in

Cumple 50 años en Yucatán

Sobre estas líneas

En Yucatán la cuna del mariachi está en Muxupip

La historia del mariachi en Yucatán se inició hace 50 años, cuando se integró el primer grupo de este género musical, el Mariachi Águila de Vidal López, del cual formaron parte músicos que llegaron de Tabasco y Jalisco a los que se unieron músicos de Muxupip.

Fue así como ese municipio de Yucatán se volvió cuna de intérpretes del género, varios de los cuales hoy son parte de importantes agrupaciones nacionales.

Así lo comparte Noemí Rosado Luna, gestora cultural egresada de la licenciatura en Desarrollo y Gestión Interculturales del Cephcis de la UNAM, quien hace 10 años comenzó una investigación sobre la llegada de los mariachis a la entidad y cómo influenciaron, en este caso, la vida de los jóvenes de una comunidad rural, que hasta ahora ven este género como un modo de vida.

Noemí Rosado manifiesta que hace 50 años, en 1970, se estableció el primer grupo de mariachi en Yucatán, el Águila de Vidal López

Sobre cómo esto influyó en la vida de los habitantes de este municipio hablará la investigadora en el 19o. Encuentro Nacional del Mariachi que se efectuará mañana y el viernes, por primera vez de manera virtual.

Indica que se trata de un evento que organiza la Secretaría de Cultura y el Colegio de Jalisco, en el que participa desde 2012, este año con la ponencia “Muxupip, rinconcito yucateco donde también se aprende la música de mariachi”.

Sobre la llegada de los primeros mariachis a Yucatán, comparte que se asentaron en la ciudad de Mérida, en la colonia Bojórquez, en la ahora conocida y popular calle de los mariachis.

Los músicos de Muxupip comenzaron a adherirse a los instrumentistas que iban llegando de otras partes del país y formando sus grupos.

Noemí Rosado destaca a los hermanos Canul Peraza, cuyo padre, Benjamín Canul, se inició tocando música tropical y cambió al género musical de mariachi en los años 80 al unirse al mariachi Mérida 2000.

Sus hijos siguieron la tradición, pero fueron a estudiar música al Conservatorio de Jalapa, y se integraron a mariachis nacionales como Fiesta de México y los Gallos de México.

Una de las hijas de Benjamín, Glendy Flor Canul, constituyó el año pasado el primer mariachi femenil, Flor Maya, integrado por esposas de músicos de este género musical.

Noemí Rosado señala que hasta hace un par de años, la enseñanza de la música de mariachi la realizaban exclusivamente de forma autodidacta, de oído, pues los músicos que transmiten este conocimiento a las nuevas generaciones no tienen formación musical formal.

Aun así el interés de los niños y jóvenes por aprender lleva tres generaciones.

El año pasado mediante un programa estatal de la Sedeculta, un maestro egresado de la ESAY comenzó a impartir las clases en la Casa de la Cultura del municipio, ya con notas y enseñando a leer las partituras.

Precisa que Félix Bernardo Méndez Bote fue el primer mariachi de Muxupip.

Actualmente Benjamín Canul es uno de los decanos del mariachi surgidos en Muxupip, que hasta la fecha sigue tocando.

Sus hijos se han convertido en un ejemplo para los niños y jóvenes de ese municipio, quienes aspiran a ser como ellos, pues el concepto de la música de mariachi quedó muy arraigado.

Tan es así que en la secundaria “Felipe Carrillo Puerto” se comenzó a dar la asignatura de música de manera escolarizada.

En ese plantel estudió, por ejemplo, Justiniano Gorocica, quien es un músico de la Orquesta Típica Yukalpetén que aprendió bajo el sistema escolarizado y lee partituras; además, como parte de la citada agrupación ha viajado mucho y es parte también de un mariachi.

El músico se convirtió en un modelo a seguir y da clases a los alumnos de esa secundaria, que cuenta con un grupo de Mariachi Estudiantil, del que al egresar rápidamente se incorporan a los mariachis que ya tienen trayectoria, pues prácticamente todos tienen un tío, abuelo, familiar o vecino que se dedica a la música.

En la comunidad, la investigadora estima hay unos 80 músicos que se dedican al género de mariachi.

Respecto al Encuentro en el que participará, indica que cualquier persona puede escuchar las conferencias que se ofrecerán, así como a los grupos que actuarán en el evento, esto mediante la página del Colegio de Jalisco.— IRIS CEBALLOS ALVARADO

 

Fiestas patrias en Yucatán: así se vivió el Grito de Independencia

Cochinita pibil y su origen en “Las crónicas del taco”