in

Convenio contra la opacidad

Más funcionarios deberán declarar su patrimonio

El padrón de servidores públicos del Poder Ejecutivo que deberán rendir su declaración patrimonial y de intereses creció este año seis veces más porque ahora todos, no solo los jefes de alto rango, deberán cumplir con esta disposición.

Lo anterior fue la razón por la que ayer el Inaip Yucatán y la Secretaría de la Contraloría General del Estado (Secogey) firmaron un convenio para utilizar una herramienta del sistema Declara Chiapas, que cuenta con los nuevos formatos que los servidores públicos deben usar para realizar sus declaraciones patrimoniales.— IRIS CEBALLOS ALVARADO

Desde el 24 de enero de 2020 la Secogey firmó con la Secretaría de la Honestidad y Función Pública de Chiapas un convenio de colaboración para el otorgamiento de uso de la licencia del sistema Declara Chiapas, que contempla desde el año pasado los nuevos formatos para aplicarse en las declaraciones patrimoniales.

Como parte de esto se les autoriza a distribuir ese sistema de manera no exclusiva a otros poderes, entes públicos, y municipios del estado de Yucatán, mediante la suscripción de convenios específicos de colaboración.

De manera que ayer el Poder Ejecutivo mediante la Secogey firmó el convenio de colaboración con el Inaip Yucatán para otorgar la sublicencia del Sistema Declara Chiapas, para el registro y seguimiento de las declaraciones de situación patrimonial de la plantilla laboral de ese instituto.

María Gilda Segovia Chab, comisionada presidenta del Inaip Yucatán, expresó en el marco de la firma del convenio que quienes trabajan bajo el escrutinio público deben ser conscientes de que cada una de sus decisiones para ejercer el recurso público son objeto de consulta y, por tanto, es uno de los temas principales de solicitud de acceso a la información pública.

“Debe ser para nosotros motivo de celebración, ya que es nuestro deber apegar nuestra conducta a lo que la ley dicta, y todo instrumento que nos ayude a ello es bienvenido y valorado”.

“Para lograr el compromiso con la transparencia, la rendición de cuentas y el combate a la corrupción es imprescindible que todas y todos los que laboramos en las instituciones públicas realicemos nuestra declaración patrimonial y así informar a la ciudadanía de nuestros bienes e intereses, sumando con ello otra herramienta que apoye este ejercicio continuo e invaluable de la vigilancia”.

Con la firma del convenio de colaboración con la Secogey toda la plantilla laboral del Inaip Yucatán, por medio del órgano de control interno, estará en la posibilidad de llevar al cabo de manera más ágil y dar seguimiento a la declaración de su situación patrimonial, indicó.

También celebró que mediante la herramienta de tecnología de la información que les brindan tengan la posibilidad de usar ese sistema para que en el Inaip Yucatán sigan generando confianza sobre la labor que realizan. “Una sociedad con herramientas para evaluar las acciones de sus servidores públicos da como resultado un estado estable y próspero encaminado a continuar mejorando con cada paso que se dé en el día a día”.

Lizbeth Beatriz Basto Avilés, titular de la Secogey, recordó que en julio de 2016 se modificó la ley de responsabilidades administrativas federal y en consecuencia las leyes estatales, las cuales entraron en vigor en julio de 2017 y obliga a todos los servidores públicos sin importar su rango, puesto o comisión a cumplir con la declaración patrimonial y de intereses.

Antes de 2017 solo los servidores públicos con un rango de jefe de departamento o superior tenían esta obligación.

En consecuencia, el 23 de septiembre de 2019 el comité coordinador del Sistema Nacional Anticorrupción emitió los nuevos formatos para la presentación de dichas, y el 24 de diciembre de ese mismo año se dispuso la entrada en vigor de esos formatos para los Estados y municipios el mes de mayo de 2021, para aquellas declaraciones que van a presentar el ejercicio de 2020.

Como órgano interno de control, manifiesta que su labor es supervisar el cumplimiento de esa obligación, el trabajo este año será seis veces mayor, pues pasaron de tener un padrón de sujetos obligados de 10,284 servidores públicos en el Poder Ejecutivo, a un nuevo padrón en 2020 de 54,468 servidores públicos.

Con el convenio signado ayer, dijo, reafirman la disposición de colaboración y coordinación como instituciones que forman parte del sistema estatal anticorrupción “no solo porque la ley nos lo exige, sino porque entendemos que la transparencia y rendición de cuentas es un compromiso de este gobierno, y porque a través de nuestras gestiones y de este intercambio de buenas prácticas no solo eficientamos esta actividad, sino que la revestimos de legalidad”.

Luego aseguró que la presentación y publicación de las declaraciones patrimoniales es una herramienta eficaz para inhibir actos de corrupción, abre las puertas a la transparencia.

Asimismo, reiteró la disposición de la Secogey para trabajar de manera coordinada y brindar toda la ayuda continua que como instituto requieran en la aplicación del sistema Declara Chiapas, “porque estamos convencidos que juntos podemos transformar Yucatán”.

En la firma del convenio también estuvieron presentes: Carlos Pavón Durán y Aldrin Martín Briceño Conrado, comisionados del Inaip Yucatán: Ligia Patricia Castillo Góngora, subsecretaria del sector estatal y paraestatal de la Secogey; David Antonio Soberanis Ramírez, director de auditorías de tecnologías de la información de la Secogey; y Luis Javier Magaña Moguel, titular del órgano de control interno del Inaip Yucatán.

 

De un vistazo

Oportunidad

Con la firma del convenio de colaboración con la Secogey toda la plantilla laboral del Inaip Yucatán, por medio del órgano de control interno, estará en la posibilidad de llevar al cabo de manera ágil y dar seguimiento a la declaración de su situación patrimonial, indicó María Gilda Segovia Chab, comisionada presidenta del instituto.

''Qué se vaya al carajo'': Fernández Noroña arremete contra Elías Lixa

Reconstruyen en 3D la “llave” del coronavirus