in

A discusión la industria petrolera

En Mérida finalizará este viernes 5 la reunión anual del Consorcio de Investigación del Golfo de México

El próximo día 5 termina reunión de investigadores

El Consorcio de Investigación del Golfo de México (Cigom) cierra la segunda etapa de ejecución de su proyecto y comparte los resultados científicos obtenidos mediante la cuarta Reunión anual, que concluirá este viernes 5 con el Centro de Convenciones Siglo XXI y el Centro de Investigación y de Estudios Avanzados (Cinvestav), Unidad Mérida, como institución coordinadora de este encuentro.

El evento se organiza en sesiones científicas, talleres, muestras de carteles y plenarias con más de 200 participantes previstos en todas las modalidades.

Además, se exponen 100 carteles sobre resultados obtenidos en este último año de ejecución, así como 28 ponencias orales, cuatro talleres científicos sobre escenarios de derrames, corriente del lazo y canal de Yucatán; sargazo y petróleo e interacción océano atmósfera, así como dos paneles “Energía y Medio Ambiente” y “Prioridades de Investigación y Esfuerzos Conjuntos México-Estados Unidos”.

Ya en su último año de ejecución, el proyecto “Implementación de redes de observación oceanográficas (físicas, geoquímicas, ecológicas) para la generación de escenarios ante posibles contingencias relacionadas con exploración y producción de hidrocarburos en aguas profundas del Golfo de México” es financiado por el Fondo de Hidrocarburos del Conacyt y la Secretaría de Energía.

Se han invertido 1,500 millones de pesos para realizar y tener listos en 2020 la línea base del Golfo de México, un sistema de monitoreo del océano y de la atmósfera (mediante boyas, radares HF, gliders y percepción remota), un entendimiento profundo de la corrientes del Golfo de México, dice un boletín.

Asimismo, el comportamiento del petróleo en caso de derrames, el estado del arte sobre la degradación natural de los hidrocarburos del Golfo de México y la capacidad de determinar escenarios de derrames y su potencial efecto sobre los ecosistemas.

El consorcio involucra a más de 400 científicos de diversas instituciones educativas y de investigaciones mexicanas como el Centro de Investigación Científica y de Educación Superior de Ensenada, el Centro de Investigación y Estudios Avanzados (Unidad Mérida), el Centro de Ingeniería y Desarrollo Industrial, la Universidad Autónoma de México (Instituto de Ciencias del Mar y Limnología, Instituto de Biotecnología, Centro de Ciencias de la Atmósfera e Instituto de Geofísica).

También la Universidad Autónoma de Baja California y el Instituto Nacional de Ecología y Cambio Climático.

Con los centros de investigación e instituciones educativas que conforman el Cigom, se ofrecen posgrados (maestrías y doctorados) relacionados con las ciencias marinas, de la vida y de la tierra, entre otras opciones.

Asimismo, brinda servicios científicos relacionados con: Estudios de Línea Base Ambiental y Servicios de Cumplimiento, Exploración sísmica-somera e hidroacústica, Monitoreo metoceánico, Modelos Numéricos de Circulación y Biogeoquímica, Análisis de Escenarios de Respuesta a Derrames de Petróleo, Degradación de Hidrocarburos por Consorcios Bacterianos, Manejo y Visualización de Datos, Ciencias Marinas y Operaciones Marinas.

Inicios

Cigom surge en 2015 como un consorcio para la investigación científica y la consultoría, especializado en proyectos relativos a los impactos potenciales de la industria petrolera en los ecosistemas marinos del Golfo de México. Sus investigaciones se enfocan a brindar información y soluciones mediante servicios ambientales, formación de recursos y colaboración interinstitucional.

Breves de la república

Cartón de Tony: Pocos aguantan la risa