Cochinita pibil: cinco precisiones sobre el supuesto origen prehispánico

lunes, 8 de noviembre de 2021 · 15:49

La Secretaría de Agricultura y Desarrollo Rural del Gobierno de México desató una polémica al publicar en su cuenta de Twitter, como forma de promover los productos del campo nacionales, que la cochinita pibil tiene un origen prehispánico.

En su apartado @Agricultura_mex, la dependencia tomó como elemento de difusión del platillo yucateco la producción del achiote, arbusto nativo de América, que según datos oficiales en 2020 la producción nacional fue de casi 780 toneladas.

Sin embargo, en su afán de difundir ese colorante natural, en el que Quintana Roo es el principal productor en el país, el despacho federal cometió una serie de inexactitudes al mencionar detalles del origen, usos y costumbres de la cochinita pibil.

El antropólogo social Indalecio Cardeña Vázquez explicó cinco de los principales detalles erróneos que presentó en las redes sociales la Secretaría del gobierno federal que causaron polémica y diversas reacciones entre los usuarios al considerar que se tergiversa la información sobre la cochinita pibil.

La cochinita pibil, platillo yucateco de raíz colonial

Aunque la polémica imagen con el mensaje afirma que la cochinita pibil data de la época prehispánica, el antropólogo Cardeña Vázquez precisa que es un platillo colonial, no una comida de origen prehispánico ya que no había cerdos en América antes de la llegada de los españoles a Yucatán.

Antropólogo Indalecio Cardeña ofrece cinco precisiones sobre el origen de la cochinita pibil
El antropólogo Indalecio Cardeña Vázquez precisa algunos detalles de la información de un tuiter de la Secretaría de Agricultura del gobierno federal sobre la cochinita pibil.- Foto cortesía

"Los cerdos fueron traídos por los conquistadores a América en la primera mitad del siglo XVI, por lo que es incierto que el guiso tradicional yucateco tenga un origen precolombino, como se afirma en el tuiter", subrayó el experto.

"Sin embargo, la práctica de cocer alimentos enterrados aparentemente sí tiene un origen anterior a la llegada de los europeos, ya que la palabra pibil deriva del topónimo maya pib, que significa enterrado. Además, los mayas utilizaban como alimento carne de pecarís, faisanes, pavos de monte, venados e incluso calabazas", agregó.

Puedes leer: Reconocido youtuber revela “la mejor receta de cochinita pibil” de Yucatán

El hanal pixán, un atributo no prehispánico

El autor de más de una decena de libros sobre la cultura maya prehispánica y contemporánea, indicó que el hanal pixán es otro rasgo cultural de la época colonial, consecuencia de la fusión de las culturas maya y española.

"El hanal pixán tiene su germen en ideas cristianas, europeas, relativas a la celebración de los difuntos, conceptos que provienen del período medieval. Cuando hubo el choque entre ambas civilizaciones, la maya y la española, hubo un punto en común que permitió la aparición de esa característica cultural".

"La concepción de la vida después de la muerte, la creencia en un alma y el poner comida en un altar proviene de la Colonia, porque los mayas prehispánicos consideraban que el alma podía tener las mismas sensaciones de las personas: cansancio, sed, hambre, soledad e incluso la necesidad de hacer pagos para llegar a otros lugares del inframundo", afirmó el antropólogo.

Fieles difuntos, otro pensamiento colonial

En el promocional de la Secretaría de Agricultura se lee que los mayas prehispánicos ofrendaban la comida y bebidas a los fieles difuntos, lo que también es incierto, según el especialista.

"Fieles difuntos es una característica que denota la presencia del pensamiento católico, cristiano que llevaron los primeros evangelizadores a América, a Yucatán, y los antiguos mayas adoptaron".

"El sincretismo se dio al tener, los mayas y los españoles, ciertas semejanzas con sus creencias sobre la muerte y el destino final de sus seres queridos", abundó.

Nuevos usos del achiote en los mayas

El empleo del achiote, ese arbusto del mismo nombre originario de América tropical, es en opinión del exdirector de la Pinacoteca del Estado "Juan Gamboa Guzmán" del Centro INAH Yucatán, el único acierto en los mensajes que compartió en la red social la dependencia federal.

"Se sabe, según fuentes coloniales, que además de los aztecas, que usaban el achiote para colorear los textiles, los mayas precolombinos lo emplearon no sólo como colorante para rituales sino como especie o condimento".

"Es muy probable que con la llegada de los europeos a América se incluyera el achiote para darle sabor a la carne de los cerdos y en la elaboración de nuevos platillos, fruto de la mezcla de costumbres y tradiciones de los pueblos mayas y españoles", enfatizó Indalecio.

Conclusiones sobre el mensaje oficial y la cochinita pibil

Para el académico e investigador es de interés que el gobierno promueva o difunda los rasgos culturales mexicanos, y destaque la riqueza y valor que tienen algunas entidades, como Yucatán.

"Pero sí es necesario tener la certeza de lo que se da a conocer, más aún si la idea es que llegue a usuarios locales, nacionales y extranjeros de manera pronta y expedida como ahora es posible gracias a las redes sociales".

"Aunque es esencial que se documente lo que se difunde para no cometer algún equívoco involuntario que en algún momento confunda a las personas o bien les deje una idea errónea de algo que no es, y este es el caso de la cochinita pibil", concluyó el antropólogo Cardeña Vázquez.

También te recomendamos: Cochinita pibil y frijol con puerco, en helados

Otras Noticias