in

Estrategia antiterrorista

El secretario de Estado norteamericano

EE.UU. en busca de apoyo contra un grupo armado

BUENOS AIRES (AP).— En medio de la tensión diplomática con Irán, Estados Unidos logró ayer viernes el compromiso de varios países de América Latina para coordinar acciones contra Hezbollah, grupo armado de origen libanés al cual le atribuye respaldo de Teherán y que se financiaría en la región.

“Muchas naciones están ahora diciendo la verdad sobre Irán, es un terror global”, dijo el secretario de Estado, Mike Pompeo, en el cierre de la Segunda Conferencia Ministerial Hemisférica de Lucha contra el Terrorismo en Buenos Aires.

“Hezbollah mantiene una fuerte presencia en América del Sur”, agregó Pompeo justo en momentos en que el gobierno de Donald Trump ha redoblado su campaña contra Irán, al cual acusa de apoyar al terrorismo.

Pompeo y los cancilleres y representantes de Argentina, Bahamas, Brasil, Canadá, Chile, Colombia, Costa Rica, Ecuador, El Salvador, Guatemala, Honduras, Jamaica, Panamá, Paraguay y Perú manifestaron “su preocupación por las actividades que redes de Hezbollah continúan realizando en algunas áreas del Hemisferio Occidental” en la declaración final del foro.

Al mismo tiempo, acordaron “incrementar la cooperación internacional en la lucha contra el terrorismo y su financiación, a través del intercambio ágil de información y buenas prácticas a fin de reducir las vulnerabilidades como también a través del uso de la asistencia judicial mutua y de la extradición y de la implementación de alertas de viaje”.

La conferencia contra el terrorismo —la primera fue en Washington en 2018 y la próxima será en Colombia en enero— tuvo lugar un día después de cumplirse el 25 aniversario del atentado contra la mutual judía AMIA en Buenos Aires, que causó la muerte de 85 personas e hirió a más de 300.

Dos años antes, la embajada de Israel en Buenos Aires fue objeto de otro ataque que dejó 29 muertos. No hay detenidos ni condenados por ambos atentados.

Argentina y Estados Unidos coinciden en que Hezbollah fue el autor material de ambos ataques y que Irán fue el ideólogo. Teherán niega la acusación.

La declaración final de la cumbre también mencionó a Venezuela, cuyo gobierno no tuvo representantes en el foro. Estados Unidos viene cuestionando hace tiempo los estrechos vínculos diplomáticos del gobierno de Nicolás Maduro con Irán.

Participantes “expresaron su preocupación acerca del riesgo de que grupos terroristas puedan ampararse en situaciones de debilidad institucional, conflicto interno u otros similares, como por ejemplo Venezuela, para potenciar sus actividades delictivas en la región”.

“Venezuela también sirve como otro recordatorio de la determinación de Irán de sembrar destrucción y muerte”, advirtió Pompeo.

El funcionario estadounidense, no obstante, indicó que “el régimen de Maduro está terminado y es solo cuestión de tiempo para que podamos empezar a ayudar a la restauración de la democracia y de la economía” en Venezuela.

La visita de Pompeo se inscribe dentro del objetivo de recuperar la influencia que supo tener Estados Unidos en América Latina tras la salida de varios presidentes de centroizquierda que la habían puesto bajo cuestionamiento. “Estados Unidos está de vuelta en América Latina”, dijo Pompeo.

“Bajo el liderazgo del presidente Trump, nuestro gobierno ha realizado un esfuerzo concertado para volver a conectar con nuestros socios en América Latina… Creemos que esta es una nueva era”.

En el marco del encuentro, además, Estados Unidos, Argentina, Paraguay y Brasil acordaron mecanismos de seguridad nacional para una mejor coordinación política y diplomática contra el terrorismo.

Los cuatro países tendrán reuniones cada seis meses y la primera será en septiembre en Asunción, Paraguay.

“Coincidimos mayoritariamente en el peligro que significa Hezbollah en nuestra área”, expresó el canciller argentino Jorge Faurie junto a Pompeo en una breve rueda de prensa.

Zona Triple Frontera

Argentina, Paraguay y Brasil comparten la Triple Frontera, una zona bajo sospecha.

Lavado de dinero

Se acusa a esa zona de albergar actividades de lavado de dinero proveniente de organizaciones terroristas y criminales.

Millonaria recompensa

En coincidencia con las deliberaciones en Buenos Aires, Estados Unidos sancionó el viernes a un agente principal del grupo Hezbollah y ofreció una recompensa 7 millones de dólares por información que conduzca a la captura de Salman Rauf Salman.

”Coordinó el atentado”

Pompeo afirmó que Salman coordinó el atentado contra la AMIA y que “continúa planeando atentados en nombre de Hezbollah” desde el Líbano.

Los Leones caen ante los Piratas en el primer partido

Carmen Miranda