in

Renovación en la crisis

La diputada federal Cecilia Patrón Laviada (centro)

Cecilia Patrón y los desafíos como dirigente panista

La elección del Comité Directivo Municipal del PAN en un clima relativamente terso, es un signo de la renovación de las estructuras ante las crisis que viven absolutamente todos los partidos políticos, incluyendo Morena.

En el caso de Acción Nacional demuestra que están en una ruta bien definida, retomando sus orígenes para reconstruir sus estructuras nacionales, estatales y locales, que en el caso de Yucatán, se refuerza de cara al triunfo que obtuvieron en muchos municipios, donde echaron mano de dirigentes y militantes, para cubrir las dirigencias acéfalas.

Así interpreta Efraín Poot Capetillo, maestro en Antropología Social, las votaciones de anteayer para definir a los integrantes de la directiva municipal, que encabezará Cecilia Patrón Laviada.

Como informamos, ayer en un salón de fiestas privado se realizó la jornada electiva para elegir al nuevo dirigente del Comité Municipal del PAN, en la que Cecilia Patrón superó con 859 votos a los otros tres aspirantes: Josué Camargo Gamboa (693), Roberto Carlos Llanes Echeverría (25) y Ricardo Helguera Febles (10).

El académico del Centro Regional de Investigaciones “Dr. Hideyo Noguchi”, Unidad de Ciencias Sociales, de la Uady, indica que el triunfo de la diputada federal panista “es el resultado de los reacomodos internos de Acción Nacional en la entidad, en Mérida”.

“Es emblemático que Cecilia Patrón presidirá el Comité Directivo Municipal de su partido, lo que le dará una proyección, ya que dirigirá los destinos en la capital del estado, donde como diputada federal tiene una permanente presencia en los medios de comunicación, pero sobre todo con las bases de Acción Nacional, lo que la fortalecerá para encabezar proyectos en los dos siguientes años o más…”, añade.

El candidato a doctor en Ciencias Políticas recuerda que hace unas semanas en Acción Nacional eligieron a sus delegados estatales y nacionales, por la reestructuración de sus órganos de dirección internos.

“Esa situación me llama la atención, ya que en los últimos tiempos hubo un descuido en la formación interna en temas relacionados con las doctrina, programas y normativas internos. Ahora decidieron, como parte de ese plan nacional, acudir a sus cuadros de dirigentes para conocer los planteamientos básicos, los estatutos y programas de dirección para, incluso dirimir sus conflictos intestinos”, explica el maestro Poot Capetillo.

“Lo que distingue en este momento al PAN es ello. Hay una organización y disciplina, están retomando su estructura interna para resolver todos esos problemas que hasta hace algún tiempo los dividía”, considera.

En relación con el triunfo de Cecilia Patrón, el profesor refiere que le dará a la actual diputada federal la oportunidad de forjar un liderazgo en consenso y con el apoyo de los militantes; de grupos específicos y corrientes al interior del PAN.

“No sé en qué grado ocurra, pero no hay que descartar que ese paso que ayer dio Cecilia la erige en una candidata natural para la alcaldía de Mérida. No sé si para 2021, eso el tiempo lo dirá, o esperará que repita Renán Barrera (Concha), y ella hasta la siguiente elección. El PAN es cauteloso en ese sentido y la reorganización de las dirigencias municipales en Yucatán regresa al partido a su esencia local, más allá de las tendencias nacionales”, afirma.

A pregunta expresa, el investigador de la Uady dice que el apellido Patrón Laviada tiene un doble riesgo en cuanto al factor que jugaría en las elecciones de 2021. El hermano de la legisladora federal, Patricio, fue gobernador de Yucatán durante el período de 2001 a 2007.

“Para algunos militantes podría ser bien visto en el interior del PAN, pero habrá quienes intentarán pasar factura y decir ¿cómo está eso?, y ahí habría momentos difíciles. En todo caso todo se medirá en torno a los resultados que arrojen los panistas que ocupan cargos importantes en estos momentos, ello condicionaría quién encabezaría la posibilidad de contender por la presidencia municipal de Mérida. Si se opta por la reelección del actual o va un nuevo candidato, y para eso se requerirán de cuadros bien informados y la proyección en mayor o menor grado de la alcaldía meridana y la gubernatura, son las piezas para armar el rompecabezas.

De la supuesto rivalidad entre el gobernador Mauricio Vila Dosal y el alcalde Barrera Concha, que según algunas versiones apostaron por uno u otro candidato, el maestro Poot Capetillo señala que “no veo nada malo en que cada quien muestre sus posturas, privilegie sus estrategias y cómo aborde algunos problemas”.

“Lo importante es que ambos estén en sintonía para trabajar, y en su caso, si las hay, zanjar diferencias. La postura deber ser para fortalecer las estructuras internas. En el pasado reciente en el PAN ocurrían situaciones positivas y negativas que resultaban contraproducentes. También Cecilia debe vislumbrar ese panorama”, apunta.— Carlos F. Cámara

Desafíos de la dirigente panista Opinión

El maestro Efraín Poot Capetillo habla también de los retos de Cecilia Patrón Laviada.

Ejemplo a no repetir

“En la estructura anterior del PAN Raúl Paz Alonzo tenía dos cargos, uno partidista y el otro de elección, lo que es un arma de doble filo. Iba en ascenso político y un desaguisado le obligó a renunciar a sus aspiraciones a la alcaldía de Mérida. Eso le fue desfavorable.

Ser incluyente

Habrá que esperar y ver en los hechos, con trabajo en equipo lo que hará Cecilia Patrón, porque la ciudad capital es compleja y debe tener la sensibilidad suficiente para atender por igual a todos los grupos dentro de Acción Nacional, ser incluyente es la clave del éxito. Si logra colaboraciones, acuerdos, alianzas y apoyo andará por buenos caminos. Es un reto.

Donación solidaria entre familiares

Cuidado con los refrescos