in

A un año del cese del fiscal Wilberth Cetina, sus ilícitos siguen impunes

Wílbert Cetina Arjona, exfiscal de Yucatán

Dependencia en la mira federal y un sello impune

“Tormenta” en la fiscalía estatal, del caso Cetina Arjona al del joven José Eduardo

A un año del escándalo en la Fiscalía del Estado que motivó el cese de su entonces titular, Wilberth Cetina Arjona, de nuevo esa dependencia se encuentra en el ojo del huracán por el dictamen de la Fiscalía General de la República (FGR) sobre la muerte del joven José Eduardo Ravelo Echevarría.

En el caso del exfiscal Cetina Arjona prevalece la impunidad a pesar de los presuntos delitos en que incurrió, como cohecho, conflicto de interés, abuso de funciones, enriquecimiento oculto y tráfico de influencias.

En sustitución del abogado Cetina fue designado Juan Manuel León León como fiscal estatal, y ahora de nuevo esa dependencia está en el centro del escándalo y es acusada de incurrir en ilegalidades en la pesquisa por la muerte del joven Ravelo.

La FGR dictaminó que en la fiscalía estatal se falsearon dictámenes periciales y presionaron ilícitamente a testigos por el caso de José Eduardo. Actualmente, según indicó el organismo federal, se está en proceso de judicialización para ejercer acción penal en contra de tres funcionarios de la Fiscalía de Yucatán.

Como en su momento con Cetina Arjona, ahora se pide la renuncia de León León.


El 3 de noviembre de 2020, el gobernador Mauricio Vila Dosal cesó de su cargo al fiscal general del Estado Wílberth Cetina Arjona, involucrado en uno de los mayores escándalos políticos de los últimos tiempos, pero a un año de los hechos, éste ha regresado normalmente a su despacho de abogado, mientras las autoridades retrasan indefinidamente las investigaciones del caso.

Esto ocurre no obstante las numerosas evidencias respecto de la presunta responsabilidad de Cetina en la comisión de varios delitos, entre éstos cohecho, conflicto de interés, utilización indebida de información, información privilegiada, abuso de funciones, enriquecimiento oculto u ocultación de conflicto de interés, tráfico de influencias y encubrimiento.

El aniversario del cese del fiscal coincide con el estallido de otro escándalo mayúsculo en esa dependencia: la participación de altos funcionarios de la Fiscalía en la fabricación de pruebas en el caso de la muerte del joven José Eduardo Ravelo, para incriminar a cuatro policías municipales, en una acción que revela que de nada sirvió la destitución de Cetina Arjona y la designación en su lugar de Juan Manuel León León.

En este caso, al parecer, el gobernador y los diputados se volvieron a equivocar en el nombramiento del fiscal.

Soborno

Entre el 19 de octubre y el 22 de noviembre del año pasado, la época en que se dio a conocer la renuncia de Cetina Arjona, Central 9, la Unidad de Investigación Periodística de Grupo Megamedia, publicó una serie de reportajes en los que aparecen declaraciones suyas grabadas por una persona que luego las entregó a este periódico. En ellas se escucha a éste hablar del gran poder que se alcanza en la Fiscalía y la oportunidad de “hacer lana”.

Entre el 19 de octubre y el 22 de noviembre del año pasado, la época en que se dio a conocer la renuncia de Cetina Arjona, Central 9, la Unidad de Investigación Periodística de Grupo Megamedia, publicó una serie de reportajes en los que aparecen declaraciones suyas grabadas por una persona que luego las entregó a este periódico. En ellas se escucha a éste hablar del gran poder que se alcanza en la Fiscalía y la oportunidad de “hacer lana”.

También se oye a Cetina Arjona decir a un interlocutor: “Está c... ser fiscal. Tienes mucho poder realmente, no tienes idea. Manejas al Poder Judicial, manejas a los jueces, a todo p... mundo, y el gobernador, si te tiene confianza, te lo da todo”.

Luego agrega: “De veras..., de veras que no sé por qué nunca usaron el poder los fiscales (anteriores), pero el poder para hacer mamadas..., te voy a decir la verdad: para hacer lana, para moverse..., de veras, te lo estoy diciendo. Les valía madres y dejaban a Luis Saidén (Luis Felipe Saidén Ojeda, secretario de Seguridad Pública), que haga..., (aunque) Fiscalía es mucho más que Luis Saidén..., no chi...”.

En esos reportajes aparecen además evidencias de las relaciones de Cetina Arjona con conocidos traficantes de tierras ejidales, de quienes, en algunos casos, funge como asesor legal y en otros como gestor de la compra y venta de esos terrenos.

También se publicaron evidencias de la conducta de Cetina Arjona consistente en pasar mucho tiempo de su jornada laboral en sus oficinas particulares, en la colonia Emiliano Zapata, atendiendo los asuntos de su despacho, en contra de la ley.

