ESPECTÁCULOS

Ringling Bros vuelve en 2023

Sin animales y una experiencia de 360 grados

Escrito en ESPECTÁCULOS el

MIAMI (EFE).— El espectáculo circense Ringling Bros volverá en 2023 con una versión “modernizada” que prescindirá del uso de animales, informó ayer Feld Entertainment, la compañía propietaria del histórico circo Ringling que en 2017 debió bajar el telón agobiado por la baja venta de entradas.

Ringling Bros. and Barnum & Bailey retornará a los escenarios con “The Greatest Show On Earth” (“El mayor espectáculo del mundo”), un espectáculo en vivo que se estrenará en septiembre de 2023 y recorrerá 50 ciudades de Estados Unidos y Canadá, según informó en un comunicado Feld Entertainment, con sede en Florida (EE.UU.).

El video promocional que acompaña el anuncio muestra a acróbatas, músicos y otros elementos que formarán parte de este espectáculo interactivo que contará con artistas de diferentes partes del planeta y que será “una experiencia de 360 grados”, como señaló la firma, sin atisbo de los icónicos mamíferos que por décadas fueron emblema de este circo.

“Estamos innovando todos los aspectos del espectáculo en vivo y modernizando la franquicia para crear una propiedad atractiva construida para las familias de hoy y que durará otros 150 años”, señaló el presidente y director ejecutivo de Feld Entertainment, Kenneth Feld.

Este relanzamiento de Ringling irá acompañado de la comercialización de juguetes, juegos y productos coleccionables, además de futuras atracciones en parques temáticos y espectáculos itinerantes, y un documental sobre la producción del show que se estrenará en el otoño y cuyos ensayos empezarán en junio.

Los creativos de “The Greatest Show On Earth” se encuentran actualmente en la fase de selección de números y artistas, un proceso que se extiende a países como Etiopía, Francia, Mongolia, Argentina y Estados Unidos, y para el que hasta la fecha ya han recibido más de un millar de aplicaciones.

“El equipo creativo no solo busca talentos excepcionales, sino también personalidades extraordinarias cuyas historias de compromiso y dedicación a su oficio crearán poderosas conexiones con la audiencia”, señaló el comunicado.

De esta forma, el histórico circo Ringling, cuyos orígenes datan del siglo XIX, emerge ahora como “una franquicia de entretenimiento dinámica y multiplataforma” que busca pasar página al último periodo previo al cierre de 2017, que estuvo marcado por su enfrentamiento con las organizaciones defensoras de los animales.

Desde sus inicios hace más de 140 años, el circo Ringling recorrió la geografía estadounidense en una característica caravana en la que cabían trapecistas, acróbatas, enanos y varios mamíferos, con elefantes y leones como platos fuertes.

La televisión, internet y el auge de la conciencia ambiental hicieron mella en este gigante de las carpas, que vio mermada su venta de entradas por un cambio en los gustos del espectador promedio y que, finalmente, hace cinco años se vio obligado a cerrar y despedir a casi 500 empleados.