in

Colectivos vigilarán que se cumplan resoluciones jurídicas contra el Tren Maya

Camiones de volteo en el tramo de San Bernardo el miércoles 10 pasado

Habría efectos penales por obras nuevas del tren

Activistas que defienden el territorio maya y promoventes del amparo que ordenó la suspensión definitiva de obra nueva en la ruta del Tren Maya en Chocholá, Izamal y Mérida, anunciaron que a partir de hoy vigilarán si las empresas privadas y el Fondo Nacional de Fomento al Turismo (Fonatur) cumplen cabalmente las medidas cautelares que dictó el Juzgado Tercero de Distrito del Poder Judicial de la Federación.

El abogado Roberto Sánchez Campos, integrante del colectivo Kanan Derechos Humanos, organización que promovió y obtuvo el amparo contra el Manifiesto de Impacto Ambiental (MIA) del Tren Maya, indicó que las empresas privadas y el Fonatur están obligados por ley a suspender toda obra en estos tres tramos en tanto concluye el juicio de amparo definitivo.

“Falta la audiencia constitucional en este juicio para que quede firme la suspensión provisional y la sentencia definitiva que ha sido favorable para el colectivo”, informó en entrevista. “Si continúan con los trabajos pueden tener consecuencias penales. Vamos a estar pendientes de lo que están realizando a partir de hoy”.— Joaquín Chan Caamal

Agrupación Boletín

Kanan Derechos Humanos difundió ayer un boletín, que publicamos en yucatan.com.

Suspensión definitiva

Ahí informó que el Juzgado Tercero de Distrito concedió la suspensión definitiva del proyecto Tren Maya, así que las autoridades deben de abstenerse de realizar construcción de obra nueva en los tramos Chocholá, Mérida e Izamal.

Preocupa el trato a menores

Cartón de Tony: ¿Y yo por qué? Región 4