in

La vida soñada, al alcance de todas

Los asistentes durante una de los ejercicios que dirigió Inés Willis

Prestar atención al qué dirán solo impide ser feliz

“Todas, todos merecemos estar en el primer lugar y merecemos brillar”, expresó la coach Inés Willis durante la conferencia “Primero tú”, que impartió anoche en el Gran Museo del Mundo Maya a beneficio de la asociación Viva te Quiero.

La actividad, que se atrasó por la lluvia, dio inicio con la bienvenida a cargo de Arantxa Bolaina Hernández, presidenta de Viva te Quiero, quien compartió a los asistentes su historia personal de violencia que le llevó a crear la asociación.

“Viva te Quiero tiene todo mi corazón, tiene el nombre y apellido en las bases de mi hijo José Antonio. Mi deseo es que Viva te Quiero sea esa mano de apoyo, esa mano amiga que a mí me faltó para ayudar a cada una de esas mujeres que viven una situación de violencia”, dijo, para luego informar que la intención del evento es abrir un centro de abrigo para resguardar a mujeres víctimas de violencia donde se les dará apoyo y herramientas para que salgan de esa situación.

Tras la introducción, se anunció a Inés, quien irrumpió bailando y animando a la gente. Originaria de Argentina, Inés Willis comenzó su charla diciendo que cuando uno se preocupa demasiado de lo que piensan los demás, se vuelve prisionero.

“Cuando estamos constantemente pensando en el qué dirán, les pertenecemos porque actuamos con miedo y no llegamos a ser auténticamente nosotros mismos.

Señaló que parte de eso se debe a que todos les dijeron cómo deben ser, los padres, la iglesia, la escuela, la gente, la misma sociedad… “Todos nos dicen cómo debemos ser y vamos configurando en nuestra mente cómo tendríamos que ser para vivir en el formato correcto de lo que creemos que debemos ser y entonces nos creamos un yo ideal”.

Compartió que su yo ideal, de acuerdo con las reglas impuestas o condicionamientos, era casarse bien, es decir, con un hombre de cierto nivel socioeconómico y ser flaca.

“Todas las mujeres tenemos diferentes ideales: ama de casa, tener un cuerpazo, una mente brillante… pero el problema que tenemos las mujeres es que queremos todos esos ideales, todos. Vivimos con tal nivel de presión para estar en un nivel de perfección inexistente que queremos ser todo y al final nunca nos sentimos suficientes”, indicó la coach.

Entrevistada antes de su presentación, Inés Willis subrayó que es momento que las mujeres se acepten y amen a sí mismas, pues es lo que lleva al empoderamiento. “En el momento en que nos aceptamos, nos amamos y desintegramos todas aquellas cosas que no nos encantan de nosotros nos empoderamos, y entonces vivimos una vida de poder y no como víctimas”.

Resaltó que en el poder está justamente la libertad. “Hay mujeres que son muy felices en su casa, muy felices siendo madres, hay mujeres que se sienten plenas trabajando… la magia está justamente en poder crear tu propia vida”.— Jorge Iván Canul Ek

Los Raptors se proclaman campeones de la NBA y hacen historia

Cartón de Tony: Mándalos a volar