in ,

Cinco consejos para que tu empresa sobreviva en tiempos de incertidumbre

La epidemia de Covid ha roto en mil pedazos los planes estratégicos y los modelos de negocios de las empresas. Las cosas han cambiado de manera tan drástica en los últimos cuatro meses, que todas las organizaciones, desde las más pequeñas hasta las grandes corporaciones, están haciendo ajustes sobre la marcha para poder sobrevivir.

El escenario es complicado. Donde hace unos meses había estabilidad, proyectos y planes a futuro, hoy reina la incertidumbre.

Josué Lozano de León, socio director de Pro Mentore, una firma de consultoría especializada en el desarrollo organizacional y comercial, habla sobre cuáles son los escenarios en los que, en este entorno actual de incertidumbre provocado por la crisis sanitaria, tienen que operar las organizaciones y sobre cómo deben prepararse para gestionar de la mejor manera posible esta situación.

Un entorno diferente

Ha cambiado todo, insiste el consultor. Principalmente se ha transformado lo que tiene que ver con los hábitos de consumo, con la forma de comprar, el lugar donde se compra y las cantidades.

Con el Covid vinieron varias lecciones de vida para el consumidor, explica. “Empezamos a distinguir cuáles son los productos o servicios que realmente necesitamos, cuáles son esenciales para nuestro bienestar y nuestra salud. Nunca antes se había hablado tanto del cuidado de la salud como ahora”.

La gente ya razona su consumo, define cuáles son sus prioridades antes de hacer sus compras. “Nos pasa a todos: ya lo pensamos dos veces antes de adquirir productos o servicios que no tienen que ver con nuestras necesidades básicas: alimentación, salud, la renta, los gastos de la casa… Todo lo demás queda en un segundo o en un tercer plano y puede esperar”.

En Yucatán, continúa, hemos sentido mucho el impacto de la crisis porque nuestra vocación empresarial está orientada a los servicios y el comercio. Y en este sentido, hay una gran catidad de servicios que por su misma particularidad se han dejado de consumir, como los viajes y el turismo.

En la parte de comercio evitamos ir a establecimientos donde hay mucha gente y el sector restaurantero –tan importante para el estado- también está pasando por muchas dificultades.

“Por el coronavirus hemos modificado nuestros hábitos de compras, nos hemos vuelto consumidores más razonantes y exigentes, lo que está impactando directamente en las ventas y en el empleo”.

Innovación y creatividad

La epidemia nos ha puesto en una coyuntura en la que tenemos que ser creativos, estar ocupados y no preocupados. “Esta es una condición: no podemos dejarnos dominar por la preocupación y esperar sentados a que alguien encuentre por nosotros una solución”.

Cada empresario tiene sus propios desafíos y tanto de manera individual como con su equipo de trabajo tienen que estar atentos al contexto y buscar con creatividad la manera de salir de esta situación tan difícil, añade el experto.

El plan estratégico

Dados todos los cambios y las dudas sobre lo que se avecina, cada organización debe revisar su plan estratégico y aprovechar lo que se pueda para crear uno nuevo que considere el corto plazo y el futuro más lejano, señala Lozano.

“Lo veo con empresas que atendemos, que precisamente en estos días están replanteando el plan estratégico que tenían para este año. Esto no quiere decir que lo tengan que desechar, hay que revisarlo para determinar qué sigue siendo válido, qué se tiene que modificar, qué se tiene que enmendar y qué se tiene que agregar que no estaba considerado”.

Los ajustes al plan estratégico son indispensables, pero no es aconsejable tirarlo a la basura, porque seguramente trae consideraciones, proyectos, que todavía pueden ser útiles, agrega. “Por ejemplo, supongamos que en tu plan estratégico está contemplada la inversión en una máquina que te ayudará a elevar la producción de determinadas piezas, pero la demanda de este producto ha bajado con la crisis, por lo que esa adquisición ha dejado de ser necesaria. Sin embargo, tal vez valga la pena mantener el plan de invertir, aunque ya no sea en lo que se pensaba originalmente”.

Es aconsejable conservar tu plan de inversión y no dejarte dominar por el pánico. “Muchos en esta situación prefieren dejar de invertir, sienten miedo, pero a lo mejor están dejando pasar la oportunidad de reorientar su producción para encauzarla a lo que vivimos en estos momentos”.

Gestión de la incertidumbre

A juicio de Lozano, los empresarios pueden manejar la incertidumbre si son capaces de adaptarse al entorno y aprovechan la información sobre las nuevas tendencias del mercado. Con los meses de crisis que llevamos, dice, ya hay pautas suficientes acerca de las nuevas condiciones del mercado y de los cambios en los estilos de vida y en los hábitos de los consumidores.

“Lo mejor que pueden hacer los empresarios es acercarse a la información, pero de fuentes confiables, como el Diario de Yucatán, instituciones financieras, revistas especializadas, informes oficiales, donde ya hay datos sobre las tendencias del mercado y las decisiones que se están tomando en otros países”.

