in

El manjar de Timón y Pumba

Foto: Megamedia

Come la hormiga chicatana en una salsa de molcajete

CIUDAD DE MÉXICO (El Universal).— Una de las razones principales por las que la cocina mexicana es reconocida mundialmente se debe a la diversidad de platillos que se pueden encontrar al interior del país, esto en relación a la región o lugar donde se encuentre.

Ya sea en el norte con cortes de carne, en la costa con platillos del mar, en el centro y sur con antojitos, la cantidad de platillos es innumerable, incluso se consumen alimentos que podrían parecer exóticos como la hormiga chicatana, descubre la forma de comer este delicioso ingrediente.

¿Qué son? Las hormigas chicatanas son insectos voladores que se dan en época de lluvias. Estas tienen un color rojizo y cuerpo alargado lo que podría darles un aspecto poco apetecible; sin embargo, no debe dejarse llevar por la apariencia.

Se trata de las reinas del tipo de hormigas denominadas "arrieras", que emergen de la tierra una vez al año después de las fuertes lluvias que caen entre los meses de junio y julio, e incluso, en agosto.

En algunos lugares estas hormigas son recolectadas para su consumo, formando parte de la gastronomía local, esta forma de alimentación es reconocida como entomofagia y era muy común en la alimentación de los pueblos mesoamericanos, es decir de mucho tiempo atrás.

Las hormigas chicatanas formaron parte de la alimentación en la época prehispánica, su gran aporte de proteínas era muy valorado, además de su exquisito sabor y, por supuesto, la poca frecuencia con que se consiguen, asegura el Instituto de Ecología A.C. (INECOL).

Su temporada comienza a partir de la época de lluvia, que es cuando comienzan a salir y aunque se pueden encontrar en los estados de Puebla, Chiapas, Veracruz e Hidalgo, son más famosas en el estado de Oaxaca.

¿Cómo comer las hormigas chicatanas? Para quitarles las alas a las reinas de las arrieras, las mujeres oaxaqueñas las ponen en un comal de barro y les agregan sal; se retiran hasta que queden bien tostadas y listas para el consumo.

Se considera que la manera más conocida de comer chicatanas es en salsa de molcajete, que se disfruta con una tortilla hecha a mano recién salida del comal y un pedazo de queso, las personas más tradicionales afirman que las chicatanas tienen que molerse en el metate o en el molcajete.

Otra de las maneras tradicionales de comerlas es en mole, con carne o pollo, así como relleno de tamales o para la en la masa de tlayuda.

Chicatana en tacos

Tostar las hormigas chicatanas además de los chiles verdes al gusto y agregar ajo. Licuar los ingredientes con un poco de agua y posteriormente colar. La pasta que se forme se fríe con manteca y cuando la pasta se despegue de la manteca significa que está cocida. Esta pasta sirve para disfrutarla en tacos.

Salsa de hormiga chicatana

Si quieres probar este manjar, te dejamos una receta de salsa que te hará chuparte los dedos.

Ingredientes:

4 chiles serranos

1/2 cebolla blanca

2 jitomates medianos

2 ajos

100 gramos de chicatanas

Aceite

Sal

Primero se deben asar los chiles, los jitomates, los ajos y las hormigas. Después, remojar los chiles en agua caliente para suavizarlos, dejarlos hervir por 1 minuto. Moler estos ingredientes en el molcajete o en la licuadora. En un sartén acitronar con aceite la cebolla previamente picada y agregar la mezcla con las hormigas; freírla durante 5 minutos a fuego bajo y sazonar con sal al gusto.

 

Solidaridad con Layda Sansores por la muerte de su hermano

Jorge Castañeda: Fracaso contra el narco