in ,

En la ruta del contrabando

Osvaldo Antonio Santín Quiroz

Evasión fiscal de $900 Mlls. por la venta de cigarros

La Península de Yucatán es paso para traficantes de cigarros ilegales en el país, que dominan el 17% del mercado nacional del tabaco y obtienen millonarias ganancias, según informó en esta ciudad Gastón Zambrano Margaín, presidente del Consejo Nacional de la Industria Tabacalera (Conaintra).

Los cigarros ilegales vienen de contrabando de China, Vietnam, India y la ruta del tráfico en el sur del país tiene su punto central en Belice, desde donde inicia su recorrido terrestre pasando por Quintana Roo, Yucatán y Campeche hacia el centro del país, que es donde se distribuye al mercado negro, señaló el dirigente.

Zambrano Margaín participó ayer en la ceremonia de destrucción de los casi 11 millones de cigarros en la explanada interior del Sistema de Administración Tributaria (SAT) en Mérida.

En el evento, el titular del SAT en México, Osvaldo Antonio Santín Quiroz, informó que el contrabando de tabaco crece por el alto consumo en el país y que en este sexenio ya decomisaron y destruyeron 400 millones de cigarros extranjeros.

El funcionario indicó que la evasión fiscal por la venta de cigarros ilegales decomisados asciende a unos 900 millones de pesos.

Solo en la zona sur del país, integrado por nueve estados, entre ellos Yucatán, Campeche y Quintana Roo, hasta el mes pasado el SAT había recaudado $851 millones en sus acciones de fiscalización del comercio exterior en los últimos seis meses, explicó el funcionario.— Joaquín Chan Caamal

 

Destruyen millones de cigarros ilegales

Juan José Abraham Dáguer