in

Atrapados en sus problemas

Michel Reyes Ortega impartió ayer la conferencia “Suicidalidad. Desarrollo

Ayudar a quienes están en crisis previene suicidios

En cuestión de suicidio, las mujeres tienen más tentativas pero los hombres son más efectivos, precisó el doctor Michel Reyes Ortega, del Instituto de Terapia Contextual, quien ayer impartió la conferencia titulada “Suicidalidad. Desarrollo, prevención y tratamiento” en la Universidad Modelo.

Entrevistado al final de su ponencia, que formó parte de la VIII Jornada Académica de la licenciatura en Psicología, el doctor remarcó que al hablar de suicidio todo mundo es vulnerable.

Ante la pregunta de por qué se suicida la gente, el experto resaltó que no hay una respuesta clara, pues el problema es multicausal. “Hay diversos factores asociados al riesgo: algunos son sociodemográficos, otro de salud mental, otros ambientales; las historias de vida particulares hacen que en algunos casos estos factores de riesgo se asocien a la presencia de suicidio y en otros casos no”.

Desde el punto de vista clínico y psicológico, dijo que las personas que tienen un comportamiento suicida, en primer lugar, ven al suicidio como una estrategia de solución a sus problemas.

“Los factores que llevan a esto son: dificultades para tolerar y aceptar el malestar emocional intenso, normalmente se catalogan intolerables; se dicen incapaces para sobrellevar este malestar o resolver los problemas de vida que están asociados a él, y, por último, se sienten desesperanzados ante la posibilidad de que el malestar no ceda o que los problemas no se resuelvan con el paso del tiempo”.

Las personas que expresan tener ideas suicidas o comunican a las demás personas sus deseos de morir o presentan conductas asociadas al suicidio —como autolesiones o conductas de riesgo— son personas que están sufriendo y que no han encontrado mejores formas para afrontar su malestar.

“Es un hecho que hay un riesgo y se les debe hacer saber que su malestar es legítimo y que las formas en que han intentado lidiarlo son una demostración de la manera en que esta situación de vida le sobrepasa y por lo tanto hay que animarlos a encontrar ayuda profesional”, remarcó al Diario.

Acerca de que la suicidalidad es contagiosa, como mencionó en su ponencia, el doctor Reyes aclaró que es contagiosa cuando la persona que copia está en riesgo, de lo contrario no. “Hay una tendencia natural en las personas a imitar el comportamiento de los otros. Parte de los rasgos que han permitido que sobrevivamos como especie está en el observar los comportamientos exitosos de los demás y nos provoca copiarlo”.

En el caso del suicidio, señaló, “cuando una persona está sufriendo y ve que otra persona se suicida, puede copiar el método de la otra persona. En ese sentido sí es contagioso y más al enterarse, escuchar u observar las razones que llevaron a esa otra persona al suicidio”.

Afortunadamente, continuó el especialista, existe cura para la suicidalidad,por ejemplo, las psicoterapias orientadas al desarrollo de mayor aceptación y tolerancia del malestar.

“En la medida que la psicoterapia desarrolle estas habilidades, en las personas, las condiciones de vida mejorarán y su capacidad para afrontar crisis o dificultades también lo hace. El apoyo farmacológico también es necesario cuando hay una situación de salud mental asociada a la suicidalidad”, finalizó.— Iván Canul Ek

¿Contagiosa?

Michel Reyes Ortega explicó que cuando una persona está sufriendo y ve que alguien se suicida, puede copiar el método, ”en ese sentido la suicidalidad sí es contagiosa, más al escuchar las razones que llevaron a esa otra persona al suicidio”.

Cartón de Tony: No te preocupes, Enrique