in

Cosas de Mascotas: “Los juguetes entretienen y ayudan a la salud”

Cosas de Mascotas
“Los juguetes entretienen y ayudan a la salud”

Con el recalentado de la cena de Nochebuena aún en la mesa, hay quienes ya piensan en las fiestas por venir. En el Día de Reyes, por ejemplo, en el que muchas personas acostumbran regalar juguetes a los niños.

Para nuestras mascotas también hay juguetes, que, además de entretenerlas, cumplen funciones como evitar la formación de placa bacteriana y acompañarlas.

En general se recomienda darles artículos de material rígido y resistente, explica José Ildefonso Sánchez Canul, médico veterinario zootecnista de la clínica Pet Lovers, en Prado Chuburná.

“En cachorros hay un poco de flexibilidad”, agrega. “Podemos usar una camiseta, enrollarla y hacerle dos o tres nudos para que vaya jalándola” o recurrir a cuerdas.

Los perros geriátricos, mayores de ocho años, requieren juguetes resistentes pero blandos a la vez, como pelotas grandes de tela, considerando que en esta etapa se presentan males periodontales y pérdida de piezas.

Los ejemplares jóvenes pueden recibir juguetes como el Kong —generalmente un cilindro hueco al que se le introducen premios—, que se utiliza en entrenamientos y que “el perrito pasa horas y horas mordiendo”, apunta el médico veterinario.

El profesional añade que hay propietarios que le dan a sus mascotas huesos de carnaza para que se entretengan, a pesar de que éstos no son juguetes. Esta práctica no es recomendable en cachorros, pues el material de la carnaza —piel de cerdo o res procesada— puede ocasionarles diarrea.

El veterinario aconseja tener unos siete u ocho juguetes y dárselos uno por uno, en forma rotada, a la mascota. “En uno o dos meses hay que retirarle el juguete porque el perrito se fastidia y el plástico tiende a fracturarse”.

“Algunos propietarios le dan muchos juguetes, pero no los rotan. Hay que guardar y cambiar” para evitar que el animalito se aburra y busque otras estructuras para morder, como bases de mesas y camas o zapatos.

Si hay duda sobre los artículos que gustarán a nuestro canino, podrían comprarse varios de diferentes colores y texturas “para ir viendo dónde muerde el perrito, dependiendo de su etapa de crecimiento”.

El veterinario Sánchez Canul subraya que los juguetes de plástico deben lavarse a diario y los de tela, una vez a la semana para prevenir la transmisión de bacterias.

Los juguetes de material resistente pero blando favorecen que los cachorros de razas pequeñas y entre cuatro y seis meses de vida muden los dientes de leche que tienden a retenérseles, algo que no suele ocurrir en animales medianos y grandes.

Asimismo, esos objetos ayudan a evitar la formación de placa bacteriana, pues cuando los perros los muerden los restos de comida se desprenden de sus dientes.

El médico veterinario subraya que los juguetes “son indispensables” para el canino, porque son “algo que él va a entender que puede morder y (los dueños) no se van a encontrar almohadas, muebles o libros destruidos”.

En ejemplares de chicos a medianos “es válido darles un peluche para que lo tomen como compañero”, al contrario de los animales más grandes, que si lo rompen y le sacan el relleno corren el riesgo de presentar complicaciones gastrointestinales.

Con los peluches se repite el consejo de lavarlos frecuentemente y tener más de uno para dárselos de manera rotada a nuestro canino.— Valentina Boeta Madera

Polémica y exigencia

Ojo de Tinta

Ojo de Tinta: “Profecías de Nostragamus 2019 (I)”