in ,

John David Washington espera crear conciencia con la película “Tenet”

El director Christopher Nolan se apunta otro éxito con la película “Tenet”

Experiencia emocionante y apabullante

MIAMI (EFE).— Hasta el protagonista de “Tenet”, el actor John David Washington, reconoce que ni siquiera él tiene muy claro que se pueda entender completamente la última película de Nolan, pero aseguró que, ni falta hace, porque lo importante es la experiencia “emocionante y apabullante” de ver lo que podría ser el cine del futuro.

“Yo fui a verla con mi familia y salí abrumado por muchas razones, la mayoría positivas, comenzando por el espectáculo cinematográfico que es la película, en el que todo es precisamente como el director lo quiso, desde el sonido, la cinematografía y la creatividad”, contó.

Cuando habla de familia se refiere a sus padres Denzel y Pauletta Washington, de la crema y nata de Hollywood. De hecho, fue su madre quien le dijo la frase que le convenció de que el universo que Nolan quiso crear con “Tenet” había logrado su cometido: “Es una verdadera forma de escapismo”.

De hecho, hasta llegó un momento en que el actor se olvidó de evaluarse a sí mismo. “Al principio estaba incómodo viéndome, pues soy hipercrítico con todo lo que hago. Pero sin darme cuenta me perdí en el mundo de la película”.

Sin embargo, eso no significa que haya salido del cine totalmente claro sobre el significado de “Tenet”. “Yo pensaba que entendía la historia después de haber pasado tantos meses de filmación, pero cuando la vi como espectador volví a dudar”, admitió el actor.

Esto lo emocionó. Para Washington, “Tenet” no es necesariamente un filme para entender de principio a fin. “Es una experiencia íntima que se va profundizando a medida que se va viendo”, manifestó.

Además de Washington, el elenco de “Tenet” incluye a Robert Pattinson, Michael Caine, Elizabeth Debicki y Kenneth Brenagh, entre otros. Todos tienen una misión difusa en el universo de Nolan, pero la menos clara es la de justamente el personaje principal, a quien el guionista y director decidió identificarlo apenas como “El protagonista”.

“Me encantó que no tuviera un nombre tradicional. Fue un recurso para conectar aún más a la audiencia. Él no tiene nombre porque representa a la audiencia, él va descubriendo lo que va pasando al mismo tiempo que el público”, explicó.

“Esa ausencia de nombre de El Protagonista también deja un mayor espacio para la interpretación creativa de la historia”, destacó.

Su personaje es una especie de soldado de operaciones especiales que es reclutado por una organización que busca salvar el mundo. Con excepción de esa información, los elementos que usualmente le dan un contexto a un personaje están ausentes.

Para lograr las características físicas de El Protagonista, Washington se sometió a un entrenamiento tan intenso, que lo dejaba “sin ganas de levantarme de la cama en las mañanas” y tanta hambre que lo primero que hizo al terminar la filmación fue ir “a un restaurante de hamburguesas y comer todas las que pude”. Al día siguiente se dedicó a comer pizzas.

El esfuerzo rindió frutos extraordinarios. Las escenas de acción y peleas en “Tenet” son tan complicadas como demandantes. Los trajes de El Protagonista, que Nolan usa para dar textura figurativa y literal a su historia, son parte de su identidad en construcción.

Tanto él, como el resto de los actores y gran parte de la acción son una especie de círculo infinito de rompecabezas dentro de otro rompecabezas, como si fuese una sucesión eterna de muñecas rusas. Así funciona además el tiempo en el mundo de Nolan. También las relaciones.

John David Washington ve a “Tenet” como el futuro del séptimo arte. “Una combinación equilibrada del cine de arte y el cine comercial de acción”.

Por eso, concuerda con Nolan en que “es una película que hay que ver en la sala. Es algo que nunca se ha visto antes y merece la pena que, cuando se sientan seguros, la vean en el cine”.

El futuro profesional del artista incluye dos proyectos importantes para él. “Malcolm and Marie” fue una película que filmó con Zendaya durante la pandemia.

“Lo hicimos en secreto y todos nos sentimos y estuvimos seguros y sanos”. También tiene en calendario la protagonización de “Born to Be Murdered”, del guionista y director italiano Ferdinando Cito Filomarino.

Washington tiene claro que es difícil que vuelva a tener una experiencia como la de “Tenet”.

“Me hizo enamorarme más profundamente del cine. De ver cómo se puede hacer una obra maestra filmada en siete países, donde siempre se creó un gran ambiente de trabajo y todo estuvo orientado hacia la excelencia, con pasión y amor”, describió.

No es que en su corta carrera como actor —Washington se metió en serio en 2015, cuando una lesión frustró su carrera como profesional del fútbol americano— no haya tenido filmes importantes.

Su currículum cinematográfico tiene títulos como “Love Beats Rhymes” (2017), “BlacKkKlansman” (2018), “Monsters and Men” (2018), y “All Rise” (2018).

Aun así, se declara “un tipo con suerte” si consigue seguir haciendo películas “que hablen por mí.

Mi vida es más bien aburrida y prefiero estar tranquilo. Por eso prefiero que mi trabajo dé los mensajes importantes”.

Por eso, Washington afirmó que “si después de ver ‘Tenet’ alguien sale del cine con ganas de sumarse al proceso político, de hacer algo por mejorar al mundo, con algún tipo de motivación, sentiré que he hecho mi trabajo”.

En la taquilla

“Tenet” ha dejado señales positivas en la recaudación mundial y bastantes dudas en cuanto a su recorrido por las pantallas estadounidenses.

La superproducción de Christopher Nolan alcanzó el fin de semana los 207 millones de dólares de recaudación en el mundo, pero este dato queda deslucido por los escasos 29.5 millones que corresponden a su desarrollo en Estados Unidos y Canadá.

En Estados Unidos continúan cerrados los cines de Los Ángeles y Nueva York, los dos mercados más importantes del país.

Una prueba del peso que tienen estas dos áreas en el sector de la exhibición es que este fin de semana se abrieron las salas del condado de Orange, al sureste del condado de Los Ángeles, y esta zona californiana costera y muy poblada reunió a los dos cines con mayor recaudación de “Tenet” en los últimos tres días en el país, detalló el portal Deadline.

Además, el cuarto recinto con mayores ingresos por “Tenet” en todo Estados Unidos fue un autocine de Los Ángeles.

Los resultados “domésticos” de “Tenet”, en comparación con la mayor solidez que se ha visto en el apartado internacional, dejan a Hollywood con muchos interrogantes sobre qué hacer con todos esos “blockbuster” que se han ido retrasando en busca de una fecha en la que los cines ya estén funcionando con normalidad.

Un ejemplo de esa incertidumbre es justamente Warner Bros., el estudio detrás del órdago de "Tenet" (cuyo presupuesto supera los 200 millones de dólares) y que la semana pasada anunció que “Wonder Woman 1984” se aplaza una vez más y ahora verá la luz el 25 de diciembre en lugar del 2 de octubre, que era la última fecha prevista. En cambio, otras compañías han apostado por el mercado digital.

Fiestas patrias en Yucatán: así se vivió el Grito de Independencia

Cochinita pibil y su origen en “Las crónicas del taco”