in

A todo color

Una modelo en el desfile de Carolina Herrera

Carolina Herrera abrió ayer la antepenúltima jornada de la Semana de la Moda de Nueva York con una colección para otoño e invierno 2020 definida por la “exuberancia disciplinada”, en la que destacaron los vestidos coquetos de silueta fluida en colores saturados. El show fue en el centro artístico The Shed, cuya arquitectura futurista sobresale en el nuevo barrio de lujo de la Gran Manzana, Hudson Yards.

Síguenos en Google Noticias

Choca por no respetar el alto, dos menores y dos adultos lesionados (fotos)

Tienen derechos... y talento