in

Laura García ve el lado divertido de las palabras

Laura García Arroyo presenta el viernes 22 en la Filey su libro “Funderelele y más hallazgos de la lengua”

Una obra que enloquece

Funderelele, trago, abuelo… algunas son palabras comunes a nuestro lenguaje diario, otras ni sabíamos que existían y mucho menos lo que significan. ¿No es así?

Y es que Laura García Arroyo encierra en su libro “Funderelele y más hallazgos de la lengua” 71 palabras raras y a la vez divertidas, con su significado y anécdotas que las acercan a su vida y aventuras.

En entrevista con el Diario, previa a la presentación de su libro el próximo viernes 22 dentro del programa de la Feria Internacional de la Lectura Yucatán (Filey), Laura confiesa que en realidad eran más de 120 palabras las que tenía cuando le propusieron integrar su investigación y pasatiempo en una obra, a las que se han sumado más actualmente.

“Fueron las tristes estadísticas que nos muestran que solo usamos un promedio de 300 palabras de casi 300 mil lo que me hizo poner mi granito de arena ampliándolo, primero a través de mis redes sociales y luego con este libro”, detalla.

Y es que “Funderelele” no solo describe el concepto de ciertas palabras, sino que van salpicadas de eventos cotidianos, anécdotas y otras curiosidades que las hacen sentir más cerca de uno.

“Ando con mi libreta todo el tiempo y en cuanto me topo con alguna nueva palabra la apunto y luego investigo en el diccionario su significado y la anécdota e historia que la acompañan en mi vida y la de otras personas”, detalla.

“Lo más divertido es contagiar a las personas con esta actividad, pues cuando platico con ellas en mis presentaciones, eventos o en mis redes sociales, me comparten las palabras que ellas descubren, lo cual les agradezco mucho”, afirma.

Las personas generamos diferentes registros para comunicarlos, comenta la entrevistada, quien no oculta su pasión cuando se trata de hablar del idioma, tanto escrito como oral. “Unicamente hay que saber cuándo y cómo usar cada palabra, pues no es lo mismo en un discurso, que en el trabajo, con los amigos o en la cantina. Guardemos esas palabras en la mochila, para cuando sea adecuado usarlas”.

Laura García recalca que conocer y descubrir nuevas palabras va de la mano de la lectura, aquellos que te obliguen a buscar el diccionario cuando te topes con conceptos desconocidos.

De ahí que Laura guste de leer mucho y libros que la obliguen a investigar conceptos concretos.

Y también están las palabras que usamos pero no sabemos que tienen otro significado, como trago, timar o abuelo… “o muro, que ahora significa para los jóvenes esa pantalla con publicaciones en sus redes sociales”.

¿Está disminuyendo el uso del diccionario en las nuevas generaciones?, se le pregunta ante la poca curiosidad por conocer el significado de una palabra en específico.

“Es responsabilidad de los adultos enseñar a los niños y jóvenes a usar el diccionario de una manera lúdica y divertida, no solo como tarea u obligación”, exhorta.

“La tecnología y uso de las redes sociales debe ir de la mano con el enamoramiento de nuestro lenguaje, es algo inevitable que es lo principal de las nuevas generaciones, por lo que hay que hacer las paces entre la docencia y las redes sociales y que éstas sean aliadas y cómplices del aprendizaje”, aconseja.

“Los adultos estamos para ser sus guías para que seleccionen lo mejor y aprendan a distinguir entre el bien y el mal en los libros y la lectura”, detalla.

Finalmente, Laura García asegura que habrá una segunda parte de “Funderelele”, que obvio no se titulará igual porque esa palabra no será incluída. “Serán otras 70 palabras que enamoren por su contenido, su historia o por su sonoridad”.— Renata Marrufo Montañez

Presentación

Laura García Arroyo presenta su libro “Funderelele y más hallazgos de la lengua” este viernes 22 a las 19 horas en el Salón Ek Balam del Siglo XXI.

Shakira ahora luce el cabello castaño. Foto: EFE

Shakira sorprende con su cambio de look en un partido de básquetbol

Cartón de Tony: El matabichitos