in

Moda para hacer filosofía

Foto: Megamedia

La catalana Txell Miras se inspira en el humanismo

BARCELONA (EFE).— Txell Miras presentó ayer en la pasarela 080 Barcelona Fashion la colección “Txell Miras SS20”, en la que aborda cuestiones como el poshumanismo, el transhumanismo y un futuro en el cual las máquinas tienen necesidades humanas.

La diseñadora hace esta reflexión en una colección de contrastes tanto cromáticos como de tejidos y formas: colores café, ocre y oliva con los característicos de la frialdad tecnológica, como blanco, negro y gris.

Foto: Megamedia
Foto: Megamedia
Foto: Megamedia
Foto: Megamedia
Foto: Megamedia
Foto: Megamedia
Foto: Megamedia
Foto: Megamedia

Prendas de lana se oponen a materiales como neopreno, charol y tejidos plastificados de estética robótica.

En cuanto a las siluetas, predominan los volúmenes simétricos y arquitectónicos frente a otros más suaves, redondeados y adaptados al cuerpo humano.

En los complementos, Txell Miras alternó detalles florales y orgánicos, como ramilletes y pastos, con accesorios faciales futuristas, como un proyector en la cabeza de una modelo.

Nueva silueta

A su vez, el peruano español Esaú Yori presentó “Uninvited” para la temporada otoño-invierno, en la que regresa a sus raíces de sastre, deconstruyendo los códigos masculinos para crear una silueta llena de detalles.

“Ropa de hombre para mujer” es la filosofía de Yori, responsable de la firma de moda internacional que desfiló por segunda vez en la pasarela barcelonesa.

Hombros anchos, cinturas ajustadas, piezas grandes y desproporcionadas, camisas y abrigos envolventes que delinean a una mujer atemporal y sin género son las propuestas, con las cuales se pretende “desconceptualizar los códigos masculinos”.

Yori diseñó la colección con perspectiva autobiográfica, tomando como inspiración experiencias personales y explorando “las cargas emocionales y mentales del pasado y cómo éstas afectan a la evolución de uno”.

Entre los tejidos utilizados por Yori se encuentran el cachemir italiano, la lana inglesa y francesa, el algodón japonés y la seda china, una combinación cuidadosamente escogida para crear una de las colecciones más personales del diseñador hasta la fecha.

En lo que se refiere a los colores, Esaú Yori opta por una paleta minimalista, con el blanco y el negro como base de toda la colección y el azul marino, gris y caqui para los complementos.

Tras cinco años en China, adonde se trasladó para hacer crecer su negocio y “reconectar” con sus raíces asiáticas, Yori confesó que quiere regresar a Barcelona, la que considera su “casa”, a la que llegó con 16 años procedente del Perú y “se enganchó”, y a la que le ha visto crecer.

Debutante

A su vez, la firma de prêt-à-porter femenina Eiko Ai desfiló por primera vez en la pasarela catalana con la colección “Quantum One”, que evoca “a la energía cuántica y la unidad del cosmos”.

Presentó diseños transparentes “que remiten a lo que no podemos ver”; brillos, lentejuelas y metalizados, “que simulan energía lumínica”, y degradé para “marcar registros vibracionales”.

A partir de reflexiones sobre la realidad, la directora creativa Glo Lladó tomó ideas de la Física cuántica y composición de la materia a nivel subatómico.

Eiko Ai  

Fue fundada en Barcelona en 2018. Su nombre viene de la traducción fonética japonesa de “gloria” y “amor”.

Para brillar

En su pasarela predominaron creaciones cargadas de brillo y colores lila y menta.

Estampados

Plasmaron referencias al mundo microscópico, formas que fluyen naturalmente, contrarias a las geometrías y patrones florales.

Síguenos en Google Noticias

Arriba a Yucatán medicamento para pacientes con tratamientos oncológicos

Los niños son de corazón generoso