in ,

Actividad en riesgo: la venta de uniformes escolares ''está en ceros''

Imagen de archivo de alumnos de primaria con sus uniformes
Imagen de archivo de alumnos de primaria con sus uniformes

La pandemia del Covid-19 ha trastocado varias actividades económicas en el Estado, entre ellos la venta de uniformes escolares, que está prácticamente "en ceros" en el inicio del curso escolar 2020-2021.

Propietarios de negocios dedicados al comercio de uniformes señalaron que las ventas "cayeron 100%" debido al modelo de educación a distancia que se aplica ahora.

Te puede interesar: Confusión y fallas técnicas afectan a alumnos en las clases a distancia

“Las clases acaban de empezar y como todo es en línea y televisión abierta sí nos afectó en un 100%", señala Jorge Vázquez, propietario de Casa Tino.

"No tenemos movimiento en cuanto a venta de uniformes escolares. Lo único que estamos vendiendo ahora es un poquito de overoles, cosa industrial”, agrega.

Una época desperdiciada

La tienda, ubicada en la calle 65 entre 62 y 64 del Centro, para estas fechas solía vender en uniformes de 6,000 a 8,000 en días ordinarios y de 20,000 a 25,000 en quincena.

“Cada negocio tiene su época, y julio y agosto era la nuestra, pero ahorita la estamos llevando mal”.

El comerciante añade que en estos días nadie está pidiendo uniformes.

“Nosotros nos vimos perjudicados antes de julio, pues no hubo fin de curso por la pandemia y en junio es lo de las graduaciones. En cuanto a uniformes escolares estamos al 0%”, insistió.

En general las ventas están bajas

Pero además de los uniformes escolares las ventas en general están bajas, pues tampoco están comercializando prendas para otros sectores como, por ejemplo, el restaurantero.

Rodolfo Gilberto Ortegón Baeza, encargado de la tienda La Escuelita Uniformes Escolares, situada en la avenida 22 de la colonia San Antonio Cinta, señala que las ventas están “bajísimas” debido a que los niños toman clases en casa, pues las escuelas siguen cerradas.

El negocio cada año proveía uniformes a tres escuelas grandes pero, debido a las circunstancias actuales en este inicio de ciclo escolar, “no hay nada”.

“No hay mucha venta como en años anteriores. Esta ha sido una época diferente totalmente”, indica Ortegón Baeza.

Los padres no se arriesgan

Agregó que en su local las ventas bajaron en 80%.

Y es que, dice, los padres no se arriesgan a comprar uniformes que los niños no van a usar y si acaso comprarán una prenda y nada más.

“Realmente no hay venta y estamos sobreviviendo. Ahorita no hay dinero, el que había ya se invirtió pues empezamos a fabricar, pero cuando vino la pandemia cerramos tres meses, casi cuatro, y nos descapitalizamos”.

Añade que no puede hacer otra cosa y tampoco está en sus planes hacer algún préstamo bancario pues los intereses están muy altos.

No es momento de préstamos

“Ahorita no es momento de invertir, no es momento de prestar dinero… Hay que tener mucha fe y que esto más adelante levante, aunque lo veo muy difícil”.

El encargado espera que la situación mejore para el siguiente año, aunque en el fondo no ve mucho futuro a largo plazo.

“Si el año escolar se pierde para 2021 no sé si los papás quieran comprar. Es algo que me preocupa”, concluye.

franelera

Franelera ayuda a sus hijos a estudiar en la calle y con Wifi gratuito

niña muere imss

Muere niña con cáncer en Nuevo León; IMSS no tenía medicinas