in ,

Bajas ventas pese al Día de la Madre, dicen comerciantes

Foto: Megamedia

Con todo y que el semáforo sanitario en el estado está en amarillo y que el horario de los negocios prácticamente ya regresó a la normalidad, comerciantes del Centro Histórico reportan que las ventas por el Día de las Madres están muy bajas.

“No es lo que se esperaba. Yo me acuerdo que en los principios de mi trabajo desde mes y medio antes nos empezábamos a preparar para los regalos de las mamás. Esta vez ni spots hay en la radio y la televisión”, dice Gilda Canto Mendoza, propietaria de “La placita”.

“La placita” está situada en el Portal de Granos, donde se han instalado algunos puestos emergentes que ofrecen fantasía fina, tazas, flores artificiales y ropa, entre otras cosas, para obsequiar a las mamás en su día.

Poca promoción

Si no fuera por esos pequeños puestos, la celebración a las madres pasaría desapercibida, pues como dice Gilda, no hay mucha promoción. En realidad son pocas tiendas que han colocado letreros alusivos en sus entradas, entre ellas una departamental de la calle 65.

La mayoría prefiere anunciar “ofertas y descuentos”.

“La gente está comprando de acuerdo con sus posibilidades porque ya ves que no todos tienen trabajo. Apenas empieza la reapertura de algunos establecimientos y eso impide que la gente compre sus cosas. Ahorita lo primero que uno dice es ‘o mi comida o un regalo’”, reconoce Gilda Canto.

Gilda, en cuyo puesto uno puede encontrar tazas, talcos, adornos, accesorios de acero, blusas, bermudas y batas, considera que influye que no haya clases, pues muchos de los artículos que vende los adquirían los estudiantes para sus mamás. “Y ahorita tampoco hay festivales”, lamenta.

Esmeralda Novelo, de la tienda “Novedades”, coincide que las ventas están bajas desde que se inició la pandemia, al grado que para este año no surtió mercancía y está ofertando lo que el año pasado no vendió debido al cierre de negocios.

Ventas al 60%

“Estamos vendiendo como un 60% (…) esperamos que poco a poco salgamos de esto”, dice la mujer, tras resaltar que antes de la pandemia desde los primeros días de mayo ya estaban vendiendo los regalos para las mamás.

Esperanza Pacheco, quien trabaja en una florería del mercado Lucas de Gálvez, no duda al decir que las ventas están “terribles” y, además, el precio de las flores están un poco elevados.

“Esperemos que todo salga bien y seguir luchando porque necesitamos sacar adelante a nuestros hijos. Está muy tranquilo, un poco más bajo, pero esperemos que la gente responda”, dice.

Ventas de flores

Martha Peraza, encargada de otra florería, coincide en que las ventas para nada se comparan con otros años, tras calcular que ni siquiera llega a un 20%.

“Esperemos que mejore un poco, porque siempre 10 de mayo y 12 de diciembre son los mejores días”, dice Martha, quien para la festividad de las madres solía vender una gran cantidad de rosas y girasoles.

Martha recuerda que para Día de las Madres tenía tanto trabajo que ella celebraba hasta el día 12, cuando bajaban sus ventas. “El año pasado celebré en el hospital porque estaba internada mi prima y a mi mamá la teníamos en otro lado para cuidarla”, señala.

Ana María May, de Motul, aún no sabe cómo va a pasar la fecha. El año pasado, debido a la pandemia, solo celebró con su familia.

En busca del regalo para mamá

Abordada mientras seleccionaba blusas bordadas en una tienda del centro, Ana María dijo que aún no sabía exactamente qué le regalaría a su mamá.

Irene Dzul tampoco ha comprado regalo, pero lo que sí sabe es que esté año sí celebrará con su madre sin dejar de seguir las medidas de seguridad. “Hace un año no la pude visitar pues ella vive en Maxcanú y fue cuando ordenaron quedarnos en casa por la pandemia. Sí la felicité por videollamada y nos dio mucha emoción porque era la primera vez que no estaba con ella en su día”.

10 de mayo Celebración

Algunos meridanos pasarán un 10 de mayo diferente al del año pasado, cuando todo se cerró.

Flores y postre

Janice Noh, sin embargo, piensa regalarle flores y un postre a su mamá y pasar todo el día con ella, al igual que lo hizo el año pasado, cuando, debido a la pandemia, no pudo estar toda la familia.

Comida a domicilio

“El año pasado solo pedimos comida a domicilio y así celebramos en Día de la Madre”, comentó la entrevistada.

Escrito por Iván Canul Ek

Jorge Iván Canul Ek es licenciado en Periodismo y Ciencias de la Comunicación y actualmente reportero de la Agencia Informativa Megamedia. Tiene  20 años de trayectoria en los medios, y es colaborador de Grupo Megamedia desde 2004. Los temas de arte y cultura, comunidades, ciudadanos y espectáculos son su especialidad.  Con especial gusto por la crónica para el desarrollo de sus historias.

Tzucacab, “invadido” por fuertes vientos

Reapertura de cantinas en Progreso: ahora son restaurantes-bar