in ,

Nueva York, foco mundial de la pandemia

Foto: Megamedia

Ven esperanza en la estabilización de fallecimientos

NUEVA YORK (EFE).— Las autoridades de Nueva York, epicentro mundial del Covid-19, lanzaron ayer sábado de Semana Santa un mensaje de esperanza anunciando una estabilización en el número de fallecimientos a causa del coronavirus en el estado y un declive en ingresos hospitalarios e intubaciones, a la vez que instaron a los ciudadanos a que se aferren a sus creencias para superar este “horrible” momento.

“La buena noticia es que el número de muertes se está estabilizando”, dijo el gobernador neoyorquino, Andrew Cuomo, en los primeros segundos de su rueda de prensa diaria, en la que señaló además que “todos los números están yendo cuesta abajo”.

Anunció, sin embargo, que el total de muertes del estado de Nueva York alcanzó las 8,627 después de que la jornada anterior se registraran 783 fallecimientos más, aunque subrayó que el jueves fueron 777 y el miércoles 799, lo que refleja que “la curva se está aplanando”.

Cuomo admitió que las cifras que se registran en el estado son horribles, y que están causando increíble dolor y pérdidas, pero utilizó una frase del primer ministro británico durante la Segunda Guerra Mundial, uno de sus héroes, para explicar que se empieza a ver la luz al final del túnel.

“No estamos ante el final. Ni tan siquiera estamos ante el principio del final. Pero, quizá, sí estamos al final del principio”, dijo la autoridad máxima del estado citando a Winston Churchill.

En total, el estado de Nueva York registraba este sábado más de 181,000 infecciones, más que ningún otro país fuera de Estados Unidos, y más de 8,600 muertes, de los que unos 94,000 casos y 6,367 fallecimientos correspondían solo a la Gran Manzana, considerada el epicentro de la epidemia del país y del mundo.

De las 8,600 muertes, una parte sustancial, más de 2,000, se han producido en residencias de ancianos de la región, algunas de las cuales se han visto tan afectadas que han tenido que convertir sus habitaciones en morgues temporales.

Es el caso del Centro de Crown Heights, en el corazón de Brooklyn, donde han fallecido al menos 15 mayores, mientras que este tipo de instalaciones tampoco se han librado en el estado vecino de Nueva Jersey, donde en una residencia han perdido la vida 19 personas mientras que de los otros 54 residentes, 44 están enfermos, según cifras del New York Times.

Además, Nueva Jersey ha enviado a 40 médicos de combate de la Guardia Nacional a un centro de veteranos de guerra ubicado en la localidad de Paramus después de 13 fallecimientos.

Síguenos en Google Noticias

AMLO solicita 10 mil ventiladores a Trump