante para cumplir esta ansiada meta.

Indicó que para las personas de talla baja es más difícil lograr las cosas que se proponen, pues constantemente reciben burlas de la gente, en los lugares de trabajo, en la calle, “en donde te vean se burlan por la forma como caminas, te dicen que no vas a llegar o no vas a poder”, explicó.

Recordó que estaba en la secundaria cuando se dio cuenta que no crecería más y se preguntaba por qué, hasta que una persona le dijo que era de talla baja.

No se rindió ni se dejó caer, y eso es lo que exhorta a hacer a otras personas como él, a seguir adelante por lo que quiere, por sus sueños y metas, sin miedo al éxito, pues la gente les podrá decir muchas cosas en la calle, pero con una sonrisa pueden cambiar su vida.

Invitó a la sociedad a no burlarse de las personas de talla baja, sino por el contrario a acercarse y hablar con ellas, para que se den cuenta que son como los demás, que tienen manos, pies, boca, la única diferencia es el tamaño, “no te burles, en lugar de eso regálanos una sonrisa”.— IRIS CEBALLOS A.

Drake y ''Pepón'', con bates encendidos