in

Viral: Bebé se escapa de su cama para dormir con su perrito (vídeo)

bebé perro
Foto: captura de pantalla

La cámara de vigilancia de la habitación de un bebé de dos años captó como éste se escabulló de su cama para demostrarle su amor a su perrito.

Lee: Estudiante olvidó apagar su cámara en momento privado y otros errores virales

El vídeo, que se volvió viral, muestra al pequeño Finn saliendo de su cama para acurrucarse con su mascota, un perro bóxer llamado Brutus.

No es un secreto que los niños hacen una amistad sin igual con sus mascotas y que el vínculo es extraordinario, por eso este bebé demuestra su amor en horas de la madrugada.

Finn y Brutus son muy unidos

Paige Knudtson es la madre del pequeño Finn y dueña de Brutus, el perro de la familia. Cuando estaba embarazada de Finn, Paige adoptó al bóxer de dos años.

"Le encanta la atención y le gusta acurrucarse con la gente " dijo en una entrevista a The Dodo.

El embarazo de Paige resultó ser más complicado de lo esperado. Durante una ecografía, su médico descubrió que el pequeño tenía insuficiencia cardíaca: " Tuvimos mucha suerte de haberlo descubierto antes de que naciera, de lo contrario no estaría aquí con nosotros hoy”.

Finn tuvo que someterse a varias cirugías después del nacimiento, incluida una de corazón abierto.

Finalmente, después de siete semanas en el hospital, el  bebé pudo volver a casa y encontrarse con Brutus.

Amor a primera vista

“Una vez que llegamos a casa, fue como si Brutus supiera que Finn necesitaba una supervisión más cercana y ha estado a su lado desde entonces “,  añadió Paige a The Dodo.

Desde entonces, los dos compañeros han sido inseparables, duermen juntos, juegan juntos, miran televisión y comen juntos.

Ahora que Finn ha crecido, los dos amigos aún comparten la habitación, aunque a Finn parece gustarle más la cama de Brutus.

Gracias a una cámara colocada frente a las camas de Finn y Brutus, Paige pudo capturar sus momentos nocturnos.

.- Con información de The Dodo.

Asesinan al reportero Pablo Morrugares Parraguirre en un bar de Iguala