Mérida

Se sugiere aún el cubrebocas

La pandemia no termina todavía, aclara un experto
domingo, 15 de mayo de 2022 · 02:08

El anuncio que resuena en la cabeza de la población es que ya no será obligatorio el uso de cubrebocas en espacios abiertos, pero hay que leer entre líneas y entender que esta disposición de las autoridades en Yucatán no es un pronunciamiento de que la pandemia llegó a su fin, advierte Rudy Coronado Bastarrachea, especialista en salud pública.

“Hay que seguir siendo cautos, pues nadie quiere un rebrote de casos”, señala el epidemiólogo, quien apunta que la incidencia de casos ha disminuido a cifras de casi cero, acorde con las autoridades de salud en el Estado, pero advierte que no hay que perder de vista que se tiene un sistema de detección no muy generoso o amplio, pues la vigilancia es de tipo centinela, es decir no a todos los casos sospechosos se les hacen pruebas y puede haber un mayor número.

Considera que relajar las medidas, como el uso de cubrebocas, es un poco apresurado, debido a que se está hablando de una pandemia, lo que significa que abarca varios países y continentes del mundo.

“Se sabe que actualmente en China, que fue el origen de la pandemia, tiene una ola de casos, al igual que Sudáfrica, que fue uno de los sitios primeros en ser afectados con un brote importante. Lo mismo sucede en Estados Unidos, donde también hay un brote de casos”.

Ante el panorama mundial piensa que el relajar las medidas no es lo más apropiado, pues culturalmente en el país es difícil que las personas valoren la justa dimensión de esta medida.

Recuerda que el anuncio emitido el jueves pasado por el gobierno estatal es que el uso de cubrebocas ya no será obligatorio en lugares abiertos, pero también dice que se debe seguir usando en las escuelas, donde deben continuar los filtros sanitarios, y en los lugares cerrados, y que las personas con comorbilidades deben seguir cuidándose, además de que exhorta a seguir vacunándose.

Esto hace notar que no se trata de un anuncio del fin de la pandemia, como algunos pueden interpretar, de modo que hay que seguir cuidándose y las autoridades deben continuar con la vigilancia epidemiológica.

Técnicamente el anuncio no está mal, pero dado el nivel educativo y cultural de la mayor parte de la población, muchos entienden que el cubrebocas va a dejar de usarse, y esto puede ocasionar que muchas personas ya no quieren utilizarlo en ninguna circunstancia.

Usar cubrebocas puede ser complicado, fastidioso y no agradable socialmente hablando, pero sanitariamente es la mejor defensa ante las infecciones respiratorias, no sólo las derivadas del coronavirus, sino todas las demás, como la influenza.

No se debe olvidar que hace poco más de un año toda la población estaba temerosa y guarecida en casa, con una incertidumbre total y mucha ansiedad, lo que incrementó los problemas de salud mental, de ahí la importancia de ser prudentes ante el panorama actual.

El médico considera que el personal de salud entiende bien el mensaje de las autoridades y serán un sector que seguirá usando el cubrebocas, pues no pueden exponerse al recibir pacientes que no saben si tienen o no el virus.

Otros grupos, como los jóvenes, que ya tienen un hartazgo por el uso de los cubrebocas, serán quizá los que dejarán en mayor cantidad esta medida de protección.

Reitera la importancia de ser cautelosos, pues la variante de Covid-19 BA.2.12.1, que es la que predomina ahora en Estados Unidos como causa de más del45 % de los casos, es tres veces más infecciosas que la delta, que fue la que golpeó a México.— IRIS CEBALLOS ALVARADO