in ,

Tiene el promotor del Estadio Sostenible un proyecto ''fantasma'' en Verona

César Esparza Portillo, socio principal de la empresa Juego de Pelota Inc., responsable del polémico proyecto para construir el Estadio Sostenible de Yucatán, enfrenta, al parecer, serios problemas en Verona, Italia, para cumplir su ofrecimiento de levantar ahí un nuevo y moderno campo de fútbol, muy parecido al propuesto para Mérida.

Concejales de esa ciudad (equivalentes a los regidores de los cabildos en México) han dicho a la prensa de Verona que la propuesta de Esparza Portillo y de su empresa Nuova Arena di Verona, SRL., es un “proyecto fantasma”, que no ha podido avanzar nada desde que se anunció hace más de dos años y medio, que solo buscaría la especulación inmobiliaria y comercial y que por eso debería ser cancelado.

Nuova Arena di Verona, SRL., sin  capacidad financiera

Es un proyecto inverosímil, entre otras cosas porque la empresa que lo gestiona no tiene la capacidad financiera necesaria, dice Michele Bertucco, concejal del Ayuntamiento de Verona.

Se trata de una pequeña compañía, de reciente creación, con un capital social de 10,000 euros, embarcado en una obra que implica una inversión de 120 millones de euros, añade.

“No somos los únicos que cuestionamos la capacidad del empresario César Esparza Portillo para gestionar nuevos estadios”, explica Bertucco.

Retoman en Italia  los reportajes de Grupo Megamedia

En reciente entrevista con la televisión de Verona, el concejal dijo que también en México se hacen preguntas al respecto y mostró en su celular los reportajes de Central 9, la Unidad de Investigación Periodística de Grupo Megamedia, que hacen un repaso de los antecedentes de este empresario norteño y de su compañía, Juego de Pelota Inc., registrada en Delaware, el paraíso del offshore.

“Creemos que es un proyecto fantasma”, insiste el concejal en un artículo de prensa.

En marzo de 2019, Esparza Portillo se presentó en Verona como director de Juego de Pelota Inc., con sede en Nueva York, y dijo  que tenía más de 15 años de experiencia en la gestión de estadios.

Medios italianos hicieron eco de los reportajes de Grupo Megamedia sobre la empresa promotora del Estadio Sostenible de Yucatán
Publicación de uno de los medios de comunicación italianos que hicieron eco de los reportajes de Grupo Megamedia sobre la empresa que promueve el Estadio Sostenible de Yucatán y ligaron con el nuevo estadio de Verona

Junto con el alcalde de esa ciudad, Federico Sboarina, anunció que había integrado la empresa Nuova Arena di Verona, SRL., asociada con el exfutbolista alemán Thomas Berthold, estrella por muchos años en el Hellas, el equipo de Primera División de Verona, con el objeto de construir un moderno estadio en el mismo lugar donde ahora funciona el viejo estadio Marcantonio Bentegodi, propiedad del Ayuntamiento y que requiere de una fuerte inversión pública para que cumpla con las exigencias de las organizaciones futbolísticas de ese país.

El Estadio Sostenible y el de Verona, con similares rasgos

César Esparza Portillo ofreció, como lo hizo en Mérida, que el nuevo estadio de Verona, con 27 mil asientos, sería una maravilla tecnológica, con las características más avanzadas de los estadios modernos del mundo. Tendría, además, un hotel con habitaciones que darán directamente al campo, espacios de trabajo para empresarios, restaurantes, áreas comerciales, etcétera.

El gran atractivo del plan sería que las autoridades no tendrían que desembolsar un solo euro. Esparza Portillo planeó un esquema de financiamiento mediante una combinación de inversionistas privados y préstamos bancarios de largo plazo.

Dijo, según la prensa veronesa, que estructuraría dos rondas de inversiones con inversionistas estadounidenses y europeos, y que trabajaría con bancos italianos e internacionales en la formulación del préstamo.

Cuestionan el financiamiento del estadio

En un artículo de prensa, Bertucco, concejal opositor, publicó que el 10 de abril de 2019, las oficinas municipales de la ciudad le preguntaron a los socios de Nuova Arena di Verona, Esparza y Berthold, cómo pensaban conseguir los 120 millones de euros que costarían las obras, considerando que su empresa estaba recién constituida y que solo tenía un capital social de 10 mil euros (unos 235 mil pesos mexicanos).

Según el concejal, el 23 de julio de 2019, los dos socios reunidos ante el notario Mondardini de Verona, lanzaron una ampliación de capital (con vencimiento el 31 de enero de 2020), por dos millones 671 mil 312 euros.

Cuestionan en Italia la seriedad de la empresa del mexicano César Octavio Esparza Portillo
"El nuevo estadio, tormenta sobre los mexicanos" dice el título de esta nota alusiva al proyecto para edificar la nueva casa del Hellas de Verona, proyecto encabezado por el empresario mexicano César Octavio Esparza Portillo

Sin embargo, ninguno de los dos socios suscribieron un solo euro. Dijeron que esperarían a la entrada de nuevos accionistas. También precisaron, en otra reunión en el Ayuntamiento el 1 de agosto de 2019, que esa sería la primera ampliación de capital de la empresa, ya que vendría otra por 30 millones de euros, luego de la aprobación del  Cabildo de la declaración de "interés público" del nuevo estadio, lo que se logró por 22 votos a favor y seis en contra, el 11 de diciembre de 2019.

Los promotores del estadio explicaron que esa declaración representaba “el prerrequisito necesario para involucrar a inversores institucionales o en todo caso más estructurados”.

Inyección económica de… ¡178 euros!

Sin embargo, de acuerdo con otro artículo de Bertucco, pese a estas gestiones “no pasó nada, ningún inversionista importante se sumó a la ampliación de capital de Nuova Arena di Verona, establecido como requisito por las autoridades de Verona para permitir la construcción del nuevo estadio”.

En realidad sí hubo una aportación, dice el concejal en su artículo. Vino de la empresa Verona Sustainable Development con sede en Florida, que abonó, en el plazo previsto para la ampliación de capital, la cantidad de ¡178 euros!

(Central 9 rastreó a esta compañía y detectó que en realidad su sede no está en Florida, sino en Delaware, donde se dio de alta el 12 de mayo de 2018, con el número 7181065, dos meses después de que lo hizo, en ese mismo lugar, Juego de Pelota Inc.).

Leer: Juego de Pelota Inc., fundado en un paraíso fiscal

Para el concejal veronés, la  solicitud de ampliación de capital no es un capricho del gobierno, sino una prueba de la seriedad y de la credibilidad de la empresa Nuova Arena SRL, “que pretende llevar al cabo una inversión tan ambiciosa”.

“Sin embargo, esa prueba no la pasó porque lo que tenemos ahora es una compañía con un capital social de 10,000 euros, que pretende realizar una inversión de 120 millones de euros”, apunta.

Según Bertucco, los promotores del proyecto no solo no han entregado una estructura financiera sólida, sino tampoco un proyecto detallado del nuevo estadio, o los cambios urbanísticos en las colonias aledañas a la obra, a más de 30 meses de su presentación. El plan “es solo otro agujero sensacional en el agua”, puntualiza.

Síguenos en Google News, da clic AQUÍ .

Así espera los pixanes una rezadora de Yucatán

Jalaveritas 2021: Vila