in

Brilló Hilaria Maas por sencilla y generosa

Hilaria Maas Collí

Gran estudiosa y defensora de la cultura maya

Defensora de la lengua y la cultura maya, maestra de generaciones, estudiosa de las leyendas y de las tradiciones, mujer de sencillez y generosidad, con estos términos y calificativos recuerdan a la recién fallecida maestra Hilaria Maas Collí historiadores, investigadores y directivos del Ayuntamiento y gobierno del Estado.

Como informamos, la maestra Maas fue investigadora, profesora, conferencista, jueza de concursos de Hanal Pixán y catequista y conversadora amena.

Irving Berlin Villafaña, director de cultura del Ayuntamiento de Mérida, recordó que la maestra Hilaria fue una maestra de varias generaciones de la Facultad de Antropología de la Universidad Autónoma de Yucatán (Uady).

“Su obra docente es muy importante. También su obra como investigadora especialmente”, subrayó

“Yo conocí a la maestra dándome clases en la Facultad de Antropología y durante los últimos 20 años fue una entusiasta, una profesora de las tradiciones populares y la cultura maya”.

Dijo que los cuentos, las fábulas, las leyendas que no están escritas o que no estuvieran escritas ella las rescató luego de hablar con las viejas generaciones mayas.

“Ella terminó en muchos casos convirtiendo esa tradición oral en libros que rescatan la memoria del pueblo maya, por eso es tan importante su obra”.

“Ella siempre era colaboradora de la facultad a través de las enseñanzas de la lengua maya o a través de la etnografía, y desde luego como investigadora en el Centro Regional de Investigaciones “Hideyo Nogouchi”, su trabajo era justamente el acopio y difusión de la tradición de la cultura maya”.

Recordó que durante el proceso del año pasado una asociación la propuso como una de las probables recipiendarias de la medalla “Silvio Zavala Vallado” y finalmente la decisión de los tres rectores: José de Jesús Williams, de la Uady; Carlos Sauri Duch, de la Universidad Modelo, y Javier Alvarez, de la ESAY, determinaron que esa medalla fuera para ella. La medalla “Silvio Zavala” premia al creador cultural del año.

Defensora y pionera

Eric Villanueva Mukul, director del Instituto Para el Desarrollo de la Cultura Maya del Estado de Yucatán (Indemaya) expuso “que si tenemos que hablar de alguien que haya defendido la lengua y la cultura maya es “doña Hilaria Maas”.

“Fue pionera en muchos de los trabajos que hoy son cotidianos como toda la historia oral, los cuentos, los mitos, las leyendas y también fue impulsora de la enseñanza de la lengua maya. Independientemente de sus múltiples aportaciones de estudios sobre antropología y etnología maya”.

“Deja un gran patrimonio pero además del patrimonio escrito que dejó, deja una herencia de actitud y defensa de la lengua, de defenderla desde el pueblo mismo. Ella formaba parte de los mayas contemporáneos y defendía la lengua y la cultura desde su origen, desde su propia existencia cotidiana”.

“Coincidíamos en muchos eventos porque ella era investigadora del Centro de Investigaciones Regionales ‘Hideyo Noguchi’, del área de ciencias sociales y hasta cierto punto era inspiración para muchos trabajos que en general hacen y han hecho los mayistas y desde luego sirvió de inspiración para que muchos miembros de las generaciones nuevas de antropólogos y etnólogos mayistas orienten sus trabajos como lo hizo ella”.

Apostolado

El historiador e investigador Ángel Gutiérrez Romero expuso que el fallecimiento de la maestra Hilaria es lamentable para el campo de la investigación, especialmente de las ciencias sociales, de la antropología en Yucatán.

“Es una pérdida definitivamente por la gran calidad académica, en primer lugar de la maestra Hilaria como una auténtica estudiosa y más aún, como una promotora importante de la cultura maya, especialmente su lengua. Es indiscutible su labor y su aporte, en estos puntos”.

“Yo tuve el gusto de tratarla en la Catedral precisamente en estos últimos años, siempre apoyando al padre Bartolomé Chi, que es segundo de los auxiliares de la Catedral, ayudándolo y conviviendo con nosotros”.

“Era una persona muy sencilla, definitivamente de un trato muy amable. La última ocasión que pude saludarla fue el Día de los Santos Reyes, después nos llevó los tamales el 2 de febrero. Era de una gran calidad humana, por su sencillez y generosidad”.

“Su labor de compromiso fue con el apostolado, de manera concreta con la Iglesia Católica, y que también fue parte de su interés y sus estudios. Una de las obras que más me gustan de ella es la que aborda las fiestas patronales, es también uno de sus temas de interés como antropóloga preocupada por la preservación, la conservación y difusión de este patrimonio cultural intangible del pueblo maya”.

“Creo que también fue una de las preocupaciones de la maestra Hilaria que pudimos conjuntar muy bien desde el punto de vista profesional como antropóloga e investigadora y creo que también desde un punto de vista espiritual, como creyente católica”.

Una pena grande

El antropólogo social e investigador Indalecio Cardeña Vázquez compartió que “es una pena muy grande para mí de verdad” el fallecimiento de la maestra Hilaria Maas.

“Ha sido de mucha tristeza porque varios amigos han fallecido también por distintas causas y ahora Hilaria”.

“Además de lo personal es una pérdida muy grande para la antropología aquí en Yucatán. Hilaria, como estudiosa que era, de las leyendas sobre todo, de las tradiciones, pero además de la interpretación que hacía de los fenómenos culturales, deja un vacío grande y aunado a eso está también su labor de historiadora”.

“Algunos de los trabajos importantísimos que realizó Hilaria es el de las Leyendas. Es una recopilación que hizo y publicó la revista ‘Tical, Mayapán’ y que publicó la Uady. Es un texto muy importante”.

“Yo tuve la oportunidad de poder hablar de cualquier cosa con ella y de disfrutar de su amistad. Hace varios años elaboramos un índice de la cosmovisión maya contemporánea, de sus razgos característicos. Y siempre decíamos ‘vamos a hacerlo’, pero nunca ampliamos ese índice ni redactamos un texto más amplio acerca de él”.

Es una pérdida muy grande de verdad, para la antropología, para los mayahablantes”.

“La conocía de hace tiempo, ella es de generaciones anteriores a mí pero con toda esa riqueza humana que tenía Hilaria, sobre todo esa sencillez que era impresionante, hizo que muchos la estimáramos, que la quisiéramos y eso ayuda mucho también a romper las diferencias de edad y conocimiento también”.— Claudia Sierra Medina

 

Hilaria Maas Collí Otra opinión

Hilaria Maas Collí murió de manera inesperada, mientras estaba en su casa en Mérida, el pasado sábado 20:

Legado

Para el antropólogo Irving Berlin Villafaña, director de cultura del Ayuntamiento de Mérida, su legado, es el legado de la tradición maya que está en la oralidad que se transmite de generación en generación, pero que ella tuvo a bien rescatar de esa dinámica y convertirla en productos editoriales que difunden el pensamiento mágico, la imaginación, la creatividad del pueblo maya y muchos de esos libros son motivo de estudio en universidades norteamericanas que tienen mucho interés por la lengua maya y por la narratología maya. Esa es la contribución de Hilaria.

Caso Ivonne Gallegos se investiga como feminicidio: Fiscalía