Entonces, lo primero que hay que hacer buscar información confiable que tenga que ver con el sector de mercado en el que participas, con tu giro de negocio y el de tus clientes y proveedores, reitera. El objetivo es encontrar diferentes escenarios de acción.

“Hay que insistir mucho en que no todo lo que aparece en redes sociales está fundamentado, ni debemos tomar en cuenta todo lo que dicen nuestras amistades. Hay que buscar información, documentarse, pero en medios serios y confiables”.

El experto también aconseja una práctica a la que, dice, los empresarios yucatecos no están acostumbrados: consultar con expertos. “Preguntar, preguntar, volver a preguntar hasta que nuestras dudas queden resueltas. Y no solamente hacernos de datos que estén disponibles, sino también pedirlos a quienes creemos nos pueden ayudar, porque la mejor manera de afrontar la incertidumbre es con información”.

Hasta lo malo tiene su lado bueno

El mentor individual y de empresas considera que pese a la ansiedad que provoca, la incertidumbre tiene aspectos positivos. “Nos lleva a ver posibilidades que la certeza nos impide vislumbrar”.

La certeza nos lleva siempre a escenarios muy conocidos, a condiciones que dominamos, continúa. Si la afrontamos con madurez, la incertidumbre nos permite explorar caminos que no imaginábamos que existían, escalar alturas que nos daban miedo y ensayar competencias que no sabíamos que teníamos.

“Un ejemplo, se dice que estos cuatro meses se ha logrado la noción de eCommerce  más rápida de la historia. A esta práctica se ha incorporado gente que se pensaba no tenía acceso a medios electrónicos o no los podía manejar. Hoy, personas que ni imaginaban que lo podían hacer, ya compran de manera electrónica”.

Esto es resultado de la incertidumbre, que nos lleva a atrevernos, señala. Lo peor que nos puede pasar cuando nos arriesgamos es toparnos con cosas desconocidas, que tenemos que aprender. Si te dejas dominar por el miedo que provoca la incertidumbre, te paralizas y quedas rezagado.

Sobre los líderes

Acerca de las cualidades que requieren los líderes para trabajar en escenarios complejos y de incertidumbre, pone en primer lugar la confianza plena en su equipo. Necesita hablar con todos de lo que piensa, presentarles su visión, tomar en cuenta su experiencia y sus opiniones para resolver juntos los problemas y enfrentarse a los retos.

“No lo digo desde la teoría. Cuando pregunto a clientes cuyos negocios están creciendo en la pandemia, aunque no sean necesariamente esenciales, qué están haciendo para seguir teniendo trabajo, el común denominador es: ‘Me reuní con mi equipo, le presenté los retos que debemos superar para seguir activos y entre todos hemos ido armando la solución’”.

El equipo es el que sabe lo que es posible hacer y lo que no, o lo que se debería modificar para hacerlo posible, sentencia Lozano.  

El liderazgo unilateral no sirve en estos momentos. Ante tanta incertidumbre, las ideas de varias personas –sobre todo de las que aprecian nuestra empresa y dominan lo que hacemos, a lo que nos dedicamos- pueden aportar claridad en las respuestas que podemos darles a nuestros clientes, señala.

5 consejos para sobrevivir en tiempos de incertidumbre

Por último, el experto en coaching ofrece cinco consejos para que las empresas gestionen adecuadamente estos tiempos de incertidumbre:

1. Elaborar un presupuesto de ingresos y egresos. Un presupuesto en el que se vea con claridad, por lo menos hasta fin de año, cuáles son las prioridades de egresos y cuáles los ingresos del negocio, para poder dirigir estrategias y tomar decisiones.

2. Definir qué queremos lograr. Saber a ciencia cierta qué queremos construir nos permite saber qué estamos haciendo bien y en qué estamos fallando para lograr ese objetivo.     

3. Tener un conocimiento pleno del mercado. Esto nos ayudará a identifica qué de lo que hoy produce o comercializa la empresa puede ayudar a las actividades que en este momento son prioritarias.

4. Cuidar la productividad. Hay que asegurarnos de que todos en el equipo están siendo productivos y le están aportando valor a la empresa. En estos días tan difíciles, no hay de otra. Los colaboradores venden o ayudan a vender, porque lo que necesita la empresa para seguir respirando es oxígeno, que son los ingresos. Haciendo una analogía con el Covid, hay empresas que se están quedando sin oxígeno, padecen neumonía porque no tienen ingresos o tienen pocos. Necesitamos asegurarnos de que la empresa siga teniendo ingresos.

5. Tener una reserva financiera. No basta con hacer un presupuesto para generar los ingresos que nos permitan atender el presente, si queremos que la empresa permanezca, tenemos que ir haciendo una reserva de dinero para el control de riesgos, para afrontar lo que está por venir. O sea, dentro de lo mucho o poco que estamos ingresando, tenemos que generar un apalancamiento financiero, ya sea con flujo de efectivo o con líneas de crédito, para usarlo en alguna emergencia futura.

Te puede interesar: Conoce 5 tips para vencer el miedo a hablar en público

Richard Clayderman & Raúl Di Blasio, en Mérida

nueva marcación telefónica

Nueva marcación telefónica en México, obligatoria a partir del lunes