in

Eclipse prenumbral de julio: ¿cuándo y dónde verlo?

La Luna llena de la noche del sábado 4 a domingo 5 de julio se verá sutilmente oscurecida por el tercer eclipse penumbral de este año

En un acontecimiento raro, que ocurrió por última vez hace 29 años, cuatro eclipses penumbrales de Luna tendrán lugar en 2020.

¿Cuándo será el próximo eclipse?

Dos de ellos ya sucedieron: el primero en enero pasado y el segundo a inicios de junio. El tercero será en la noche entre el 4 y 5 de julio y se podrá ver en Yucatán.

Podrá verse en Yucatán

El 30 de noviembre ocurrirá el cuarto eclipse penumbral, que podría apreciarse en Yucatán si el clima lo permite.

Un año con cuatro eclipses de Luna es algo raro, explica Eddie Salazar Gamboa, maestro en Ciencias, quien señala que lo más común es que haya dos eclipses lunares al año o incluso tres.

Lee: Fenómenos astronómicos que se verán en Yucatán y el mundo en 2020

Cuatro, enfatiza, es un fenómeno inusual y no se sabe cuándo volverá a ocurrir.

¿Cómo ver el eclipse prenumbral de julio?

Será a las 10:07 de la noche del 4 de julio cuando comience el eclipse penumbral. El punto máximo del fenómeno será a las 11:30. Concluirá a las 12:52 de la madrugada del día 5.

¿Qué es un eclipse prenumbral?

Explica que en el eclipse penumbral la Luna penetra en el área, o cono, de la penumbra que se forma al interponerse la Tierra entre el Sol y la Luna.

Como no entra a la umbra, que es la parte más oscura y cerrada del cono, la Luna no se verá totalmente oscura, sino grisácea, como si hubiera perdido brillo.

El astro entrará en la penumbra solo en un 35% de su superficie, es decir que solo una parte de la Luna se verá sombreada de gris.

Para que un eclipse se registre tiene que haber Luna llena, recuerda el investigador, y será justo en el máximo del eclipse cuando ocurra el momento de la Luna llena.

Salazar Gamboa recuerda que los eclipses son fenómenos que suceden por la interposición de un astro entre otros dos.

El ciclo de la Luna

Añade que la Luna completa un ciclo en un tiempo de 29 días y medio, por lo que en teoría debería haber un eclipse en cada ciclo, pero eso no ocurre debido a que el satélite natural está inclinado 5 grados 9 minutos con respecto al eje de la Tierra.

Afirma que desde hace 29 años no se registraban cuatro eclipses penumbrales en un año; la última vez que se reportó fue en 1991.

Salazar Gamboa precisa que los eclipses tienen lugar cada seis o cinco lunaciones de acuerdo con la clasificación que los mayas hacían de esos fenómenos, a los que registraban en “paquetes” de seis, cinco y una lunación esporádicamente. Un método con el que la NASA coincide, afirma.

Este año se tienen ejemplos de esa división, ya que el primer eclipse lunar penumbral fue en enero y cinco meses, o lunaciones, después tuvo lugar el segundo. El tercero se registrará a un mes del segundo, y el cuarto, a los cinco meses. Aunque el último eclipse de este año será el 30 de noviembre, en realidad corresponde al conteo de diciembre.

Salazar Gamboa recuerda que los eclipses de Sol son más frecuentes que los de Luna, pero menos visibles por la población, pues cuando ocurren solo pueden verse en una pequeña franja a lo largo de la Tierra.— Iris Ceballos Alvarado

La LMB anunciaría mañana cancelación

Seguirá el reparto a domicilio