in

Semana Santa en Tulum

Una de las joyas del Caribe Mexicano

“Viaja no para escapar de la vida sino para que la vida no se te escape.”

Y el tiempo pasa vertiginosamente, como desde un abrir y cerrar de ojos ya transcurrió el primer trimestre del año, comenzó el segundo, y el cuerpo te está pidiendo unas mini vacaciones… El ritmo de la ciudad, la rutina y el inevitable principio de estrés son algunas de las características de tu estado de ánimo, que antes que avancen sobre la salud, será conveniente explorar las diferentes propuestas que exhibe las agencias de turismo en la web.

El crecimiento del turismo a nivel global como actividad económica de impacto directo en las economías nacionales ha significado, conjuntamente con el auge de las compañías “low-cost” y los vuelos baratos, que numerosos sectores de la sociedad volaran por primera vez en el último año…

Una gran oportunidad para explorar paquetes, alojamientos “all inclusive”, descuentos, financiación disponible, desde iniciativas diseñadas a la medida de tus necesidades, preferencias y capacidad presupuestaria. Y dedicarte a convertir en realidad el sueño de conocer ese paraíso en la tierra llamado Tulum, Patrimonio de la Humanidad.

Desde la costa caribeña, en el sureste de la República de México, estado de Quintana Roo, en la Península de Yucatán, este destino que combina de manera armoniosa naturaleza, tesoros arqueológicos preservados de la Comunidad Originaria Maya, flora y fauna autóctona, turismo ecológico para el relax y disfrute de todas las edades.

El ambiente relajado, la encantadora geografía a cada paso y la calidez de su gente invitan a conocer la zona arqueológica, las playas y los cenotes, auténticas piscinas naturales formadas por los derrumbes de tierra producidos por la erosión de los ríos subterráneos. Algunos de los más concurridos son: “Dos Ojos”, “Azul”, “Gran Cenote”, “Zacil-Ha”…Ideales para nadar, para la práctica de buceo, clavados, esnorkel, etc.

Para ir agendando

La Reserva de “Sian Kaan”, “Puerta del Cielo” en Maya, una cita impostergable con la flora/fauna de la Riviera a diez kilómetros de Tulum.

Se recomiendan los paseos en kayak, el avistaje de aves y peces…
Otra perlita para descubrir es el Parque Acuático/Ecológico Xel-há. Rutas de trekking, bicicleta, espacios de relajación y para niños, toboganes, el faro icónico. El predio se encuentra especialmente acondicionado para recorrer cavernas, realizar clavados, esnorkeling, flotar en los ríos.

Un pueblo entrañable, para visitar al menos una vez en la vida. Se destaca por la gastronomía típica y sus artesanías de notable personalidad. Los maestros artesanos se especializan en fibras naturales, madera, coral negro, bordado con hilo cortado y rejilla, coco, platería, etc.

En cuanto a los platos más representativos, sobresalen: los camarones con salsa de mantequilla y ajo, “Salbutes”, tortillas fritas rellenas de frijoles con pollo y verdura, Tikin-Xic, pescado a las brasas con jitomate, cebolla y hierbas…

Son numerosas las aerolineas mexicanas que te acercan a esta ciudad soñada, llena de magia, ubicada a 131 kilómetros de la bella Cancún y su Aeropuerto. ¿Una sugerencia, para luego del vuelo?

Rentar un vehículo para seguir camino

Porque la posibilidad de interactuar con una agencia de turismo a tan sólo un click de tu teléfono móvil es otro logro de una labor que se potencia a partir del trabajo en equipo.

Vale la pena asesorarse, eliminar todas las dudas que puedan aparecer, comparar precios, analizar financiaciones, descuentos, acciones promocionales y por supuesto, si todo cierra, concretar las reservas on-line desde la comodidad del living de tu hogar, sin trasladarte a ninguna oficina o tener que realizar trámites tediosos.

Sol, playa, descanso, recreación, arte y cultura, spas, discotecas, un momento para todo, desde un entorno caracterizado por el esplendor del Caribe Mexicano y su gente afectuosa, solidaria.

Un destino inolvidable, donde no sólo renovaras energías, sino que por unos días, podrás dejar atrás la rutina y ese catálogo repetido de obligaciones…

Arranca el Torneo de Béisbol Interligas infantil y juvenil, en Izamal

Hechos de sangre castigan a Maxcanú