in

Plaza Grande

Plaza Grande

Nos comentan que...

Más de un millón de casos confirmados por coronavirus y muy cerca de alcanzar la macabra cifra de 100,000 muertes por el mortal virus en el país, parecen ser solo frías estadísticas. Aunque en Yucatán las medidas de prevención y los llamados oficiales para que la población no baje la guardia se difunden por todos los medios, la realidad es otra. En el largo puente de este fin de semana por la celebración adelantada del aniversario 110 del inicio de la Revolución, 6,000 visitantes ingresaron anteayer domingo a la zona arqueológica de Chichén Itzá, sin contar las decenas de vendedores de artesanías que mantienen cercados los senderos que llevan a los vestigios prehispánicos mayas. De acuerdo con las cifras que dio a conocer ayer la Secretaría estatal de Salud, 153 pacientes están hospitalizados y seis fallecieron a causa del Covid-19, con lo que suman 2,616 muertes en la entidad. La temerarias preguntas son: ¿cuántos infectados habrá en las próximas dos semanas por la afluencia masiva a sitios de recreo? ¿Será que los prestadores de servicios turísticos tengan en consideración los riesgos que representa para la salud de los habitantes de la entidad ese tipo de situaciones con el argumento de reactivar la economía? ¿Y el Instituto Nacional de Antropología e Historia, qué dice?

Cerca del fin de año, el Sindicato de Trabajadores al Servicio del Poder Ejecutivo e Instituciones Descentralizadas de Yucatán sigue enfrascado en un litigio derivado de la inconformidad de un grupo con la reelección de Jervis García Vázquez como secretario general. El proceso electivo se efectuó en febrero pasado y un mes después el gobierno de Mauricio Vila Dosal reconoció la personalidad jurídica de García Vázquez como líder de los burócratas estatales, luego de que éste recibió la toma de nota correspondiente de parte del Tribunal de los Trabajadores al Servicio del Estado. Sin embargo, un grupo encabezado por Waldemar Pech Gasque demanda la nulidad del proceso electivo argumentando una serie de irregularidades. El jueves pasado se realizó una audiencia alusiva a la demanda y excepciones, pruebas, alegatos y resolución en el Tribunal, pero, por lo visto, está muy lejos aún un fallo definitivo porque los promoventes ampliaron el contenido de su denuncia. Por cierto, el asesor jurídico de los inconformes es el abogado Pedro Poot Medina, trabajador del Servicio Nacional de Empleo, y no faltan quienes se preguntan si es válido que litigue en horario laboral.

Después de la presentación oficial de Ivonne Ortega Pacheco como nueva integrante de Movimiento Ciudadano y sus intentos de mostrar una nueva actitud política, sus colaboradores más cercanos están en abierto trabajo de promoción y acercamiento con sectores con los que consideran que podrían hacer alianzas. Entre los más activos está Jesús Rivero Covarrubias, quien fue coordinador de Comunicación Social en el quinquenio 2007-2012 y hoy anda de café en café en encuentros con reporteros y conductores de programas que sirvieron a los intereses de la exgobernadora durante su administración. Rivero Covarrubias no queda solo con el café, pues fumar puro en lugar del cigarrillo de ayer parece ser un distintivo desde hace un tiempo, por lo menos en sus apariciones públicas.

 

Dicen no al encubrimiento