in

Inversión en un aeropuerto

Editorial

Carlos Enrique Pacheco Coello (*)

Recientemente se propuso la construcción de un nuevo aeropuerto en Yucatán. Se menciona que para aumentar la plusvalía a las casas de los habitantes (ojo pagarían más predial) que viven en la zona donde se encuentra la terminal actual. Además, se propone la construcción de un centro comercial en el lugar donde está el mismo terreno.

La propuesta de un servidor de acuerdo con mi experiencia, es que se elabore un proyecto de inversión sustentado y serio con un grupo de expertos formando un “Comité de Proyectos”. En los proyectos que un servidor elabora se toman en cuenta varios estudios de viabilidad, los cuales doy a conocer: 1.— Estudio de mercado que, en este caso, consta de la viabilidad a varios años del aforo de viajeros y aerolíneas que arribarían a Yucatán; los cuales se deben hacer con un criterio prudencial y varios escenarios: el optimista, el prudente y el pesimista, con una ponderación de los tres junto a una proyección de los ingresos probables.

2.— Estudio técnico, que consiste en la ingeniería del producto que, se basa en el diseño del nuevo aeropuerto con todos los servicios para los viajeros. En el estudio de la ingeniería del proyecto debe incluir las instalaciones; su localización, inversiones, costos de la inversión y del personal tanto de operación como de ventas y administrativo, estacionamiento y otros servicios. En la actualidad, también se complementa con un estudio ecológico para evitar que no se contamine el aire que propulsan los aviones al usar turbosinas y no biorborsinas, sobre todo, tener cuidado que no se desforesten los árboles. Se debe evitar eliminar el pulmón de nuestra ciudad como en la actualidad está ocurriendo y con lo cual le echamos la culpa solamente al gobierno cuando también es responsabilidad de las empresas constructoras. Otro proyecto, seria desarrollar los atractivos en los poblados de Yucatán que son por los que los turistas visitan nuestra ciudad (Algunos prefieren Cancún y la Riviera Maya) Los poblados cuentan con una historia rica en cultura, de hermosas tradiciones. Si las convertimos en grandes urbes con edificios lujosos, se perderían su belleza y atractivo.

3.— Estudio financiero que consta del costo de las fuentes de financiamiento llamado “Costo de Capital” que se debe recuperar en un tiempo razonable con una mixtura de inversiones, buscando que el costo sea el menor posible lo que, al parecer, el empresario que lo promueve dice que tiene las hectáreas en el municipio para esa inversión. La otra parte del estudio financiero seria medir la recuperación a largo plazo con indicadores tales como el Valor Presente Neto, la Tasa Interna de Rendimiento que generan los flujos de efectivo y la Tasa de Rendimiento Mínima Esperada que es la suma del costo de capital más el riesgo y un último indicador que sería el tiempo de recuperación.

Como podemos darnos cuenta no basta con los buenos deseos, sino también hay que tomar en cuenta a la población, su salud y la recuperación de los que invierten. Un Proyecto de Inversión y su viabilidad debe ser serio y no basarse en corazonadas. Y un logro más beneficiar realmente a los habitantes del sur del estado y de Mérida y sus poblados.—Mérida

Doctor en análisis estratégico y desarrollo sustentable por la Universidad Anáhuac campus Mayab

Zarpazo de los Tigres

Monseñor Gustavo Rodríguez Vega: Homilía del domingo 25 de julio