in

Roger Antonio González Herrera: El Museo de Geología de Progreso

En el puerto de Progreso, el gobierno de México, en coordinación con el gobierno del Estado y con el Ayuntamiento de dicho municipio, ha iniciado la construcción del Museo de Geología en lo que era conocido como el “Parque de La Paz” y que, anteriormente, fue el parque “Cházaro Pérez”, en pleno malecón tradicional.

Como se sabe, la geología es la ciencia que estudia el origen, formación y evolución de la Tierra, los materiales que la componen y su estructura. Y, según ha manifestado el alcalde Julián Zacarías Curi, el museo será un espacio gratuito que contará con salas para eventos culturales, para presentaciones y exposiciones.

En tal sentido, se convertirá en el primer museo de la ciudad orientado a explicar la evolución de la tierra, justo muy cerca del “Cráter de Chicxulub”, como se conoce al lugar donde cayó el meteorito que hace 65 millones de años acabó con los dinosaurios y con otras especies que poblaban el planeta en ese entonces.

El museo, que se construirá con una inversión inicial de 61 millones de pesos provenientes de la Sedatu, se convertirá en un atractivo invaluable para el puerto y permitirá elevar la oferta cultural y científica a sus habitantes y a los turistas. Será el espacio ideal para las excursiones de escolares y estudiantes de todos los niveles y un reto de grandes proporciones para las dependencias culturales a cargo del gobernador Mauricio Vila Dosal, pues su equipamiento y operación seguramente requerirá la suscripción de convenios de apoyo con instituciones académicas y científicas.

En tal sentido, esta obra marcará un antes y un después en la sociedad porteña en el aspecto cultural, pues a la fecha no existe un espacio de esa magnitud que conjugue la ciencia y la vocación turística de la zona costera del norte de Yucatán.

Recordemos que en Ciudad de México existe el Museo de Geología de la UNAM, en el corazón de la colonia “Santa María La Ribera”, en un majestuoso edificio porfiriano y que concentra las colecciones geológicas más importantes de México.

Recientemente, un grupo de personas vinculadas con el Partido Verde Ecologista de México y exfuncionarios de administraciones municipales de Progreso realizaron una manifestación para recabar firmas de respaldo a un escrito dirigido al presidente Andrés Manuel López Obrador, solicitando que dicha obra no se realice y se conserve el “Parque de la Paz”. Cabe decir que dicho parque, que antes albergó al edificio conocido como “La Pérgola”, en sí era un anfiteatro al aire libre.

No me cabe duda de que intereses político-partidistas mueven a esas personas a inconformarse, pues no hay punto de comparación entre tener una mole de concreto y gradas a tener un Museo de Geología. Y más contradictorio es que el PVEM encabece las manifestaciones contra una obra que pretende contar la historia de la formación y evolución de la tierra.

Hacemos votos para que haya altura de miras y se valoren los beneficios culturales y científicos que esta obra traerá al puerto y a sus habitantes, además de la creación de empleos y la derrama económica que generará, tan necesaria para incentivar la reactivación de la entidad, ahora que sufrimos los estragos de la pandemia ocasionada por el Covi-19.

Algunos opinan que, en lugar de un museo, se debe hacer un hospital. Estoy de acuerdo, pero esta obra se planeó antes de que se conocieran los alcances del nuevo coronavirus y, la decisión de cambiar la obra, corresponde al gobierno de México, lo cual no sucederá, pues si no ha cancelado una obra tan cuestionada como el Tren Maya, menos esta que ya esté en curso.

Así que, sólo queda procurar que el nuevo museo se construya bien y cumpla su función de divulgación científica y cultural.— Mérida, Yucatán.

rogergonzalezh@hotmail.com

Profesor

Campeche: con tan solo 279 casos activos; busca a los asintomáticos

Lava platos para ver a su marido enfermo