in

Audiencias en curso

 

Vinculado por crimen en El porvenir

En audiencia que comenzó sin la presencia de la Fiscalía General del Estado (FGE), ya que los fiscales no llegaron a tiempo, el juez primero de control del Primer Distrito Judicial, Rómulo Bonilla Castañeda, vinculó a proceso a C.A.R.G., por su presunta participación en el homicidio de José Armando Acosta Cruz “Moro”, cuyo cuerpo fue tirado en montes de la colonia El Porvenir. La defensa del imputado pidió al juez que decrete la no vinculación a proceso, argumentando que la prueba presentada por la FGE en la audiencia de imputación carecía de validez, dado que no les entregó completa la carpeta de investigación. Argumentaron que la FGE indicaba en su informe pericial que el lugar estaba rodeado por maleza baja. Pero, afirmó la abogada defensora, la Fiscalía no presentó las placas fotográficas que acrediten esto, y eran de vital importancia porque la testigo indicó que vio desde la ventana de su casa cuando los sujetos arrojaron el cuerpo. La abogada presentó ante el juez unas fotografías tomadas de diferentes medios de comunicación para demostrar que la maleza que había en el lugar era alta y contradecía lo que asentaron los peritos; sin embargo, dijo, fueron al lugar a tomar sus fotos y se encontraron con un lugar “chapeado”, por lo que infirió que la escena del crimen no fue resguardada y ya había sido modificada sin que la defensa pueda acceder al lugar para obtener datos probatorios a favor de su cliente. El juez de control preguntó a la FGE si en la carpeta de investigación puso las fotografías y el fiscal indicó que no, argumentando que su impresora no servía. Por otra parte, indicaron que no hubo preservación del lugar después de que ellos realizaron el trabajo correspondiente, pues los peritos les indicaron que ya no era necesario. El juez les indicó que era evidente que no garantizaron los derechos de igualdad, sabiendo que la defensa tenía derecho para solicitar el acudir al lugar a obtener sus datos probatorios y mucho menos lo hicieron al no entregar las fotografías que ellos tienen y que la defensa no. Por tanto, el juez les indicó que giraría los oficios correspondientes al fiscal general del Estado para que tome las medidas necesarias. Los abogados defensores admitieron que hubo un crimen, pero que su cliente no fue partícipe, pues no sabía lo que el adolescente haría, ya que simplemente lo acompañó a ver la camioneta que compraría. Por su parte, la Fiscalía General y el asesor jurídico de las víctimas directas e indirectas, explicaron que sabían a lo que iban, pues llevaban con ellos un cuchillo y no dinero para comprar la camioneta; además, ya habían tenido una reunión previa con el dueño del vehículo el 29 de enero y quedaron de verse el 31, pero José Antonio, el dueño de la camioneta, envió a su empleado, pues el comprador quería que su mecánico la revise. Los argumentos de la defensa no fueron suficientes para que el juez decrete el auto de vinculación a proceso por los delitos de homicidio calificado y robo de vehículo automotor. La autoridad judicial analizó los datos presentados por la parte acusadora y decretó el auto de vinculación  a proceso y ratificó la prisión preventiva oficiosa que se mantendrá durante el proceso.  El juez de Control estableció para la Fiscalía un plazo de cuatro meses para el cierre de investigación complementaria, tiempo durante el cual se continuará con las diligencias del caso para obtener los datos necesarios que permitan definir la situación jurídica del indiciado.— G. CH. U.

 

Se quema empresa en el Periférico de Mérida

Cartón de Tony: La señora de los tentáculos