in

Apoyo a una tarea social

Claudia Alfaro

Convenio con una fundación para educar a adultos

Como parte de su objetivo de promover el desarrollo humano y la movilidad social en las comunidades rurales de Yucatán, la Fundación Legorreta Hernández firmó en días pasados un convenio con el Instituto de Educación para Adultos del Estado de Yucatán (Ieaey) que le permitirá ayudar a que más personas de 15 años en adelante concluyan su enseñanza en primaria o secundaria.

“Somos parte de una sociedad civil organizada. Nuestra intención y nuestro deseo son realmente ser un apoyo”, manifestó durante el acto María Gertrudis Urzaiz Cáceres, coordinadora de Líneas Estratégicas de la Fundación.

Aunque los beneficios del convenio van dirigidos principalmente a los padres de menores que son atendidos en las cinco casas comunitarias que tiene la Fundación Legorreta Hernández en el interior del Estado, en realidad cualquier poblador de esas localidades tiene acceso a ellos.

Las casas comunitarias se encuentran en Texán de Palomeque, Hunkanab y Sisal, comisarías de Hunucmá; en Kimbilá, del municipio de Tixméhuac, y en Ek Balam, en Tzucacab.

“Como instituto tenemos una meta que cumplir, pero ante una población tan grande tenemos que trabajar de manera coordinada con las asociaciones civiles, como nos ha indicado el gobernador Mauricio Vila Dosal, en esta noble tarea que es la educación. Agradecemos el apoyo que nos brindan para realizar este trabajo y llevar a más rincones del Estado la educación básica”, expresó Kirbey Herrera Chab, director general del Ieaey.

En la firma del convenio también estuvieron presentes, por la Fundación Legorreta Hernández, Claudia Alfaro Díaz, coordinadora de la línea estratégica de Educación, y Marco Rojas Herrera y Laura Rosales Hernández, líderes de las líneas de Educación y de Educación Básica, respectivamente. Por el Ieaey asistió, además del director general, la jefa del departamento Conevyt, Leticia Quintal Solís.

Síguenos en Google Noticias

A un mes del brote de coronavirus en Italia: 4,825 muertes