in

El cáncer de próstata es el más frecuente en México

Yeusvi Flores

Salud y vida

Yeusví Maley Flores Cazola (*)

Según los datos del Global Cancer Observatory (Globocan) en el año 2020, los continentes americano y europeo fueron los que reportaron mayor número de casos nuevos de cáncer. A nivel mundial y al cierre de 2020, se reconocen 19.292,789 pacientes diagnosticados en todo el mundo, siendo en orden de presentación: el cáncer de mama, el pulmonar, el colorrectal, el de próstata y el de estómago, los cinco más incidentes o predominantes.

En nuestro país, específicamente 2020, sumó 195,499 casos.

Para el sexo femenino y en concordancia con el panorama mundial, el cáncer de mama es el de mayor frecuencia, sin embargo, en el caso particular de los pacientes varones, el cáncer más diagnosticado es el de próstata, a diferencia de los datos mundiales que reportan una presentación estadísticamente predominante para el cáncer pulmonar.

Dicha plataforma menciona aquellos cánceres con mayor tasa de mortalidad a nivel global y los cuales son, en orden decreciente: cáncer pulmonar, colorrectal, de estómago, de hígado y de mama. Para los mexicanos la mortalidad de esta enfermedad se cataloga de la siguiente manera: cáncer de próstata, de mama, cervicouterino, colorrectal y hepático.

Tristemente en el año 2020, un número no poco importante de mexicanos, siendo precisos 105,963 mujeres y 89,536 hombres fueron diagnosticados con cáncer, sumándose a las crecientes filas de pacientes que día a día luchan contra esta enfermedad; y aunque la tecnología y la ciencia avanzan rápidamente, aún no es suficiente para emparejar la carrera contra esta mortal enfermedad que durante el año pasado le arrebató la vida a 46,082 mujeres y a 44,140 hombres víctimas del cáncer en nuestro país.

El día de mañana 4 de febrero, el mundo médico reconoce a los pacientes que mantienen la lucha y honra a todos aquellos cuyo recorrido terrenal ha terminado por el cáncer en el denominado “Día Mundial del Cáncer”.

Varios son los factores relacionados con el riesgo de padecer esta enfermedad. Desde luego la genética es ampliamente conocida por todos, pero es precisamente en el Globocan donde se mencionan algunas otras que, aunque no exclusivamente por su presencia desarrollen la enfermedad, con certeza absoluta incrementan la posibilidad de padecerla. Entre ellos se encuentra la obesidad, el virus del papiloma humano, la hepatitis B y C, la bacteria helicobacter pylori, los rayos ultravioletas y el consumo de alcohol.

No cabe duda de que somos víctimas del estilo de vida que construimos; la jungla del asfalto, resultado de nuestra propia creación y evolución, nos confronta a las consecuencias de hábitos pocos saludables y a enemigos que, aunque invisibles, ostentan el gran obsequio de la humanidad, una corona de letalidad que día a día nos recuerda la fragilidad humana, y que se resguarda expectante bajo la falta de nuestras prácticas de prevención.

Facebook, YouTube, Instagram y Twitter @DraYeusviFlores. drayeusviflores@gmail.com Página web www.drayeus.com

 

Mujeres pierden la vida al intentar defender a una víctima de abuso

Equipamiento a escuelas