in

NASA y SpaceX hacen historia

Imagen tomada de la transmisión desde el interior de la cápsula Dragon durante el acoplamiento a la Estación Espacial Internacional

Viaje en un “taxi espacial” hacia la órbita terrestre

CABO CAÑAVERAL.— El primer vuelo de transporte para la NASA realizado por una firma privada llegó anoche a su destino: la Estación Espacial Internacional.

A las 10:01 p.m., hora de Mérida, la cápsula Dragon de SpaceX hizo su arribo al laboratorio orbital después de 27 horas de vuelo.

La tripulación de cuatro astronautas —tres estadounidenses y un japonés— fue lanzada anteayer desde el Centro Espacial Kennedy, en Florida. Es el segundo grupo que la compañía de Elon Musk envía al espacio.

De acuerdo con The Associated Press, el viaje comenzó con el lanzamiento del cohete Falcon, que en su parte superior llevaba a la cápsula Dragon, nombrada “Resiliencia” por sus ocupantes debido a los múltiples desafíos que este año ha afrontado, y que alcanzó la órbita de la Tierra en 9 minutos.

Los viajeros permanecerán en la Estación Espacial hasta la primavera.

Ausente a causa del coronavirus, Elon Musk siguió las acciones a distancia. Tuiteó que “muy posiblemente” padecía un caso moderado de Covid-19. La política de la NASA en el Centro Espacial Kennedy es que cualquier persona que dé positivo se ponga en cuarentena.

El lanzamiento del domingo tuvo lugar después de un vuelo de prueba final, en mayo. Da inicio a lo que la NASA espera sea una larga serie de rotaciones de tripulación entre Estados Unidos y la Estación Espacial. Más personas significa mayor investigación científica en el laboratorio.

Las ovaciones estallaron en el Control de la Misión de SpaceX en Hawthorne, California, cuando la cápsula alcanzó la órbita y la primera etapa de propulsión aterrizó sin contratiempos sobre una plataforma en el Atlántico.

Antes del lanzamiento, el comandante Mike Hopkins se dirigió a los empleados de la NASA y de SpaceX: “Al trabajar juntos en estos momentos de dificultad, han inspirado a la nación, al mundo, y en no poca cosa el nombre de este increíble vehículo, ‘Resiliencia’. Y ahora nos toca hacer nuestra parte”.

Se programó el vuelo —con duración de 27 horas y media de puerta a puerta— para que fuera completamente automatizado, aunque la tripulación podía tomar el control en caso necesario.

Mientras la cápsula entraba en órbita, SpaceX reportó fluctuaciones en la válvula de presión del sistema de control térmico, pero los controladores no tardaron en resolver el problema.

Además de Hopkins, coronel de la Fuerza Aérea, forman parte de la tripulación la física Shannon Walker, el comandante de la Armada Victor Glover —primer astronauta de raza negra en una misión de largo plazo en la Estación Espacial—, y Soichi Noguchi, primera persona en 40 años en ir al espacio en tres tipos distintos de naves.

El Falcon 9 debió despegar originalmente la noche del sábado, pero tanto SpaceX como la NASA decidieron aplazar el despegue al domingo a causa del mal tiempo producido por Eta, que dejó inundaciones en Florida.

Según señalaron los directivos de la misión, las condiciones meteorológicas no ofrecían garantías para que la plataforma que recibiría en el Atlántico al cohete pudiera llegar a su posición.

Vuelos al espacio Capital privado

La NASA mantuvo las medidas de seguridad implementadas en el lanzamiento de mayo.

Precauciones

En octubre los astronautas y sus familias se pusieron en cuarentena. Todo el personal de lanzamiento usó cubrebocas y se limitaron los invitados en el Centro Espacial Kennedy. Los astronautas del primer vuelo tripulado de SpaceX se quedaron en Houston.

Certificación

La cápsula Dragon es la primera nave espacial de propiedad y operación privada que es certificada por la NASA para vuelos espaciales tripulados.

Misiones regulares

Estas misiones suponen para la NASA la posibilidad de efectuar misiones regulares a la Estación.

Fuente: EFE

Dicen no al encubrimiento