in

Cónclave priista sin Rolando Zapata

Los participantes en la reunión priista: al frente

Frente común en busca del Consejo Estatal del PRI

Horas antes de que se anticiparan las primeras denuncias contra el gobierno de Rolando Zapata, un grupo de priistas se reunió ayer en un restaurante de la calle 60 con un propósito: formar un frente común con miras a la renovación del Consejo Estatal y el Comité Directivo Estatal de su partido.

Y en ese objetivo, a juzgar por los asistentes, no se toma en cuenta ni a Rolando Zapata Bello ni al grupo que dirige actualmente el CDE priista, con Carlos Sobrino Argáez a la cabeza, pero sí, con un lugar protagónico, a la exgobernadora Ivonne Ortega Pacheco.

La noticia de la reunión fue difundida precisamente por Ivonne Ortega en las redes sociales, con una fotografía en la que se le ve junto al senador Jorge Carlos Ramírez Marín, los diputados federales María Esther Alonzo de Magadán y Juan José Canul Pérez, el diputado local Felipe Cervera Hernández —presidente de la Junta de Gobierno y de Coordinación Política del Congreso del Estado—, los exdiputados federales Pablo Gamboa Miner y Francisco Torres Rivas —presidente del Comité Directivo Municipal del PRI—, el exgobernador Federico Granja Ricalde y el presidente en Yucatán de la Federación Nacional de Municipios de México, Sansón Israel Palma Santos. Todos están sonrientes, en un ambiente de camaradería.

La propia Ivonne Ortega, cuyo gobierno también se enfrentó a señalamientos de corrupción, reveló el motivo del encuentro: “Vamos a impulsar una planilla que participará en el proceso electivo para la conformación del nuevo Consejo Político Estatal del PRI en Yucatán, con total respeto a la representatividad de la militancia”.

La integración del Consejo Político es el paso previo a la elección del próximo Comité Directivo Estatal del PRI.

Además de Rolando Zapata, otra gran ausente en la reunión fue la diputada federal Dulce María Sauri Riancho.— ÁNGEL NOH ESTRADA

 

Defiende modelo de salud mental

David Bowie

Lanzarán un inédito de Bowie