in

La felicidad está en uno

Eduardo Arellano Magaña

Una mente fuerte hace falta para no caer en depresión

La falta de desarrollo del intelecto, y con esto de la inteligencia emocional, es lo que origina una mentalidad débil que lleva a problemas como la depresión y el suicidio, por lo que hay que trabajar en un cambio que pueda generar una mentalidad fuerte que cambie a las personas y al mundo.

Así lo expresó Eduardo Arellano Magaña, director del Instituto para el Desarrollo del Intelecto en México, quien anoche ofreció la conferencia “La importancia y necesidad del desarrollo del intelecto”, en el Olimpo.

El conferenciante contó que el Instituto que preside nació en Corea del Sur, en una reunión de lideres de educación a nivel mundial, con el objetivo de encontrar una solución a los problemas de hoy día.

Y es que explicó que están preocupados por la mentalidad que tiene la población en la actualidad, principalmente los jóvenes.

Apuntó que no importa el entorno y la situación en la que se vive, pues la mentalidad fuerte o débil no depende de ello, sino de uno mismo.

La mala noticia es que la mayor parte de los jóvenes de hoy carece de una mentalidad fuerte, no tienen metas, están en retroceso, no tienen esperanza y paz, y esto daña a la sociedad. Considera eso como la causa de problemas como la depresión y suicidio, tener una mentalidad débil y sin esperanza y sueños.

Indicó que Yucatán es un estado con grandes oportunidades y Mérida una ciudad hermosa, llena de cultura, pero las cifras de depresión y suicidio dicen otra cosa.

Dijo que muchos mexicanios viven en depresión, pues de acuerdo a estudios realizados 32 % de mexicanos se han sentido deprimidos, 67 % afirma nunca lo ha estado y un 1 % dijo no saber.

Del 32 % que dijo haberse deprimido, el 67 % indicó que le ocurre algunas veces al año, un 11 % una vez al mes, el 12 % semanalmente y el 10% afirmó que a diario.

Esto significa que 3.2 millones de mexicanos viven deprimidos todos los días, que no tienen razón por la que vivir.

Manifestó que las cifras alarmantes de suicidio surgen de la depresión, y han crecido exponencialmente, pues en el 2000 se registraron en el país 3,475 suicidios y en el 2018, 6,808.

Destacó algo que los yucatecos ya saben, que la entidad ocupa el lugar número uno en suicidios (10.64%).

Dijo que para ser felices, con esperanza y paz se requiere de tener metas, objetivos, esperanzas, y claro, una mentalidad sana.

Un cambio en la mentalidad trae un cambio en la vida y en el mundo, afirmó.

A la conferencia asistieron jóvenes, maestros y líderes educativos.— Iris Ceballos

Cinco pilares

Eduardo Arellano enumeró los cinco pilares de una mentalidad sana: Desarrollar un sueño, lo cual significa tener metas y objetivos; autocontrol, que aunque quieran algo puedan priorizar lo importante; Razonar profundamente, lo que implica pensar en las consecuencias de lo que se hace; Desafío, algo importante porque por tener un sueño no aprenden a desafiarse; Fortaleza, meditar cada decisión para lograr una mentalidad fuerte.

Síguenos en Google Noticias

Condiciones climáticas impiden atraque en Cozumel de polémico crucero

Quieren salvar vidas