Relacionada: Renuncia el fiscal general Wilbert Cetina Arjona tras polémicos casos

Incluso en una grabación obtenida por Central 9 realizada en esas oficinas, y publicada el 7 de noviembre de 2020, se escucha al ex funcionario solicitarle a una persona, a quien le llevaba unos asuntos legales, con el apoyo de la Fiscalía, un soborno de cinco mil dólares. Después se sabría que esa cantidad subió a diez mil dólares, y que Cetina la habría usado para asistir a un partido de tenis de Roger Federer, en Miami, en primera fila, en marzo de 2019, a cinco meses de haber asumido el puesto de fiscal.

No obstante la gravedad de los hechos, y a la petición expresa de varios organismos empresariales, agrupaciones cívicas y de casi todos los partidos políticos de que se investiguen a fondo las denuncias, la Fiscalía Especializada en el Combate a la Corrupción (FECC), a cargo de José Enrique Goff Ailloud, inició una averiguación, el 13 de noviembre, pero aún no tiene fecha de cierre.

La Secretaría de la Contraloría, por su parte, no hizo alguna revisión, ni el Órgano de Control Interno de la propia Fiscalía.

Las autoridades tampoco hicieron pública, en lo que podría ser un saludable acto de transparencia, la declaración patrimonial de Cetina Arjona.

Relacionada:Desinterés por investigar si el exfiscal cometió delitos al amparo de su cargo

Asimismo, los involucrados en un violento asalto a una casa en el norte de la ciudad, protegidos, según algunos indicios, por el empresario Gabriel Guzmán Millet, cliente del despacho de Cetina Arjona, siguen en la cárcel. Empero, uno de ellos recibió un amparo contra el auto de vinculación a proceso, que se le dictó en septiembre de 2020 y que obliga al juez a reponer el procedimiento, por las inconsistencias en las investigaciones de la Fiscalía.

Fachada de la casa de Dzityá-Polígono Chuburná, donde se registró violento asalto. Seis delincuentes ingresaron con armas de grueso calibre y sometieron a los ocupantes de la residencia

Las actividades presuntamente ilegales de Cetina Arjona fueron solapadas durante dos años por el actual gobierno. Su salida se decidió cuando éstas se hicieron públicas y cuando se volvió insostenible el conflicto entre el fiscal y el secretario de Seguridad Pública de Yucatán.

Impunidad

Al abordar el asunto, en declaraciones a la prensa, el entonces coordinador de la bancada del PRI en el Congreso, Felipe Cervera Hernández, dijo que éste “es uno de los sucesos de posible corrupción más graves que recuerdo en los últimos años en Yucatán”, y apoyó, junto con la mayoría de los diputados, la aprobación de un punto de acuerdo para solicitar a la FECC el inicio de las investigaciones.

El 10 de noviembre, el diputado del PRD Alejandro Cuevas pidió al gobierno un informe de las acciones que tomaría para que las grabaciones publicadas por el Diario “no queden como una anécdota chistosa o vergonzosa”.

Solicitó también que el nuevo fiscal, en este caso León León, se comprometa a no dejar en el olvido estas grabaciones y a que no haya impunidad en el caso.

Sin embargo, todo parece que así será.

Poco después de la aparición de las primeras publicaciones sobre la participación de Cetina Arjona en el tráfico de tierras ejidales y de las grabaciones en donde se le escucha presumir de su influencia para resolver asuntos personales desde la Fiscalía, Goff Ailloud declaró que no había recibido denuncia alguna y por lo tanto no podía investigar.

El funcionario dijo esto, pese a que el artículo 221 del Código Nacional de Procedimientos Penales (CNPP) establece que “la investigación de los hechos que revistan características de un delito podrá iniciarse por denuncia, por querella o por su equivalente cuando la ley lo exija. El Ministerio Público y la Policía están obligados a proceder sin mayores requisitos a la investigación de los hechos de los que tengan noticia. Tratándose de delitos que deban perseguirse de oficio, bastará para el inicio de la investigación la comunicación que haga cualquier persona, en la que se haga del conocimiento de la autoridad investigadora los hechos que pudieran ser constitutivos de un delito”.

Alguien le hizo ver su error al fiscal anticorrupción y el 13 de noviembre declaró que ya se había abierto una carpeta de investigación contra Cetina Arjona.

Un mes después señaló que se analizaban posibles líneas de investigación y el 8 de febrero y el 21 de septiembre insistió en que se seguía integrando la carpeta. Lo que el fiscal no dijo es que el CNPP no prevé una duración determinada para la etapa de una investigación inicial. Continuará.— HERNÁN JAVIER CASARES CÁMARA

Relacionada: Audio del exfiscal revela guerra de poder en el gobierno de Mauricio Vila

Síguenos en Google News, da clic AQUÍ .

Prohíben en muelles de Progreso y barcos que beban alcohol

Acusan a priista de comprar votos en Uayma