Editorial

Plaza Grande: intenciones ''poco claras'' de un ''aliado'' de los clamores por justicia

Nos comentan que... en cuestión de política algunos tienen muy claras sus ambiciones y hasta tienen sus equipos con estrategias para el frente en 2024, mientras otros nombres resuenan en medio de sonados conflictos.
jueves, 30 de junio de 2022 · 03:30

Opera con un "cuarto de guerra"

Por todos lados están desatadas las ambiciones políticas con miras a 2024. El priista Mauricio Sahuí Rivero es uno de los que están más movidos y ya hasta aparece en encuestas que, según personas cercanas a él, paga de su bolsillo. Nos aseguran que el candidato perdedor a la gubernatura del Estado en 2018 tiene incluso un “cuarto de guerra” cuyos participantes analizan escenarios futuros, en el que, como ya hemos publicado, no descartan una postulación por el Partido Verde en alianza con Morena.

En ese “cuarto de guerra” están identificados los exdiputados del PRI Luis Hevia Jiménez y Antonio Homá Serrano y el exfuncionario de Sedesol Wílberth Buenfil Berzunza. A menos que se haya separado sigilosamente del puesto, Homá Serrano aparece en el directorio del Comité Directivo Estatal del PRI como secretario de Operación Política.

Luis Hevia opera como bisagra entre un sector del PRI, Morena y Movimiento Ciudadano, y Buenfil Berzunza, a quien se conoce mejor como “Wilo Buenfil”, tiene sobre sus espaldas el peso de acusaciones de desvío de recursos en el Ayuntamiento de Kanasín en el período 2018-2021, del cual fue director de Obras Públicas. Fue señalado públicamente por sus nexos con empresas que recibieron contratos municipales.

Coquetea sin enamorarse

Hablando de aspiraciones políticas, otro que no se queda atrás e insiste en sus amarres es el senador Raúl Paz Alonzo, hasta ahora integrante del Partido Acción Nacional. En los círculos políticos se habla de que recibe un “empujoncito” de Sergio Vadillo Lora, quien fue jefe del Despacho del Gobernador durante la administración de Rolando Zapata Bello y está involucrado en la operación de empresas fantasmas en el gobierno rolandista.

La gran pregunta que muchos se plantean es hacia dónde apuntará finalmente Paz Alonzo, pues lo mismo se le ve coqueteando con Morena y el Partido Verde que haciendo el guiño a Movimiento Ciudadano. Habrá que ver cuánto tiempo seguirá esa pregunta en el aire.

Sin sorpresa en elección

No fue ninguna sorpresa la designación de Mario Alberto Castro Alcocer como nuevo presidente interino del Tribunal Superior de Justicia del Estado en sustitución de Ricardo Ávila Heredia, cuyo período en el cargo terminaba hoy jueves. El exmagistrado presidente adelantó su retiro del Poder Judicial en las condiciones que plantea la reforma que propuso el Poder Ejecutivo.

De esta forma, se da por un hecho en el seno del Tribunal que en diciembre próximo se elegirá para un período de cuatro años en la presidencia a Lizette Mimenza Herrera, quien no se veía animada a ocupar un interinato de seis meses, plazo que le restaba al abogado Ávila Heredia. Por cierto, nos comentan que el retraso en el relevo no era fruto de indecisiones sino motivos de salud —se dice que estaba contagiado de Covid— de Castro Alcocer. Hay que recordar que el presidente en turno del Tribunal lo es también del Consejo de la Judicatura del Estado.

Falla en los protocolos

Producto de los altos contagios de Covid-19 en esta quinta ola que afecta a Yucatán, el área especial destinada a ese mal en el Hospital Regional General "Ignacio Téllez García" del IMSS, popularmente conocido como T-1, está saturada de enfermos de coronavirus en estado crítico.

Ante la falta de camas en el "covitario" de la T-1, los médicos empezaron a habilitar cuartos aislados en las secciones del tercer piso del área de hospitalización para atender a los pacientes. Incluso, se sabe de casos de pacientes que ingresan sin Covid-19 y durante su estancia en el nosocomio lo contraen, lo que evidencia una falla en los protocolos sanitarios de la institución.

Preocupados, pero no tanto

El Covid-19 ya empezó a causar preocupación en el sector educativo, principalmente en los niveles de preescolar y primaria, por lo que directores y directoras modifican el programa inicial de los festivales de fin de curso que tradicionalmente son muy concurridos.

Aunque no llegan al grado de la suspensión de los bailables de fin de curso, algunas escuelas limitan la asistencia únicamente de los alumnos y un familiar para evitar aglomeraciones y riesgos de contagios. Sin embargo, algunas banqueteras y organizadoras de graduaciones hacen lo contrario: atiborran las mesas para obtener mayor ganancia y optimizar el servicio. Por ejemplo, si una mesa es para 10 personas máximo, la organizadora y la banquetera acuerdan colocar 16 ó 18, lo que rompe totalmente la sana distancia mínima y expone a los comensales en forma irresponsable.

Con administración extranjera

Cada vez más hoteleros recurren al modelo de la renta de su hotel para tener segura una ganancia por el tiempo del contrato, pero esto significa que el propietario o deja su inmueble en manos ajenas o apenas conserva una mínima parte del edificio para un negocio propio.

Nos comentan que ya hay varios hoteles en manos de inversionistas españoles que pagan fuertes cantidades de dinero para administrar hoteles en Mérida aprovechando problemas financieros de sus propietarios causados por la pandemia o por los bajos ingresos que obtienen por falta de turismo extranjero y nacional. Uno de esos casos es el hotel Los Aluxes, que está arrendado a inversionistas españoles.

''Reconocido'' activista

El nombre y fotografías del llamado licenciado Andrés Nieves Cervantes, empresario funerario, empieza a aparecer con más frecuencia en movimientos de protesta y actos vandálicos contra el gobierno del Estado a raíz de que no prosperó su demanda de un pago de indemnización de $2.5 millones que pidió al alcalde de Mérida por la muerte del joven José Eduardo Ravelo, y la detención de su hijo por documentos falsos cuando acudió a tramitar su licencia de conducir al edificio de la SSP.

El licenciado Nieves aprovechó la indignación de vecinos de la colonia San José Tecoh por la muerte del niño Leonel y encabezó a un grupo que rompió la reja protectora del Palacio de Gobierno.

Su nombre también apareció en otro caso cuando, el martes pasado, un grupo de ejidatarios de Ticimul, Umán, esperó al gobernador Mauricio Vila a la entrada de un fraccionamiento para hacer reclamaciones, aunque reconocieron que todo lo relacionado con las tierras es competencia del gobierno federal por medio de la Procuraduría Agraria, Tribunal Unitario Agrario y Registro Nacional Agrario, “pero estas dependencias no ayudan al campesino”.

 

Otras Noticias