in

Rescata librería teatral que marcó su adolescencia

CIUDAD DE MÉXICO (EL UNIVERSAL).- El dramaturgo y compositor Lin-Manuel Miranda emprendió una nueva faceta en su vida: compró la librería “Drama Book” cuando estaba en riesgo de cerrar.

Este lugar marcó su vida cuando era adolescente pues era donde pasaba horas leyendo obras.

Este proyecto lo ha emprendido junto a dos de sus colegas del musical “Hamilton” en busca de salvar la institución cultural que se localizaba en el centro de Manhattan y que tendrá una nueva ubicación que estará cercana, informó “The Guardian”.

Lecturas de adolescente

Miranda dijo a “The New York Times” que desde que estaba en la secundaria iba a este espacio y se sentaba en el suelo a leer obras de teatro porque no tenía dinero para comprarlas.

Cuando se enteró que el aumento de la renta no lo podían soportar “comenzamos a tramar un plan”.

Fue en octubre de 2018 cuando Allen Hubby, vicepresidente de la tienda, informó sobre el aumento del alquiler y que el contrato terminaría el 31 de enero.

Además de Lin-Manuel Miranda, quienes también aportaron su granito de arena en la compra fueron el director Thomas Kail y James L Nederlander, presidente de la Organización Nederlander, propietaria del teatro Broadway.

El costo fue el mismo de su stock restante, el apoyo para la renta de las próximas semanas y la promesa de que Rozanne Seelen, cuyo marido compró la tienda en 1958, continuaría como consultora.

Siempre solidario

El dramaturgo ya antes ha visto por “Drama Book Shop”, pues en 2016 el lugar tuvo problemas con una tubería, lo cual afectaron sus acciones.

Entonces hizo un llamado a sus seguidores para que compraran un libro, además de compartir una serie de recuerdos que tenía de la tienda, lo cual simbolizó un aumento dramático en ventas.

Balean a una persona en céntrica zona comercial y deportiva de Cancún

mujer en estado vegetativo, hacienda

Examinan clínica donde una mujer en estado vegetativo dio a luz