in

El de la Uady, el cuarto caso de amenazas de estudiantes en Yucatán

La vigilancia policiaca en el campus de ingenierías de la Uady

MÉRIDA.- La alerta corrió como reguero de pólvora ya entrada la noche de ayer domingo. Por medio de las redes sociales se difundió lo que en principio parecía ser una broma, un simple intercambio de mensajes vía WhatsApp entre un grupo de amigos universitarios.

Sin embargo, al paso de las horas, los comentarios de uno de los estudiantes también causaron preocupación, al menos en alguno, que advirtió del riesgo, el peligro que ese tipo de expresiones en la aplicación de mensajería para teléfonos móviles dejó el usuario Yael C.R.

Leer: Suspenden actividades en el Campus de Ingenierías por presunta balacera

Las supuestas amenazas vertidas por el alumno de la Facultad de Matemáticas de la Universidad Autónoma de Yucatán (Uady), como informamos, se refieren a un tiroteo que el joven realizaría hoy lunes en el campus de Ciencias Exactas e Ingenierías, y le advertía a un compañero que se abstuviera de acudir a la escuela porque “conseguí un revólver 45 y una escopeta cv15… tengo 40 balas de revólver y dos cajas de cartuchos… así que por favor no vayan”.

La amenaza en las redes sociales, que obligó a la Uady a suspender las labores en el Campus de Ciencias Exactas e Ingenierías, en el Periférico Norte, no es la primera de su tipo que se suscita en Yucatán, particularmente en Mérida. Hay antecedentes de otros casos similares en los últimos dos años.

Te puede interesar:Intensa vigilancia en facultad de la Uady por “amenaza” de balacera

Es la cuarta ocasión en el Estado que se presenta un suceso similar, posterior al evento trágico en un plantel de Monterrey Nuevo León, el 18 de enero de 2017, cuando un estudiante de secundaria del Colegio Americano del Noreste atacó a balazos dentro del aula a su maestra y a tres compañeros y luego se disparó en la boca.

Primera alarma

Cinco días más tarde, el domingo 22 de enero, un alumno de segundo de preparatoria de la Escuela Modelo envió una advertencia por el servicio de mensajería WhatsApp a unas compañeras: “No vayas mañana a la escuela me caes bien (sic)”, escribió debajo de una fotografía en la que se apreciaba una mano sosteniendo un revólver, lo que detonó la alarma entre la comunidad educativa privada y las corporaciones policíacas. Por lo que pareció una broma de mal gusto el adolescente fue expulsado definitivamente.

Otro caso

A raíz de ese amago, dos días después se activó un protocolo de seguridad y la revisión de mochilas en la Secundaría Técnica No. 7 “George Franklin Gaumer Kliero”, de Izamal, después de que autoridades municipales detectaron un mensaje intimidatorio de un alumno en las redes sociales, sobre un posible ataque en escuelas, específicamente en la preparatoria estatal “Serapio Rendón”, en el sur de la capital yucateca.

Tercer aviso

Dos meses más tarde, como una bola de nieve rodante, el rumor comenzó a crecer en las redes sociales. La noticia trascendió los muros de la institución educativa y se hizo viral no sólo en internet,  también entre corrillos de la institución educativa y más allá. Un alumno de la Universidad Marista fue expulsado por hacer “comentarios irresponsables en tono de amenaza” a algunos de sus compañeros.

El estudiante del cuarto semestre de la Escuela de Arquitectura de la Universidad Marista de Mérida hizo algunas expresiones inadecuadas, en tono amenazante, contra dos compañeros de clases a los que les habría dicho: “A ustedes no los voy a matar porque están de rojo”. El hecho fue la semana anterior al período de asueto de lunes y martes de Carnaval y se conoció el 3 de marzo de 2017.

El cuarto hecho

A partir de anoche, por el nuevo caso de graves advertencias, de inmediato la Secretaría de Seguridad Pública desplegó una vigilancia en el Campus de Ciencias Exactas e Ingenierías, y en otras facultades y escuelas de la Uady, como medida de prevención. Además, el Dr. José Angel Méndez Gamboa, director de la Facultad de Matemáticas de la máxima casa de estudios de Yucatán circuló un comunicado en el que avisó que se suspendían ayer  las actividades académicas.

Más tarde, el Dr. José de Jesús Williams, rector de la Uady, ofreció más detalles del hecho, de lo que se informa en otra nota.

En los tres incidentes que se caracterizaron por la advertencia del uso de armas para atacar en los colegios, uno público y los restantes, privados, la situación no pasó a mayores, y terminó, como indicamos, con la expulsión de los autores de los mensajes digitales.

Del suceso de la preparatoria “Serapio Rendón”, sólo se dio a conocer que la Policía Cibernética de la Fiscalía detectó que el mensaje salió de una cuenta de Facebook de Izamal.— Carlos Fernando Cámara Gutiérrez 

Concluye la protesta de taxistas; se levanta plantón en Paseo de la Reforma

El abogado Juan Collado Mocelo, quien seguirá en prisión pues un juez federal ratificó la vinculación a proceso por los delitos de delincuencia organizada y lavado de dinero (Foto de archivo)

Fiscalía, autorizada para revisar cuentas de Juan Collado: Tribunal